Padres

Mellimamá Idea guardada 3 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Adiós cuna, adiós: de bebés a niños

cuna-a-cama


¿Hay alguna etapa ideal  para cambiar la cuna por la cama? La respuesta es NO.

Hace meses que en casa los mellis, inquietos como pocos, intentaban saltar el “cerco” y con lo difícil que es arrear al ganado, no nos quedó más remedio que transformar la cuna evolutiva en cama.

Y tuvimos que decir “Adiós cuna, adiós…” Y ahí empezó el baile….

Cuna o cama, esa es la cuestión…

Esto de pasar de la cuna a la cama es algo que, en ocasiones, se improvisa, cada familia lo hace cuando le parece adecuado o no le queda más opción. Hay pequeños que son desprovistos de su cuna y pasan a la cama de mayor pasado escasamente el año, otros que permanecen en ella hasta que casi no pueden ni moverse y en algunos casos, la llegada de un hermanito acelera que el mayor tenga que ir acostumbrándose a una cama grande aunque se sienta perdido en un enorme colchón.

La cuna para muchos niños supone un lugar de confort y seguridad  apretadito como en la panza de mamá y durante la noche los barrotes marcan los límites de la cama. A medida que crecen, dormir en una cuna con barrotes les da a los  niños la sensación de estar atrapados, sin esa libertad que experimentan durante el día. La cuna tiene barreras visibles, pero la cama no. Para que los niños comprendan que una cama tiene límites “imaginarias” dentro de las cuales uno debe permanecer es necesario que haya alcanzado un cierto nivel de desarrollo cognitivo. Por tanto, al quitarlos, los niños deberán adaptarse a otro espacio y también tendremos que hacerlo los papis (a base de paciencia!).

También habrá niños a los que les cueste más dar el paso. Sea una situación u otra siempre conviene que les expliquemos las causas del cambio y les estimulemos. La nueva cama debe ser agradable para los niños y lógicamente deberán contar con una barandilla lateral, ser sencilla y segura, así como tener un colchón y altura adecuados para su edad.

Comunicación y comprensión del cambio

El traslado del niño de la cuna a la cama implica un cambio muy importante para nuestros hijos. Por esto,  es recomendable hablar con ellos y explicarle el porqué de la nueva situación: ya son más grandes, tendrán más espacio para dormir junto a sus juguetes.

También es necesario hacerles ver que la mayor libertad de movimiento que adquiere con la cama no implica que deba salirse de ella continuamente, sino que debe aprender a respetar su sueño y el de los demás y solo levantarse cuando tenga que ir al baño (en los casos en los cuales ya van solitos al baño por la noche) o para otras necesidades importantes.

Este punto, sobretodo con mellizos y gemelos es el más difícil, ya que la libertad a dúo hace que a veces se desmadren y tengamos que estar detrás de ellos para que las horas de sueño no se transformen en un momento de esparcimiento cuando ambos están aún despiertos. En mi caso lo que me está funcionando es dormir a uno de los dos, de este modo, el otro se relaja. Si están los dos despiertos, uno motivará al otro para hacer una “fiesta” en lugar de rendirse a los brazos de Morfeo.

Buscar el mejor momento

De todos modos, en todos los casos hay indicios que nos alertan de que nuestros pequeños están próximos a dejar su cuna de bebé, perdiendo los papis esa última esperanza  de tranquilidad a la que nos habíamos aferrado. Los dos años son un  buen momento, ya que los niños en esta etapa adquieren una mayor movilidad (cuando no vuelan!) y no dudan en saltar barrotes para liberarse de la imposición de los barrotes, etapa que (sí, viene todos junto!!!)  coincide con el control de esfínteres y le proporcionará mayor autonomía para ir al baño. Otro factor que incide al a hora de tomar la decisión es el tamaño de nuestros pequeños.

Ernesto Sáez Pérez, pediatra y autor de la obra “¿Qué le pasa a mi hijo?’” señala que la regla general es “que si un bebé mide unos 90 centímetros y ya puede escalar y salir fuera de la cunita, ya está listo para dormir en la cama”. Aunque, tal como apunta el pediatra, “algunos niños son muy ágiles y consiguen saltar los barrotes antes de alcanzar esa altura; mientras que otros son más perezosos y ni siquiera lo intentarán”. Y otros, como los mellis, lo hacen a dúo!

En caso de niños más nerviosos, el traslado a la cama debe realizarse sobre todo para preservar la seguridad del pequeño y evitar que se produzca alguna lesión cuando intente salir de la cuna.

La elección de la cama

La nueva cama donde duerma el niño/a debe proporcionar a los padres la misma seguridad que la cuna. Por ello deben tener en cuenta algunos aspectos:

que no tenga esquinas punzantes para evitar golpes peligrosos para el niño.

si tenéis mellizos o gemelos, pensar muy bien si tendréis literas o no, ya que en muchos casos el que subir y bajar puede transformarse en un juego permanente lo cual dificultará el dormir.

preferiblemente, que tenga una altura adecuada para que el pequeño pueda subirse y bajarse de ella con comodidad.

es aconsejable colocar, al principio, una valla de seguridad en los laterales, para impedir las posibles caídas al suelo durante la noche.

si tiene barrotes en el cabecero, la distancia entre ellos debe imposibilitar que el pequeño pueda quedar atrapado.

La seguridad en el hogar

A partir del momento en que el niño pasa a la cama, es necesario extremar las precauciones en el hogar para preservar su seguridad en caso de que se levante solo por la noche. Hay que ser consciente de que lo que antes podía no representar ningún peligro, ahora si puede tenerlo. Algunas pautas que se deben tener en cuenta son:

Dejar bien cerradas las ventanas a las que pueda acceder fácilmente.

Cerrar la puerta de la casa con llave siempre

Antes de irnos a dormir, revisar que no nos hemos olvidado ningún elemento cortante sobre la mesa de la cocina o cualquier otro elemento que pueda ser peligroso para los peques.

Dejar una pequeña luz encendida para evitar tropiezos y que se desoriente si se levanta.

Si tenéis escaleras, cerrar con una barandilla el paso para evitar caídas.

Continuar con los hábitos del sueño

La transición de la cuna a la cama implica que el cambio se produzca cuando nuestros hijos tengan ya el hábito de dormir adquirido, sobretodo para evitar que la noche se convierta en un continuo deambular de de una habitación a la otra. Para afianzar este cambio, es importante mantener las mismas rutinas de sueño habituales :

Continuar con las rutinas y horarios habituales. (baño-cena-cama) de modo que la pauta siga siendo la misma que cuando dormía en cuna

Mantener su peluche u objeto habitual que les ayuda a conciliar el sueño.

Leerle sus libros habituales antes de dormir junto a la nueva camita.
Nosotros arrancamos con esta nueva etapa junto con la operación pañal a pleno, cosa nada sencilla ya que todos los cambios  lógicamente  implican una adaptación, y el bajar de la cama dos por tres es moneda corriente en casa. Hay que ser firme aunque a veces no puedes dejar de reírte internamente, como cuando estamos cenando y se asoman cuerpo a tierra con sus miradas cómplices. Y es que nuestros pequeños han dejado de ser bebés!

Llegará un momento en que el dormir sea tan habitual como lo era en las cunas, solo es cuestión de paciencia, muuuuucha paciencia, dedicación, aprendizaje, enseñanza y mucho amor.

La entrada Adiós cuna, adiós: de bebés a niños aparece primero en MELLIMAMA.

Fuente: este post proviene de Mellimamá, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Muy feliz 2017!!!

Como ha pasado el tiempo!!! Espero que hayais tenido un fantástico año. Yo por mi parte, no he parado este 2016 con nuestra  adaptación a nuestra nueva vida al otro lado de España,  con los mellizos, ...

Los niños y el cine

Ir al cine con pequeños sin morir en el intento Una de las actividades que podemos hacer con los peques también durante el verano es ir al cine los días que el tiempo no acompaña para disfrutar al air ...

Los niños y el consumo

Primero consumo, luego existo “Tenemos que comprar” esto, esto otro, “Este no que está roto, hay que comprar uno nuevo” y tantísimas frases que seguro que como madres o padres ...

Recomendamos

¡No te pierdas nuestra selección diaria!

Suscríbete y recibirás en tu correo nuestras mejores ideas

Suscríbete ahora

Relacionado

dormir bebé descanso bebé cómo descansar bien ...

Trucos para que el bebé descanse en la cuna

Desde bien pequeños, debemos conseguir que los niños duerman solos, si tener que acostarse en la cama de sus padres. Primero tendremos que colocarles en una cunita en nuestra habitación para luego terminar desplazándoles a su habitación cuando vayan siendo más mayores y así conseguir que no tengan dependencia de los padres a la hora de dormir. Sin embargo no sólo es importante que duerman, lo fund ...

Bebés Guia de Compras Vida en familia ...

Cuna de colecho. Elige dormir con tu bebé

Una cuna de colecho son una opción perfecta si hemos optado por dormir con nuestros bebés. Una de las preocupaciones que surgen cuando queremos dormir con nuestros bebés, es el temor a hacerles daño mientras dormimos. Pensamos que podemos aplastarles sin querer, o darles un golpe al movernos Aunque la probabilidad de que esto pase es bastante remota, para quedarnos más tranquilos podemos usar una ...

cuna para bebés qué cuna comprar qué cuna elegir ...

¿Qué cuna comprar para mi bebé?

Estás esperando un bebé y llega el momento de comenzar a preparar su habitación. La cuna es de lo más importante que tendrás que comprar, ya que debemos tener en cuenta, que cuando el niño es recién nacido pasa gran parte del tiempo durmiendo. No sólo es necesario que garantice un buen descanso al bebé, sino que también cumpla las normas de seguridad. Teniendo claro esto, el diseño de la cuna ya q ...

altura cuna altura cama medidas cama ...

La altura de la cuna y de la cama

Durante los primeros años de vida, el descanso es algo fundamental en la vida de un bebé. Por ello, la mayoría de los padres se esfuerzan bastante en la búsqueda de una cuna que cumpla todas las características necesarias para asegurar la máxima comodidad de su hijo. Cuando llegamos a casa con el bebé, lo normal es que pase algunos meses en un moisés o cunita pequeña. Pero a partir del cuarto mes, ...

embarazo apego colecho ...

El sindrome del nido y la habitación del bebé

Ahora que he llegado a la semana 20, y aún desconozco el sexo de mi bebé, he estado recordando cuando #PapaGenial y yo, presos del síndrome del nido, decidimos crear un espacio para #MiniMoi decidimos decorar "la habitación del bebé". Había leído tanto sobre el apego, el concepto del continuum, y el colecho, que estaba mas que decidida que así iba a ser nuestra crianza, y por lo tanto re ...

trucos para bebes trucos para niños bebés

Como conseguir que tu bebé duerma del tirón

Por lo general, cuando han pasado un par de semanas desde que llegamos del hospital nos empezamos a preguntar cuando llegará el momento en el que nuestro bebé dormirá toda la noche sin interrupciones. A esas alturas estamos agotados y nos preguntamos "¿Cómo hacemos para que nuestro bebé duerma? "Mi bebé no puede dormir!" decimos a través de los ojos rojos y llorosos cansados​& ...

chuparse el dedo crianza chupete

Pautas para dejar el chupete

Hace unos días conté que la pequeña había dejado el chupete. Un poco tarde, ya con 3 años pero a tiempo para evitar deformaciones en el paladar o los dientes. No ha resultado complicado. Siguiendo unas pautas muy sencillas, dejar el chupete no será nada traumático, la mayoría de los niños dejan de usar el chupete sin problemas. Hay padres que no quieren que sus hijos usen chupete y nunca se lo of ...

¿Dónde Hay? Baby Shower Ropa ...

Como hacer dormir a un bebé con el saco de dormir Zleepy

Qué es un Zleepy? Como hacer dormir a un bebé,  Zleepy saco de dormir brinda seguridad A+ (A+ baby security sleeping bag) para niños de 0 a 36 meses. Ha sido desarrollado para brindar el mayor confort y seguridad a tu bebé mientras está dormido, manteniendo la temperatura ideal a la que el cuerpo debe estar. Ofrece un sueño reconfortante para el bebé y toda la familia. Reemplaza sábanas y cobijas; ...

saquito cuna saquito saquito bebé ...

Saquitos para bebés, tanto para cuna como para capazo

La semana pasada os propuse hacer una lista con cosas imprescindibles para los recién nacidos (podéis ver aquí la lista). Aunque yo no la incluí muchas de vosotras habéis indicado los sacos para dormir como una buena inversión tanto para la cuna, como para la minicuna o el capazo. Se trata de una alternativa a las mantas o el nórdico perfecta para evitar que se destapen y pasen frío por la noche. ...