Padres

Blog de fátima Idea guardada 8 veces
La valoración media de 6 personas es: Muy buena

Cómo hacer más llevadera la vuelta al cole y no morir en el intento

La vuelta al colegio puede llegar a ser la eterna pesadilla de cada padre, todo depende de cada niño. Yo era de aquellas que en verano se aburría y deseaba regresar a las clases lo antes posible. Mientras, mi hermano, lloraba, gritaba y protestaba cada septiembre. Probablemente si mi madre no hubiese encontrado la manera de hacerme llevadera el retorno, no os estaría ahora escribiendo, ¿no?



No existe nadie que conozca mejor a una persona que sus padres. Saben perfectamente de dónde flojea cada hijo. ¿Mi caso? Soy una niña que se perdía en las papelerías de cada centro comercial. De hecho, irónicamente, los fines de semana trabajo de dependienta en una sección de vuelta al colegio vendiendo artículos como cuadernos, bolígrafos, rotuladores... Sí, me he gastado la mitad del sueldo comprando cosas así. Independientemente de eso, mi madre todos los años me llevaba una semana antes de empezar las clases a comprar los libros, los cuadernos, bolígrafos de miles de colores, borradores, etc. Es decir, renovaba casi todo mi estuche. Siempre había una excepción, la mochila. Intentaba que se me rompiera cada año, pero es que aguantan bastante bien... Así que mis padres decidían en verano darme una especie de paga para que lo ahorrase. Me lo podía gastar en lo que quisiese pero teniendo en cuenta que si ese año quería una nueva cartera, no me iba a dar más. Un encanto de padres, inteligentes como era de esperar. 

Por otra parte, el problema de horarios, lo sufrimos como ninguno. Mi hermano podía dormirse a las ocho de la tarde como a las doce de la noche. Le daba igual. Adora su cama. Por otra parte, estaba yo. Activa como ninguna, por muy poco hiperactiva, no había quién me acostase. Podría descansar dos horas que al día siguiente estaba como una rosa. No supe lo que eran las ojeras hasta que llegué a la universidad. Y la verdad que me costaba como dos semanas coger el truco de irme antes a dormir. ¡Ya cuando veía que me moría de sueño en clase! Sin embargo, los últimos años mi madre decidió instaurar una rutina un mes antes de las clases, irnos acostando cada vez más pronto. Os lo explico bien: si en vacaciones íbamos a la cama a las doce; un mes antes íbamos a la once. Tres semanas antes a las diez. Cuando quedaban dos a las nueve y en la última a las ocho. Por supuesto que nos costaba dormirnos, pero os aseguro que para cuando empezaron las clases, ya estaba acostumbrada. Naturalmente, a medida que crecíamos nuestro horario era más flexible pues con 16 años irme a las 20 a dormir era impensable.

Antes os comenté que mi hermano ha sido insufrible para comenzar las clases. El truco para calmarle, y que aún funciona con sus 28 años de edad, es llevarle de compras. Le encanta ser elegante. Desde muy pequeño denota cierto gusto por vestir bien. De hecho, siempre antes de cada inicio de curso, iban a por chándales, uniformes, calcetines, etc. Y él más feliz que una perdiz disfrutaba estrenándola. 

Respecto al tema de integrar tiempo para hacer los deberes. El mejor consejo que os puedo dar de cara al verano que viene, es no abandonar el hábito de que hacer tareas escolares. Entiendo que las vacaciones sean para descansar, pero luego volver a intentar incorporar el horario de deberes puede ser insufrible. Los cuadernos de repaso, además de ser la excusa perfecta para no abandonar la rutina, son perfectos para que refuercen todo lo aprendido en la escuela. Y no os voy a mentir, es difícil, porque para ellos como para mí, terminar las clases era no hacer nada, pero con ingenio y con un poco de refuerzo positivo en la tarea, seguro que se hace más llevadero. Al menos ese era mi caso. Al principio mi recompensa era poder salir con mis amigos, tener tiempo libre y acabé aprendiendo que si lo hacía en tres días tenía el verano libre. Luego mis padres decidieron introducir el refuerzo negativo si lo hacía antes, como no bañarme en la piscina. Lo que he comentado, depende del niño, pero vosotros como padres sabéis cómo es vuestro hijo. 



Por supuesto, otro tema que quería introducir es "no meterles miedo" con la vuelta a clase. Recuerdo mi segundo de bachillerato con mensajes negativos de: "este curso es muy difícil y tienes que esforzarte al máximo", "vas a tener muy poco tiempo libre, valóralo ahora" o cosas similares. El miedo que le cogí ese año a las clases era increíble. No quería empezar. Me compraron hasta un ordenador, pero que me empeñaba en no ir y no. Quería estudiar desde casa, a mí me daba miedo. Siempre es verdad que jugaron con el factor de ver a mis amigos, los profesores y eso motiva. Mi padre "que me conoce bastante bien" supo como guiarme: ese año tenía a mi mejor amigo ventana con ventana y me lo recordaba todos los días durante los primeros meses. 

Y llegando al primer día de clase, obviamente os voy a decir lo típico que todo el mundo dice: preparar todo la noche anterior el primer día de clase. Pero si hay algo que veo necesario, si es posible porque algunos padres no pueden, es llevarles el primer día a clase. Es lo mejor, se sienten más seguros. Mis padres por ejemplo, muchas veces no podían pero tenían un ritual que a mi hermano y a mí nos encantaba: hacernos una fotografía de nuestro outfit, (lo sé, suena muy moderno), del primer día. Estábamos deseando salir por la puerta para posar. Y la verdad es que nos despertábamos más contentos. Al día siguiente, no hacía falta cosas así, la magia de querer ver a los amigos ya era motivación suficiente



Lo importante al final es conocer a nuestros hijos. En mi caso tengo algo claro, la rutina de la fotografía va a seguir en mi familia porque ver las fotografías después de años es gracioso. Se nota la cara de sueño pero también la ilusión de volver a empezar.  

Espero que os haya gustado el post. No dudéis en contárnoslo en redes sociales. 

 
¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

¡No te pierdas nuestra selección diaria!

Suscríbete y recibirás en tu correo nuestras mejores ideas

Suscríbete ahora

Relacionado

guardería y colegio colegio profesores ...

Cómo estudiar y no morir en el intento

Los peores pronósticos escolares se cumplieron, nos tocó la profesora más exigente de todo el colegio. Una profesora que de un tema de 4 hojas te saca tres días seguidos de exámenes , que de una hoja de una lectura sabe hacer un diccionario del que tenemos que aprender hasta las comas, la que te motiva cada día para que vayas con ganas al cole....por los coj... que diría mi madre. Esto es un no p ...

Crianza/Educación Pedagogía Waldorf acompañamiento ...

Prepararse para la vuelta al cole: cómo recuperar el ritmo

El verano es una época tan expansiva que a la mayoría de nosotros volver a los horarios estrictos de septiembre (trabajo, cole,…) puede causarnos verdadera angustia y sin duda, un tiempo de adaptación. Imagínate entonces para un niño/a que durante todo el verano suele poder levantarse cuando quiere, dormirse mucho más tarde, comer a deshoras,… ¡lo que le supone acostumbrarse de golpe a ...

Vuelta al cole, vuelta al blog

@laveradonna Después de un año tratando de reorganizar mi vida, he decidido volver a escribir en el blog, entre varias razones, como que comienzo a tener un poco mas de tiempo, me encanta plasmar aquí mis experiencias de vida, me desahogo. Este viernes 8, Mini Moi comienza su segundo año de infantil, y a pesar de mis dudas de hace un año, puedo decir que el balance fue mas que positivo, a mi niñ ...

Vuelta al Cole

Pues ya es un hecho, hemos vuelto al cole!!! Hemos vuelto a despertarnos temprano, lava, viste, prepara merienda, desayuna, peina.... elegir la ropa según el día que hace (a las mañanas refresca o llueve y al medio día Alicia sale que le sobra todo). Ya estado media tarde poniendo etiquetas y cintas para colgar las chaquetas, previa visita a la mercería porque las del año pasado las había gastado. ...

Mi mundo

La insólita vuelta al cole

Y la noticia estrella esta semana que todas las mamis sabemos cual es, ¿verdad? Es la vuelta al cole. La insólita vuelta al cole Este es el primer año que mi peque mayor va al cole, ya es todo un caballerete de 3 años, un señor con lengua de trapillo que se aturulla cuando tiene muchos pensamientos y no le salen al hablar. Imagen Después de mi andadura en la guarde en años anteriores, esto no tien ...

guarderías y colegios cole curso ...

Llegó el día: vuelta al cole

Esta mañana se producía la vuelta oficial a las aulas, de alumnos de Educación Primaria en casi todo el territorio español. Y será el próximo miércoles, cuando lo hagan el resto de chavales, matriculados en Secundaria y Bachillerato. Seguro que hoy muchas de vosotras habéis pasado una noche ‘movidita’…Es muy frecuente que en las horas antes de comenzar el nuevo curso, los niños ...

Vídeos colegio comunicación ...

Vídeo. 10 Consejos para hacer la vuelta al cole más fácil

Estos días previos al comienzo de curso suelen ser difíciles porque tenéis que convencer a vuestros peques de que, tras un verano sin horarios ni rutinas, se tienen que acostar pronto, no pueden estar todo el día en la pisci, ya no pueden comer lo que les de la gana… En resumen, tenéis que volver a la normalidad y afrontar la vuelta al cole de la mejor manera posible. Esta semana he querido ...

pequeñas ideas... grandes ilusiones actividades con niños alternativas a la educación ...

¡ Vuelta al cole …..O no !

Para todos, más o menos cercanos a la educación, este mes que comienza está unido a ” La vuelta al cole”. Empezamos una rutina que cuesta arrancar pero con la que luego convivimos 180 días del año !.De esta ….ya tenemos un concepto bastante claro, y sino, basta con hacer caso a las indicaciones del profe que son los que realmente saben de esto. Pero hoy os traigo otras opciones a ...

Adolescencia Familia

Vuelta al cole

Poco a poco todo vuelve a la normalidad y a la rutina. Ayer LaMediana comenzó de nuevo "al cole", para ella ya se acabaron las vacaciones, los días de tocarse literalmente la nariz. Tras pasar un verano de lo más movido entre fiestas, cenas, salidas, más fiestas, hípico, etc, llegó el "maldito" mes de septiembre y con él la Vuelta al Cole, que si bien de peque le hacía ilusión ...