Educar para el futuro Idea guardada 2 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Reflexiones de una mamá más

Una de las cosas que más me interesan y a la vez me preocupan es la educación de los niños. Esta preocupación surgió cuando me tocó criar a mis hijos. Hasta entonces creía que la educación era muy importante, sí, pero pensaba que tener hijos sería más " fluido" y que su comportamiento dependería en gran modo de mi manera de ser....aquello de: "de tal palo tal astilla".

Pero cuando tienes hijos te cae del cielo un gran saco de 100 kilos encima de responsabilidad. Entonces empiezas a pensar que no es tan fácil como pensabas, que las situaciones a las que te enfrenta la maternidad no las dominas como creíste que ibas a hacerlo y que, probablemente, juzgaste muy pronto a aquellos que no conseguían que sus hijos durmieran en su habitación, que comieran de todo o que caminaran por la calle agarrados a la mano.....y empieza la presión. Por todos los lados te sientes presionada por conseguir que las cosas sean como tu esperabas que iban a ser.



Expectativas demasiado altas, inseguridades y creencias limitantes que te imponen un camino por el que debes ir sin tenerte en cuenta a ti misma y sin tener en cuenta a tu bebé ni a vuestro carácter. Entonces, cuando llegas a ese punto en que te sientes perdida, intentas seguir con tu "misión de madre" intentando "hacerlo mejor".

Pero al final te das cuenta que muchas veces todo se reduce a momentos, pequeños instantes en los que debes reaccionar de la manera mas adecuada para la educación de tu hijo y que, justamente en esos momentos es cuando menos capaz eres de pensar en como debes actuar. Muchas veces reaccionas justo como nunca hubieses querido y entonces la presión aumenta y aparece la gran culpa (aquí tengo un artículo sobre "ella" por si te interesa leerlo). Y todo esto se va haciendo una pelota enorme, hasta que al final, si tienes suerte, explota ¡Bum!

¿Porqué digo si tienes suerte? Por qué cuando explotas es cuando al fin te das cuenta que lo único que pasa es que eres humana y que tus hijos son niños pequeños. Empiezas a dejar salir la presión por tener que hacer las cosas perfectas con tus hijos y entonces empiezas a sentirte mejor. Esas reacciones que nunca hubieses querido tener con tus hijos empiezan a disminuir solo por quitarte de encima esa presión, y cuando reaccionas de un modo que no te gusta, ya no te torturas como antes pensando en lo mal que lo has hecho.

Ser mamá ha sido la experiencia que más en jaque ha puesto mis emociones y me ha revuelto de los pies a la cabeza, pero gracias a esta experiencia soy una mejor versión de mi misma. He descubierto emociones y inseguridades que estaban escondidas detrás de un tupido velo, desterradas como si de algo malísimo se tratara, por la educación y la mentalidad de la sociedad.

Por suerte, para nuestros hij@s, esta mentalidad en los padres y madres está cambiado. Los estereotipos están perdiendo fuerza, las emociones van abriéndose camino y la educación se está empezando a enfocar pensando en brindar a los niños una sana autoestima. Y por suerte para las mamás y los papás, si queremos podemos trabajar para recuperar nuestra autoestima y confianza y quitarnos de encima ese peso tan grande de la presión social por la perfección.

Lo más importante no es ser perfecto, sino permitirse ser imperfecto

¿Cómo te sientes o como te has sentido al inicio de tu maternidad o paternidad? Estoy deseando que lo compartas. 

Fuente: este post proviene de Educar para el futuro, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Te presento: El Pack Maternity

Si me sigues en el blog, habrás visto que desde hace mucho tiempo puedo escribir personalmente. Debo confesar que tengo mucho trabajo últimamente y que priorizo el tiempo con la familia y el trabajo a ...

Quiero ganar dinero, mamá.

El dinero, un tema tanto o más tabú que el sexo, es un tema que intento tratar con mis hijos del modo más neutro, natural y abierto posible. Desde hace unos meses mi hijo quiere ganar dinero y así me ...

Recomendamos

Relacionado

Sólo soy una mamá....

Hace unos días alguien me dijo en tono despectivo que yo era una mamá "moderna", no me hubiera importado mucho a no ser por el tono en el que se dijo y en el contexto que se dijo. Mamá moderna por dejar comer a mi hija con las manos.. nada más que por eso.... o a lo mejor hay más detrás pero de momento no ha salido a flote... me la estarán guardando. Porque somos tan críticas las mamis c ...

general atención temprana discapacidad ...

REFLEXIONES TRAS UNA CONSULTA MÉDICA

REFLEXIÓN O DESAHOGO... Como ustedes prefieran. La primera materia que se tendría que estudiar en la Facultad de Medicina...y en cualquier carrera, sólo que hoy la que me afecta es ésta...es la Empatía...por mucha Fisiología que se sepa, por mucho Vademécum que se haya aprendido de memoria, si uno no es capaz de tratar con cierto respeto (que no digo falta de educación) a los pacientes, no vamos b ...

salud otras terapias terapias naturales ...

Reflexiones del padre de una niña con lesión cerebral

Me ha resultado interesante y emotivo leer las reflexiones de un padre de una niña con lesión cerebral. Este padre, que prefiere mantenerse anónimo, envió la carta a Rosina Uriarte y ella lo ha publicado con el título, “Imitar lo que es natural nos permite avanzar“. Es una reflexión tras años de haber trabajado con su hija, haber investigado y haber acudido a profesionales que buscaban ...

aprendizaje trucos confesiones de una mama ...

5 razones por las que mamá nunca debería dejar de estudiar

Nadie sabe la vida de nadie Hace poco me reuní con una amiga. En la reunion le contaba que he vuelto a la universidad, estoy llevando otra especialización (ya tengo un Master) pero ahora estoy estudiando una Alta especialización en Gerencia de Recursos Humanos. Me miro y me dijo ¿Y por qué estudias? ¿Quieres volver a trabajar? La miré y le dije ¡Pues, Obvio! No ahora, pero algún día mis hijos crec ...

general maternidad trabajo ...

El Estigma de Ser una Mamá que Trabaja

Antes que nada quiero decirles que no es mi objetivo señalar a las mamás que se quedan en casa o definir que es lo que esta bien y lo que esta mal. Este es solo mi punto de vista basado en lo que a mi me ha tocado vivir desde que trato de combinar el ser madre y esposa con una carrera profesional. Me crié dentro de una familia con un liderazgo femenino muy marcado donde desde niña me enseñaron a ...

niños reflexiones

Reflexiones durante mi embarazo

Hace ya algunos meses que comencé a escribir este blog. En un principio la finalidad con la que comencé a escribir fue para ayudar, aconsejar, orientar e informar a tod@s aquell@os padres que se podían sentir solos, con fala de información, con necesidades poco cubiertas sobre como afrontar la maternidad etc.... Desde que comencé el blog hasta el día de hoy he tenido demasiados cambios en mi vida ...

general diario de una mamá miercoles mudo ...

Diario de una Mamá - Tag

Hola chicas, Hace un par de semanas atrás vi este tag en youtube, el cual me llamó mucho la atención porque yo soy mamá y pues quería que supieran un poquito mas de mi ;), así pues me dispuse hacerlo y compartirlo en mi canal de youtube, si eres mamá y te gustaría hacerlo te invito que lo hagas y a su vez me taggees para conocerte también un poquito mas a ti. Les dejo las preguntas por si gustan ...

aprendizaje embarazo mama fitness ...

Diario de una mamá fitness

Diario de una mamá fitness…

Cuando tenía 14 años empecé a preocuparme por mí figura, edad complicada...Con 14 años poco entiendes de nutrición, metabolismo, tendencias genéticas y/o grupos somáticos… de siempre fui “extremadamente delgada”, así que empecé a probar cualquier tipo de dieta o poción mágica para aumentar de peso, sin lograr ningún resultado. Además siempre, debido a mi meta de aumentar pes ...

general educación

Madres de día. Mamá Tierra

Conocí a Pili por casualidad. Bueno, y por amigos comunes. Al mudarme me había quedado descolgada de mi grupo de postparto, y cuando me dijeron que ella empezaba a trabajar como madre de día, y que además, disponía de un espacio perfecto para reunirnos una vez a la semana a compartir juegos con nuestros bebés, me dió un subidón. ¡Volvía a tener una tribu!. Ya había leído alguna cosa sobre las madr ...

general crianza embarazo ...

No soy una mamá perfecta

Tengo que confesarlo: no soy una madre perfecta. Es más, no pretendo serlo. Soy una mamá que intenta hacerlo bien. A mi manera. Ni mejor ni peor que el resto de las madres del mundo mundial. Mi segundo hijo me ha hecho recapacitar mucho sobre este tema. Cuando tuve al primero parecía que quería demostrar que podía hacerlo todo sola, que lo hacía todo fenomenal; odiaba los consejos con los que tod ...