Blog de lizbianco1 Idea guardada 10 veces
La valoración media de 51 personas es: Excelente

PÚRPURA O ENFERMEDAD DE SCHÖNLEIN- HENOCH

Mamás y papás:

Si les llega a ocurrir, ACUDIR DE FORMA INMEDIATA AL MÉDICO PEDIATRA O HEMATÓLOGO INFANTIL PARA REALIZARLE ANÁLISIS DE ORINA, SANGRE Y HEPATOGRAMA PARA DESCARTAR LAS PÚRPURAS DE ORIGEN TROMBOCITOPÉNICO
COMO “EL SINDROME URÉMICO HEMOLÍTICO ENTRE OTROS”  O LAS  NO TROMBOCITOPÉNICAS PERO DE CAUSA PLAQUETARIA.
 
A VECES SE REQUIERE INTERNACIÓN URGENTE DEL NIÑO PERO SI SE VUELVE A LA CASA SE DEBERÁ OBSERVAR QUE ADEMÁS DE LOS SÍNTOMAS DESCRIPTOS MÁS ABAJO, NO COMIENCEN A APARECER HEMATOMAS ALREDEDOR DE LOS OJOS, DOLORES MUY FUERTES ABDOMINALES Y QUE LA ORINA Y /O MATERIA FECAL NO TENGAN SANGRE, EN ESTE CASO DIRIGIRSE DE “MANERA URGENTE AL HOSPITAL”
 
Les dejo este link donde explica claramente de que se trata cada variante:

http://www.sap.org.ar/staticfiles/pronap/pronap2004/modulo2/1cap1.pdf

Si es de causa vascular y es PÚRPURA de SCHÖNLEIN-HENOCH:
¿Qué es?
La púrpura de Schönlein-Henoch (PSH) es una enfermedad caracterizada por la inflamación de los capilares (vasos sanguíneos pequeños). Esta inflamación se llama vasculitis y generalmente afecta a los capilares de la piel, el intestino y los riñones. La sangre se puede escapar de los vasos sanguíneos inflamados de la piel, produciendo una erupción de color rojo oscuro o violáceo que se llama púrpura. Puede ocurrir lo mismo en el intestino o en los riñones, por lo que se puede eliminar sangre en las heces o en la orina (hematuria).
La PSH se llama así en honor a los dos médicos que, de manera independiente, describieron la enfermedad hace más de 100 años.

¿Cuán frecuente es?
Aunque la PSH no es una enfermedad frecuente, representa la primera causa de vasculitis sistémica en niños con edades comprendidas entre los 5 y los 15 años. Es el doble de frecuente en niños que en niñas.
La enfermedad tiene una frecuencia similar en todos los grupos raciales y zonas geográficas. La mayoría de los casos que se producen en Europa y en el hemisferio norte suceden en el invierno, aunque también existen casos durante el otoño y la primavera.

¿Cuál es la causa de la enfermedad?
La causa de la enfermedad es desconocida. Clásicamente se ha considerado que un agente infeccioso (un virus o una bacteria) podría ser el desencadenante de la enfermedad, ya que con frecuencia la PSH aparece días después de una infección catarral. Sin embargo, también se han descrito casos de PSH coincidiendo con la toma de algunas medicinas o alimentos, después de picaduras de insectos, así como tras una exposición al frío o a toxinas químicas. Por este motivo se utilizó con anterioridad el término “púrpura alérgica”, ya que se pensó que la PSH era un tipo de reacción alérgica a todos estos agentes. En algunos países se denomina “púrpura reumatoide” por que produce síntomas musculares y articulares (ver más abajo, ¿Cuáles son los síntomas más habituales?).
El hallazgo de depósitos de productos específicos del sistema inmune, como la inmunoglobulina A (IgA), en las lesiones de PSH sugiere que existe una respuesta anormal de dicho sistema, que ataca a los pequeños vasos sanguíneos de la piel, articulaciones, tracto digestivo, riñones y, muy raramente, del sistema nervioso central o de los testículos, produciendo la enfermedad.

¿Es una enfermedad hereditaria? ¿Es contagiosa? ¿Se puede prevenir?
La PSH no es una enfermedad hereditaria ni contagiosa, es una enfermedad autoinmune y tampoco puede ser prevenida.
¿Cuáles son los síntomas más habituales?
El síntoma principal es un exantema (erupción) característico que está presente en todos los pacientes. El exantema generalmente empieza como pequeños habones, áreas de enrojecimiento o manchas rojas solevantadas que, conforme pasan las horas, van adquiriendo una coloración violácea. Se llama “púrpura palpable” porque las lesiones están algo solevantadas al tacto. La púrpura se extiende principalmente a lo largo de las piernas hasta las nalgas, aunque algunas lesiones pueden aparecer en cualquier otra localización (brazos o tronco).
La mayoría de los pacientes (>65%) tiene dolor en las articulaciones (artralgias), o dolor con inflamación y limitación de la movilidad de alguna articulación (artritis), más frecuentemente a nivel de las rodillas y los tobillos. Más raramente pueden presentar estos síntomas en las muñecas, codos y dedos de las manos. Las artralgias y/o artritis pueden ir acompañadas de inflamación y dolor de los tejidos que rodean la articulación. En las fases iniciales de la enfermedad, particularmente en niños muy pequeños, puede existir una hinchazón de la frente, las manos, los pies, y el escroto.
Los síntomas articulares son transitorios y desaparecen en pocos días.
Cuando existe inflamación de los vasos sanguíneos del intestino (>60%) se produce un dolor abdominal intermitente que se localiza alrededor del ombligo, que puede acompañarse de sangrados digestivos generalmente leves (ocasionalmente éstos pueden ser graves). Muy raramente se puede producir una invaginación (plegamiento anormal del intestino en el que un fragmento se mete dentro de otro como se pliega un catalejo), lo que puede ocasionar una obstrucción que requiera cirugía.
Cuando existe una inflamación de los vasos sanguíneos del riñón (20-35% de los pacientes) éstos pueden sangrar, detectándose en la orina cantidades variables de sangre (hematuria) o proteínas (proteinuria). Generalmente la enfermedad renal no es grave. En casos excepcionales (1-5%) la enfermedad renal puede durar meses o años, pudiendo conducir a la insuficiencia renal. En estos casos se solicita la colaboración de un nefrólogo pediátrico (especialista en las enfermedades renales de los niños).
Los síntomas comentados anteriormente duran generalmente unas 4-6 semanas. Ocasionalmente los niños pueden tener síntomas articulares, digestivos o renales pocos días antes que los cutáneos. Asimismo, los síntomas pueden aparecer simultáneamente, o progresivamente en distinto orden.
De forma absolutamente excepcional puede existir inflamación de los vasos sanguíneos de otros órganos, produciendo convulsiones, hemorragias cerebrales o pulmonares, o inflamación de los testículos.


¿Es la enfermedad igual en todos los niños?
La enfermedad es más o menos la misma, aunque existen muchísimas variaciones en la intensidad de la afectación cutánea o de otros órganos entre los niños afectos. La PSH se puede presentar una sola vez, o repetirse varias veces.

¿Es la enfermedad igual en niños y en adultos?
La enfermedad en niños no se diferencia de la enfermedad en adultos, sólo que en éstos es mucho más infrecuente.

¿Cómo se diagnostica?
El diagnóstico de PSH es clínico, y se basa en la presencia de la púrpura característica (palpable, más extensa en piernas y nalgas), asociada o no a dolor abdominal, fiebre , afectación articular y hematuria. Hay que descartar otras enfermedades que pueden producir síntomas similares.

¿Qué análisis o qué pruebas son útiles?
No hay ningún análisis que confirme o contribuya al diagnóstico de PSH. Los estudios que valoran la existencia de inflamación en el organismo, como la velocidad de sedimentación (VSG) o la proteína C reactiva (PCR), pueden ser normales o estar elevados. La prueba de hemorragias ocultas en heces puede ser positiva si existen pequeños sangrados digestivos. Durante la evolución se deben realizar análisis de orina para valorar si existe afectación renal. La presencia de hematuria leve es frecuente y se resuelve espontáneamente con el tiempo.
En los casos en que exista afectación renal grave (proteinuria intensa o insuficiencia renal) debe realizarse una biopsia renal.

¿Cuál es su tratamiento?
La mayoría de los niños con PSH evolucionan muy favorablemente y no precisan ningún tipo de tratamiento.
El tratamiento, en los casos en que resulta necesario, es sintomático e incluye analgésicos como el paracetamol para el dolor, o antiinflamatorios no esteroideos como el ibuprofeno o el naproxeno cuando la sintomatología articular es importante.
La administración de esteroides (prednisona) está indicada en pacientes con síntomas digestivos intensos, cuando existe hemorragia gastrointestinal o cuando, de manera muy infrecuente, existe afectación significativa de algunos órganos (por ejemplo los testículos). Si se produce una enfermedad renal severa es necesario realizar una biopsia renal y valorar la indicación de tratamientos que combinen esteroides con inmunosupresores.

¿Cuáles son los principales efectos secundarios del tratamiento?
Dado que en la mayoría de los casos no es necesario utilizar ningún tratamiento, o sólo se utiliza durante un periodo breve de tiempo, no es de esperar la aparición de efectos secundarios. Estos sí se pueden presentar en los pocos casos en que existe afectación renal grave que requiere la administración de esteroides e inmunosupresores (discutidos detalladamente en el capítulo “Efectos secundarios del tratamiento farmacológico”).

¿Cuánto tiempo dura la enfermedad?
La enfermedad puede durar entre 4 y 6 semanas. La mitad de los niños presentan al menos una recurrencia en las seis semanas siguientes al proceso, siendo habitualmente más leves y más breves que el primer episodio. La mayoría de los pacientes se recuperan sin ningún tipo de secuelas.

¿Qué tipo de revisiones y controles periódicos son necesarios?
Dado que en ocasiones no existe afectación renal hasta unas semanas después del inicio de los síntomas es recomendable realizar análisis de orina periódicos durante el curso de la enfermedad y hasta unos 2-3 meses después de la PSH.

¿Cuál es el pronóstico de la enfermedad?
En la mayoría de los niños la enfermedad es autolimitada y no produce ningún problema duradero.
Existe un minúsculo porcentaje de pacientes con afectación renal persistente o grave cuya enfermedad puede seguir un curso progresivo que puede desembocar incluso en el desarrollo de una insuficiencia renal.

¿Puede ir al colegio? ¿Puede practicar deportes?
Durante la fase activa de la enfermedad debe limitarse la actividad física de los pacientes, hacer reposo en casa, no estar al sol. Una vez que la PSH cede los niños deben volver al colegio y desarrollar sus actividades habituales. Los niños no deben ser vacunados durante la fase activa de la enfermedad, siendo el pediatra del niño quién indicará cuándo es el momento adecuado para ponerlas.

RECUERDEN DESCARTAR LAS PÚRPURAS MÁS GRAVES PRIMERO.

 
Ojalá no lo necesiten nunca pero si están en esta situación o conocen a alguien, espero les sea de utilidad. Suerte.
Liz
 
                                                                                                         
 
 
   
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

Relacionado

pediatría hematuria cistitis ...

Sangre en Orina en Pediatría : Sus Causas

Cisititis y Uretritits infecciosa Las infecciones vesicales bacterianas, micobacterianas o víricas pueden originar hematuria macro o microscópica. La aparición de  sangre en orina o hematuria puede estar en relación con la profundidad y la intensidad de la reacción inflamatoria en la pared vesical. La uretritis puede causar hematuria macro o microscópica que se suele asociar con sensación de urgen ...

enfermedades alimentos contaminados consejos ...

Síndrome urémico hemolítico, ¿Cómo se produce?

El síndrome urémico -hemolítico (SUH) es la causa más frecuente de insuficiencia renal aguda en los niños pequeños. Se caracteriza clásicamente por la tríada de anemia hemolítica microangiopática, trombocitopenia y uremia. El SUH posee características comunes con la púrpura trombocitopénica trombótica (plaquetas bajas), excepto que esta última entidad tiende a presentarse en mujeres adultas jóvene ...

salud bebés síntomas de la tos ferina ...

Síntomas de la tos ferina

Aunque la tos ferina puede afectar tanto a niños, como adolescentes y adultos, esta enfermedad infecciosa afecta sobre todo a los lactantes menores de 6 meses. ¿Como sabemos que nuestro bebé tiene tos ferina? ¿en qué se diferencia de una tos corriente? Los principales síntomas son moqueo, estornudos, congestión nasal, sensación de asfixia, ojos llorosos e incluso vómitos. La tos ferina es una infl ...

pediatría causas de púrpura trombocitopénica púrpura trombocitopénica idiopática ...

Púrpura Trombocitopénica Inmune en pediatría

La púrpura trombocitopénica inmune, también conocida como púrpura trombocitopénica idiopática, es una patología que se caracteriza por la disminución aislada de los valores de plaquetas por debajo de 100.000 célxmm3 y en ausencia de una causa que esté provocando la trombocitopenia. Antes se conocía como púrpura trombocitopénica idiopática, sin embargo, ahora se prefiere el término de púrpura tromb ...

aprendizaje bebés crianza natural ...

Escarlatina: cosas que no sabíamos de ella

La Escarlatina es denominada como la infección bíblica, ya que aparece nombrada en este libro, es una de las pocas enfermedades tan antiguas como la humanidad. Los períodos de máxima incidencia son el final del otoño, el invierno y la primavera. Pero, ¿Qué es la Escarlatina? La escarlatina en niños, es una enfermedad exantemática causada por una bacteria, el estreptococo beta-hemolítico del gru ...

general

LA ROSEOLA O SEXTA ENFERMEDAD….MI EXPERIENCIA

Estos días mi bebé de un año está pasando por una enfermedad de la que nunca había oido hablar antes: LA ROSEOLA o comunmente llamada SEXTA ENFERMEDAD. Por lo visto es bastante habitual en esta época de tanto calor y suele darse en bebés entre 3 meses y un año y en algunos casos puede afectar a niños de hasta 3 años. El lunes estaba aparentemente bien pero por la tarde comenzó a tener fiebre muy a ...

2018 crianza enfermedades ...

Virus BocaManoPie

Así, todo seguido, BocaManoPie. Así es como lo llamamos por aquí ¿Y esto que es? Se trata de la única enfermedad que ha tenido India en sus 19 meses. Suerte la mía, lo sé. ¿Qué es el BocaManoPie? Se trata de un virus que ataca a la boca, manos y pies muy común en los bebés y niños pequeños. En la mayoría de los casos es causado por el virus “Coxsackie A16”. Los niños chiquintines, no ...

enfermedades aneurisma idiopatica ...

¿Que es la Enfermedad de Kawasaki?

La enfermedad de Kawasaki (EK), antes llamada síndrome linfático mucocutáneo y poliarteritis nudosa infantil, es una vasculitis febril aguda de la infancia que describió por primera vez en Japón el Dr. Tomisaku Kawasaki en 1967. Se produce en todo el mundo y los asiáticos tienen un mayor riesgo. Alrededor del 20% de los pacientes no tratados presentan alteraciones coronarias incluidos los aneurism ...

general alergias alimentarias celiaquía ...

¿PUEDE LA ENFERMEDAD CELÍACA CONFUNDIRSE CON AUTISMO?

Recientemente me ha dado por investigar acerca de la intolerancia y alergias a algunos alimentos y este articulo me llamó mucho la atención, a veces la falta de conocimiento y la desesperación nos hacen tomar caminos equivocados. La alergia a los alimentos puede ser un problema muy importante para los niños con autismo, y no es específico de una edad o etnicidad determinadas. También observa ...

autismo tea autistas ...

El autismo, una enfermedad desconocida

Ayer se celebró el día mundial del autismo, una enfermedad que afecta a un número alarmante de casos y que ha crecido de manera desmesurada en los últimos años. Se trata de un trastorno que afecta principalmente a la sociabilidad, a la comunicación y a la conducta, basada en una serie de aspectos estereotipados y repetitivos. La realidad es que, en general, descono ...