Nunca jamás y yo Idea guardada 1 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

La desmotivación escolar no es culpa de las leyes ni del gobierno

Ayer por la noche leí un artículo muy interesante a Pedro Sáenz-López Buñuel, catedrático en Ciencias de la Educación y director del curso “Motivar en las aulas” publicado por el periódico El Mundo. En él se hacía muchas referencias a la importancia de que el profesorado esté formado en inteligencia emocional y en conocer las herramientas clave para disminuir la desmotivación escolar.

En el texto, Pedro afirma que la actitud y la motivación de los docentes es más importante que la de los alumnos. Y que un profesor que sea positivo, que tenga ilusión, que se encuentre emocionados y con ganas de dar lo mejor de él en las clases, no solo va a conseguir que los estudiantes estén motivados sino que estará fomentando la felicidad en las aulas.

Quizás de todo el artículo, la frase que más me llamó la atención fue la siguiente: “No es culpa de mi sueldo, del director, de mis compañeros, del ministro, de la ley o de la sociedad. La culpa de un aula desmotivada es mía. Y salir de esa contaminación ambiental negativa es difícil.” Y debo reconocer que es uno de los pocos docentes a los que he leído (o escuchado) reconocer que no toda la culpa de la mala calidad educativa es del gobierno.

Y pensando detenidamente en esas palabras, creo que tiene toda la razón del mundo. Estoy de acuerdo en que el sistema educativo está completamente obsoleto. Puedo entender que las leyes educativas estén realizadas a lo absurdo y por gente que no es profesional de la educación. Y puedo comprender que la burocracia es la pésima compañera del profesor. Pero por donde no paso es echar la culpa a todo lo anterior de la desmotivación escolar.

Empecemos recordando que nadie obliga a nadie a ser maestro ni profesor. Nadie obliga a nadie a escoger la carrera de Magisterio. Por lo tanto, estar en las aulas es algo elegido por voluntad propia por cada uno. De estas personas, no todas lo hacen por vocación, desgraciadamente. Hay algunos (o bastantes) que deciden dedicarse a la enseñanza por conceptos equivocados (sueldo, vacaciones), por comodidad o por tener un título colgado en la pared.

Obviamente, esas personas no sienten pasión ni emoción por lo que hacen ni por su profesión. Posiblemente, están pensando continuamente en que se equivocaron de carrera y que tenían otras expectativas completamente diferentes. Pensaban que ser maestro era pan comido y que no iban a tener que mover demasiados dedos para tener un sueldo a final de mes. Pero cuando entraron en las aulas por primera vez se llevaron la mayor de sus sorpresas: y es que ser profesor no tiene nada de fácil.

Y cuando se produce ese choque, esa comprensión de lo que significa ser maestro y de la auténtica realidad adoptan una actitud negativa. Y esa actitud es transmitida a los estudiantes. Por lo tanto, no van a tener ganas de aprender, no se van a sentir inspirados, no van a estar emocionados y ni mucho menos felices. Quizás, algunos de vosotros estaréis pensando que la motivación escolar es cosa de los estudiantes, pero no os podéis imaginar lo que influye en el proceso de aprendizaje tener delante todos los días a un profesor que no disfruta con su trabajo. Así, es muy complicado ir a clase.

Una vez que se cierra la puerta del aula, es el maestro o profesor quién decide tener una actitud u otra. Disfrutar de su trabajo, divertirse, emocionarse o inspirar a los estudiantes es su elección. Al igual que puede escoger sentarse en la silla, impartir la lección desde ahí y dirigir a los alumnos hacia la sumisión educativa y desmotivación escolar. El gobierno no tiene nada que ver con que los estudiantes estén felices y motivados, pero los docentes sí. Las leyes educativas absurdas tampoco tienen nada que ver, pero los maestros sí que pueden hacer que los alumnos sonrían y que tengan ganas de aprender.

Yo he tenido profesores de los dos tipos y mis sensaciones como estudiante son totalmente diferentes. Con los profesores sin vocación ir al centro educativo era todo un suplicio y casi una obligación. Los compañeros y yo nos dedicábamos a sentarnos en las sillas a escuchar durante una hora. Cero ilusión, cero motivación y por supuesto, cero emoción. Con los maestros que disfrutaban de su trabajo todos los días eran alegrías, todos los días significaban aprender cosas nuevas de la mejor manera y no sabíamos lo que era la desmotivación escolar.

Para terminar, os comparto otra de las frases que dijo Pedro en el artículo: La excusa típica que ponemos los docentes es el sueldo, los directivos, las mejores condiciones… Y eso no es así: Debemos de convencernos de que tenemos una profesión maravillosa y pocas profesiones tienen un impacto social como la nuestra

.

Fuente: este post proviene de Nunca jamás y yo, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

Relacionado

Educación Pedagogía sistema educativo español

El sistema educativo es una desgracia pero no es culpa de los profesores

Hace unos días me puse a reflexionar sobre la pregunta del título del post: “¿por qué a los maestros se les culpa de todo lo que pasa en las aulas?” Todavía, no he dado con la respuesta acertada. Pero lo que es cierto, es que durante el curso muchos docentes tienen que aguantar lo que no está escrito y quedarse callados ante muchas ofensas y acusaciones para no perder su puesto de trab ...

aprendizaje crianza natural guardería y colegio ...

11 formas de fomentar la motivación y la ilusión por aprender en el aula

Algunas veces, los profesores no emplean metodologías diferentes a las tradicionales en las aulas por desconocimiento. Porque no saben dónde buscar, dónde investigar ni cómo aplicarlas en sus clases. Quizás, algunos de sus alumnos estén desmotivados, desilusionados y hayan perdido un poco el interés y las ganas de aprender, pero realmente no saben cómo hacer que los estudiantes lo recuperan. Para ...

Educación educación Inteligencia emocional ...

Inteligencia emocional en las aulas | Evento

Asistimos al encuentro de profesores “Inteligencia emocional en las aulas” que promueve la plataforma “Aprendemos Juntos” patrocinada por BBVA, Santillana y El País. El encuentro Inteligencia emocional en las aulas contó con la intervención de Francisco Mora, doctor en Medicina por la Universidad de Granada y doctor en Neurociencia por la Universidad de Oxford (Inglaterra) ...

Educación Pedagogía Acoso escolar ...

Profesores que apartan la mirada ante situaciones de acoso escolar

Seguramente, muchos de vosotros os hayáis llevado las manos a la cabeza al leer el título del post. Bastantes estaréis pensando: “¿pero cómo un profesor va a permitir eso?”. Desgraciadamente, no todos los docentes denuncian las situaciones de acoso escolar. Más profesores de los que me gustaría, no hacen nada cuando son testigos de agresiones, maltratos y burlas entre estudiantes. De h ...

Educación Para maestros estudiantes ...

La actitud del maestro sí es clave para motivar a los estudiantes

Hay quién dice que son los estudiantes los que al entrar en clase tienen que motivarse ellos solos. Hay quién dice que la actitud del docente no influye para nada en el proceso de aprendizaje de los los alumnos. Y hay quién dice que lo único que tiene que hacer un profesor en clase es ser un buen orador y transmitir los contenidos que marcan en las programaciones del centro. Obviamente, yo tengo u ...

Educación Pedagogía centros educativos ...

Maestros: emocionaros vosotros para ilusionar a los estudiantes

Desgraciadamente, más estudiantes de los que me gustaría han llegado a pensar durante el curso escolar que no han tenido maestros que les inspirase, un maestro que se involucrara con ellos, que les motivara y que les guiara en el proceso de aprendizaje. Como respuesta a estos comentarios de una gran parte de los alumnos, podríamos decir que para conseguir lo que ellos piden y necesitan, hace falta ...

Educación Pedagogía educación a debate ...

Educación a debate: ¿hay maestros sin ilusión en las aulas?

Aunque me gustaría pensar que en todos los centros educativos sólo hay maestros de corazón, la cruda realidad es otra muy diferente. Ya sabéis que apoyo a los docentes, pero a los docentes auténticos, los que lo son por vocación y sienten pasión y amor por lo que hacen. Desgraciadamente, no todos son así. No todos disfrutan de su día a día, no todos ven la enseñanza como algo motivador, innovador ...

Educación Pedagogía cambio educativo ...

La educación de hoy no tiene en cuenta ni a estudiantes ni a docentes

Hace unos días, una conocida me planteó una pregunta que yo me había planteado muchas veces. “Mel, tú escribes mucho sobre educación en el blog, pero, ¿cómo sería para ti el sistema educativo ideal?”. Mi sistema educativo idea. Já. Habría tantas cosa que cambiaría de la educación actual que no sabría por dónde empezar. ¡Creo que no daría a basto! Mi educación… ¿ideal? Para empeza ...

Para maestros maestros respeto a los maestros

8 respuestas que daría a quien critica a los maestros de corazón

Llevo demasiado tiempo escuchando ofensas, críticas y desprecios dirigidos a los maestros. Seguramente, esas personas que siempre están hablando mal de ellos no tengan ni idea de lo que realmente hace un profesor en sus aulas. Posiblemente no conozcan todo lo que se esfuerzan los maestros de corazón y lo mucho que apoyan a estudiantes y familias.  Quizás, lo hagan por puro desconocimiento o quizás ...

Educación Pedagogía docentes que no deberían serlo ...

Maestros con actitud negativa en clase, ¿por qué siguen enseñando?

¿Somos conscientes de lo mucho que puede afectar una actitud negativa de los docente a los estudiantes? Hay veces que pensamos que los alumnos no se dan cuenta y que únicamente están en clase para copiar apuntes. Pero en realidad, son muy sensibles a su entorno y las malas palabras de un profesor puede provocar desmotivación y malestar escolar. Antes de seguir con el post, os lanzo esta pregunta: ...