Padres

Educar para el futuro Idea guardada 64 veces
La valoración media de 173 personas es: Muy buena

Las necesidades de los niños

Hemos visto al principio del ebook que cada niño es distinto y que, como las plantas, cada uno tiene sus propias necesidades en mayor o menor medida. Los niños necesitan expresar de alguna manera esas necesidades para que un adulto les ayude y enseñe a satisfacerlas. Mientras que los niños sean dependientes de nosotros necesitan que cubramos sus necesidades (el ser humano es el animal que tiene un periodo más largo de dependencia de su cuidador y para que cuando sean adultos sepan satisfacer sus necesidades primero necesitarán que éstas sean cubiertas por otros, hasta que estén preparados para “volar” solos. Esto es aplicable a cualquier tipo de necesidad).

Cuando un bebé tiene hambre llora y el adulto lo alimenta. Si al cabo del rato vuelve a llorar mira que puede ocurrirle y le revisa el pañal, si tiene frío o calor, si tiene sueño, etc. Un bebé llora y pensamos ¿Qué le pasará?

Un niño que se está portando mal es como ese bebé que llora porque es el único recurso que tiene para expresar lo que le pasa.

¿Qué pensamos cuando un niño se porta mal (portarse mal es igual a llanto de bebé)?  Pensamos de todo menos “¿qué le pasará?” El niño nos está queriendo decir algo, está demostrando su malestar interno, pero no sabe cómo expresarlo de forma “adecuada” para los adultos.

Todos tenemos necesidades físicas y necesidades emocionales. Las necesidades físicas sabemos cuáles son: alimentación, descanso, estar limpios, no pasar frío ni calor, etc. Estas necesidades físicas son muy importantes, son las primeras interacciones con el mundo que los bebés establecen. Cuando satisfacemos las necesidades físicas de un bebé también estamos cubriendo sus necesidades emocionales de contacto y amor. El bebé toma sus primeras decisiones sobre cómo es el mundo gracias a estas interacciones.

En los niños, las necesidades físicas pueden influir en su comportamiento si no están cubiertas. Por ejemplo, el sueño o el hambre, no sé si a ti te pasa pero a mí me ocurre con mis niños que si se acuestan tarde por la noche, la mañana siguiente la pasan llorando por todo, peleando entre ellos y quejándose por la mosca más pequeña que les pase volando por al lado. Están mucho más susceptibles y todo les molesta más. Y si tienen hambre..¡Uf! Creo que esto es algo que todos sabemos de primera mano.

necesidades niños


Ahora vamos a ver las necesidades emocionales. El sentirse querido, aceptado, seguro, sentir confianza en las personas, saberse útil y valioso, sentir que tenemos una función.en definitiva, sentirse conectados. Son todos ellos aspectos muy importantes para el bienestar emocional.

Los niños necesitan como el agua todos estos sentimientos para desarrollarse emocionalmente sanos y fuertes.

Para que estas necesidades estén satisfechas los niños necesitan estar rodeados de un ambiente nutritivo, que favorezca ese bienestar emocional que necesitan. Igual que las plantas crecen y se desarrollan en el clima que es más adecuado para ellas, los niños también necesitan un clima que ayude a satisfacer sus necesidades.

Cuando se genera una falta de bienestar emocional,  el niño puede sufrir y sentir agitación emocional, lo cual puede que lo lleve a portarse mal intentando buscar el modo de cubrir sus necesidades. Ahora bien, entre estas causas (las necesidades) y el efecto (las conductas que vemos) existe un proceso que tan solo depende del niño: La interpretación que éste haga de las experiencias que viva. Y esto es algo que no podemos controlar.

Cada uno de nosotros llegamos al mundo con nuestro propio esquema mental, nuestras características innatas, y gracias a ese “esquema” mental interpretamos el mundo.

Los niños perciben lo que ocurre a su alrededor y según su esquema mental realizan una interpretación de lo ocurrido. En base a esta interpretación elaboran sus propias creencias, y en función de estas creencias toman decisiones sobre qué es lo que van a hacer. Por ejemplo, un niño que no disfrute de un ambiente de bienestar emocional puede llegar a la conclusión que debe comportarse mal para lograr satisfacer sus necesidades y otro niño en la misma situación puede decidir que lo que tiene que hacer es pasar desapercibido y no molestar para que nadie le haga daño.

Con esto, a dónde quiero llegar es que, por muy bien que queramos hacer las cosas con nuestros niños, no somos perfectos sino humanos, y siempre puede haber algo que nuestro niño interprete de una manera equivocada y que le afecte muchísimo a pesar de que nosotros estemos intentando darle un ambiente de amor y bienestar. Eso no significa que seamos malos padres o malas madres.

(Este es un fragmento del ebook Atrévete a educar sin castigar. Puedes verlo aquí. Puedes ampliar información en él. También puedes leer más acerca de las necesidades de los niños en muchos de los artículos del blog).

¡Un abrazo!

.

Fuente: este post proviene de Educar para el futuro, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Quiero ganar dinero, mamá.

El dinero, un tema tanto o más tabú que el sexo, es un tema que intento tratar con mis hijos del modo más neutro, natural y abierto posible. Desde hace unos meses mi hijo quiere ganar dinero y así me ...

¡Hoy están insoportables!

Todo comenzó en la cola para pedir comida preparada del Ikea. Los niños no paraban de tocar las galletas y los paquetes de patatas fritas que estaban tan bien expuestos a lo largo de toda la cola. Fue ...

Recomendamos

¡No te pierdas nuestra selección diaria!

Suscríbete y recibirás en tu correo nuestras mejores ideas

Suscríbete ahora

Relacionado

Recomendaciones amor cariño ...

Atrévete a educar sin castigar

Ya conocéis a Nuria Ortega porque os hablé de ella aquí. Ella es la escritora del libro “Atrévete a educar sin castigar” y es la persona que hay detrás de Educar para el futuro. Hos noy hace una pequeña introducción de su libro y ¡nos regala un ejemplar en formato e-book para sortearlo! ¡¡Suerte a todos!! Cierra los ojos e imagina que tus hijos tienen 25….30 años…. ¿qué te gustaría ver ...

disciplina positiva niños educar sin gritar ...

¿Eres una madre perfecta?

Ser madre 24 horas sin descanso de día ni descanso de noche muchas veces resulta agotador. Por mucho que te cuenten antes de ser madre y por mucho que te imagines, no lo sabes hasta que no llega el momento de comprobarlo por tí misma. Cuando llega ese día en el que descubres que estás embarazada la vida empieza a tomar otro cariz. Ya no eres sólo tu, estás dando vida a un ser maravilloso. Lo más m ...

embarazo me dijeron que mi hijo era infeliz

Cuando me dijeron que mi hijo era infeliz

Como la mayoría de las madres que deben reincorporarse a sus empleos luego de la baja de maternidad, recurrí a una guardería para poder dejar a mi hijo, lo que nunca imaginé es que llagaría aquel día en que me dijeron que mi hijo era infeliz. Cuando dejas a tu bebé, tu preciado hijo en la guardería, piensas en que ese lugar que has estudiado previamente, del que te has asesorado en cuanto a su mét ...

compaginar perro y bebe familia familia perro y niños ...

Compaginar la vida familiar con perro y bebé

Lo que más me emociona de haber formado una familia es que la hemos moldeado a nuestra medida, y que a pesar de ser 4 miembros con necesidades muy diferentes, al final somos capaces de organizarnos y funcionar juntos. Y eso que compatibilizar la vida de una familia con perro y un bebé a veces no es fácil, pero si posible. Hace tiempo que quería hablar de ello, porque estoy segura de que hay mucha ...

educación

Criando niños emocionalmente saludables

Desde el momento en que nacen nuestros hijos, como padres estamos en sintonía con todas sus necesidades. Somos muy cautelosos y nunca dejamos de revisar sistemáticamente su salud física. Sin embargo, ¿con qué frecuencia nos tomamos el tiempo para entender y evaluar lo emocionalmente saludables que son nuestros niños? Para cada bebé vulnerable nacido en este mundo, la familia tiene la mayor influen ...

General

LECHES DE CRECIMIENTO: LO QUE DEBES SABER SOBRE ELLAS

A partir del primer año de vida , si se combina o se suspende la lactancia materna, podemos optar por dos alternativas en el consumo de leche: la de vaca que también tomamos los adultos o la de crecimiento, indicada para niños de 1 a 3 años.  Marisa Vidal, Doctora en Nutrición y Tecnología de Alimentos de Nestlé responde a todas vuestras preguntas sobre el tema. Cuando hablamos de leche de crecimi ...

pediatría consejos desarrollo en niños ...

Cosas que no sabías sobre el desarrollo en edad preescolar

Entre los 2 y los 5 años de edad el desarrollo en niños está marcado por la emergencia del lenguaje y la exposición del niño a una esfera social en expansión. En las etapas iniciales de la infancia, los niños aprenden a alejarse y acercarse otra vez a la seguridad de un adulto o progenitor. Durante la edad preescolar exploran la separación emocional, alternando entre la oposición tozuda y la obedi ...

Disciplina Positiva

Demostrar afecto soluciona conflictos

Demostrar afecto a nuestros seres queridos especialmente a nuestros hijos es algo fundamental y básico para que en el día a día la vida fluya con normalidad y los conflictos cuando surjan sean resueltos de manera respetuosa, rápida y sencilla. Cuando uno no se siente querido, no se siente importante y pierde el sentido de pertenencia en la familia, se desconecta. Si  un niño se ha desconectado y t ...

general carlos gonzález crianza con apego ...

Mi selección de libros imprescindibles sobre crianza respetuosa

Si has visitado nuestra sección de libros mágicos te habrás dado cuenta de que me encanta hacer recopilatorios de libros. Así que hoy te traigo mi gran selección de libros relacionados con la crianza. Como puedes intuir, todos están enfocados en una crianza basada en el respeto del niño y en la nutrición afectiva como los pilares fundamentales para un desarrollo armónico del niño. No todos son li ...

crianza neurosis niños

¿Padres o colegas?

Actualmente existe la creencia de que los padres tienen que ser "amigos" de sus hijos. Y quienes lo consiguen presumen de ser familias "democráticas", de tratarse de igual a igual... Pero muchos sabemos que esto no es lo adecuado. Que los niños necesitan, además de afecto y cuidados, normas, límites, adultos de referencia capaces de ofrecer seguridad, contención y guía. Pero ho ...