Padres

Una mamá del montón Idea guardada 2 veces
La valoración media de 4 personas es: Muy buena

Salud nutricional y salud social



Como sabéis soy una defensora de los productos naturales para bebés. Siempre he apostado por productos libres de azúcares, que no contuviesen aceite de palma y que fuesen lo más saludables posible.

Además, siempre hemos procurado hacer la comida de Olivia en casa y si hemos tenido que tirar de “potitos comprados” hemos optado por aquellos que eran más naturales y que contenían menos añadidos.

Como sabéis, hicimos lactancia materna exclusiva hasta los 6 meses y a partir de ahí comenzamos con la alimentación complementaria e introdujimos los cereales, frutas, verduras, carnes y pescados. Todo de una manera muy natural, con productos frescos y dejando de lado los productos procesados. Cada alimento lo hemos elegido de una manera muy consciente para ofrecer a Olivia el mejor aporte nutricional posible.

En su alimentación no había azúcares, ni gusanitos, ni galletitas para bebés. Nada de chocolate o bollería procesada. Ella no pedía, no le llamaba la atención. En nuestra casa no son alimentos que abunden mucho, así que tampoco los veía en su entorno habitual y para ella eran productos que pasaban totalmente desapercibidos.

¿Y por qué hablo en pasado? Porque hay alguno de esos hábitos que hemos ido cambiado. Lógicamente Olivia va creciendo, es muy buena comedora y todo le llama la atención, así que desde los 14 meses aproximadamente, ha ido probando otros alimentos que quizá no son tan saludables a nivel nutricional pero si lo son a nivel social. Sigo pensando que no tiene demasiado sentido que un bebé de 7 meses coma gusanitos o se atiborre a azúcar, no es necesario, pero si creo que una evolución alimenticia lógica y consciente.

Y es qué si estamos en una reunión familiar donde hay gusanitos, palomitas o tarta, ¿tengo que decirle a mi hija que no puede comerlo?, ¿todo el mundo como de eso menos ella?. Creo que no sería justo, no sería natural. Es bonito verla descubrir sabores y que se emocione al probar cosas nuevas. Ese nuevo sabor puede ser el de un gazpacho casero, un pescado en salsa o un pastel de chocolate. Lo importante es no  perder el norte.

¿Y dónde está el norte? No soy yo quien para juzgar lo que hace cada cual. Yo ubico mi norte diferenciando entre la cotidianidad y lo especial. En el día a día seguimos con una alimentación bastante saludable. Come más o menos lo mismo que nosotros: arroz, pasta, legumbre, carne, pescado, lo que toque. Y si hay que comer alguna “cochinadilla” puntual, se come.

Cuando llega el fin de semana nosotros hacemos nuestros excesos y ella también. Puede que el sábado todos cenemos pizza o comamos unos gusanitos mientras vemos alguna peli. Puede que ella meriende su tan ansiada “leche rosa” (batido de fresa) y nosotros lo que se nos antoje.

Desde mi punto de vista y a día de hoy (ya sabéis que estas opiniones van cambiando con el tiempo) se trata de que la salud nutricional no afecte a nuestra salud mental. De aprender y enseñar a disfrutar de lo saluble, pero también saber que hay un momento para el azúcar, el chocolate y las guarrerías en general. Normalización, control y sentido común es la clave.

Porque negar permanentemente algo que nos rodea, que es cotidiano, es agotador e innecesario para nosotros, y seguramente a ella no le estemos transmitiendo valores totalmente razonables o racionales. No metamos a nuestros hijos en una jaula de cristal que les aísle de lo que les rodea. No busquemos la perfección, busquemos la coherencia, tan importante es la salud nutricional como la salud mental.

Y vosotras ¿habéis ido cambiando vuestra manera de pensar en cuando a la alimentación de vuestros bebés?¿cuáles son las “guarrerías” preferidas de vuestros hijos?

Fuente: este post proviene de Una mamá del montón, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Juguetes estrella 2018

La Navidad, y con ella Papá Noel y los Reyes Magos, cada vez están más cerca, y no sé a vosotras, pero a mí lo de decidir que pedirles para Olivia me cuesta, me cuesta mucho. La semana pasada estuvimo ...

Recomendamos

Relacionado

General

¿Hasta qué punto es necesaria la leche en la alimentación? 

Los expertos señalan que 8 de cada 10 personas, incluidos niños y adolescentes, no toman las cantidades diarias de calcio recomendadas El pasado día 1 de junio se celebró el Día mundial de la Leche 2017. Por este motivo un grupo de blogueros y expertos en nutrición fuimos invitados a las “Nutrition Coffe Talks” unas charlas que contaron con la presencia de Ángel Gil, presidente de FINU ...

consejos de vida sana vida sana alimentación niños ...

Niños y alimentación: Consejos para que aprendan a comer sano

A pesar de que nuestra dieta es una de las más sana del planeta, en nuestro país hay cada vez más niños que sufren problemas de sobrepeso y obesidad. Este es un problema que recae en los padres, principales responsables del buen y sano crecimiento de nuestros niños: ¿Cómo podemos crear una buena relación con la comida? ¡Te ayudo a resolver todas tus dudas! Los más peques de la casa, e incluso los ...

Agenda Nutrición Alicia Cox ...

"Alimentación en el entorno familiar" o cómo aprender a comer y comprar

Después de unos meses “desaparecida”, vuelve con nosotros Alicia Cox, nuestra nutricionista favorita y de cabecera. Alicia normalmente nos da consejos de alimentación  y alguna que otra idea. Hoy nos invita a participar en un evento que tiene muy buena pinta. Se trata de una conferencia en la que nos hablará de “Alimentación en el entorno familiar”.  Digo yo que tendremos q ...

Sin categoría alimentación alimentación familiar ...

Vegetales: Recetas fáciles y sabrosas para que tus hijos los adoren

¿Cuáles son las consecuencias de no incluir vegetales en tu alimentación y en la de tus hijos? En este post quiero presentarte algunas de las mejores verduras para incluir en tu día a día, llenas de propiedades beneficiosas, nutrientes y vitaminas. También espero inspirarte con ideas creativas para facilitar la tarea de incluirlas en el menú familiar ¡Consiguiendo que todos disfrutéis! ¿Sería posi ...