Blog de fátima Idea guardada 0 veces
La valoración media de 2 personas es: Excelente

Alergia en los niños

Los cinco casos más frecuentes de alergia

alergias
Hasta que no se padecen los síntomas, mucha gente no es si quiera consciente de si tiene alergia a algo.Por eso es muy importante hacerse pruebas desde pequeño, para detectar o descartar posibles agentes alérgenos. Y es que cada vez hay más niños alérgicos debido sobre todo al aumento de la contaminación ambiental, al el tabaquismo pasivo, al exceso de tratamientos antibióticos que merman la estimulación de las defensas, o a la mejora de las condiciones higiénicas que hace que la exposición a la suciedad externa sea mucho menor y que el sistema inmunitario no se desarrolle plenamente.

 

Aunque las más sonadas sean las que trae consigo la polinización en primavera, hay multitud de tipos de alergia causadas bien por factores medio ambientales o bien por predisposición genética. En todas ellas se trata de una reacción inflamatoria como respuesta del sistema inmunitario ante ciertas sustancias que no tienen por qué ser nocivas, depende de a qué se tenga la alergia. Veámos algunas de ellas.

 

Congestión nasal y lágrimas

Como si se tratara de un cículo sin fin, estornudos, picor, congestión, mocos, irritación, ojos rojos, lagrimeo y más estornudos. Es lo que se conoce como la rinoconjuntivitis alérgica y son las manifestaciones alérgicas más comunes. En cuanto llega la primavera y el polen purula por el ambiente, estos síntomas se multiplican al paso de cada día.  

 

                                             
congestión nasal


 

La predisposición genética tiene mucho que ver en los alérgicos al polen, pero también al polvo, ácaros y otras sustancias presentes en el aire. Pueden padecerla niños de todas las edades, aunque a edades muy tempranas puede que sea más habitual alguna intolerancia alimentaria. En cualquier caso, los síntomas son muy evidentes para detectar si tu hijo tiene realmente alergia a estos folículos.

 

En estaciones especialmente secas y en ciudades con mucha polución, se hace realmente pesado sobrellevar los síntomas. La mejor prevención es intentar salir a la calle cuando esté cayendo el sol y mantener las puertas y ventanas cerradas. Eso sí, antes hay que hacer caso de lo que nos diga el pediatra y vacunarse si así nos lo aconseja.

 

 

Asma

También es muy común en niños con alergia al polen. En este caso, la respiración se dificulta a raíz del contacto por las vías respiratorias con la sustancia en cuestión, ya sea el polen, polvo, la contaminación, esporas de hongos... Se puede tener asma sin ser alérgico a nada, pero es una pequeña parte de los casos. Normalmente, no suele aparecer hasta los cuatro años de edad como muy pronto.

 

La dificultad al respirar se manifiesta porque los bronquios se inflaman y cuesta más que el aire llegue a los pulmones. Inmediatamente suele aparecer un pitido con cada respiración y es inevitable toser. Al entrar menos cantidad de aire en los pulmones, aflora una sensación de cansancio y aumenta la frecuencia de las inspiraciones y expiraciones.

 

                                     
asma


 

Controlar el asma es muy importante porque si empeora puede ser muy peligrosa. En los niños es mucho más importante porque siempre van a querer jugar y correr con sus amigos, por mucho que el asma se lo impida. Los inhaladores y los tratamientos inmunológicos de vacunas y medicamentos que prescriba el pediatra son las principales armas para combatir el asma.

 

 

Alergia alimenticia

Ciertos alimentos también pueden ser nocivos o no tolerados por el cuerpo y desembocar en reacciones muy diversas. Las más comunes suelen acarrear vómitos y gastroenteritis, o algún trastorno cutáneo como eccemas y urticarias, pero también puede derivar en fuertes fiebres y dificultades para respirar.

 

Solamente la leche de vaca, la soja, los huevos, el pescado, el mariscos, el trigo y los cacahuetes registran más del 90% de las causas alérgicas en niños. Mientras que las anteriores están muy ligadas a la entrada de la primavera, la intolerancia a un alimento puede aparecer en cualquier momento. Para los menores de 3 años, la clara del huevo y los cacahuetes son los que más les pueden afectar.

 

                                    
huevos
 

 

Tan pronto como se sepa qué alimentos son nocivos para tu hijo, no hay más que dejar de incluirlo en la dieta y prestar atención a las etiquetas de composición de cada alimento, porque por poca que sea la cantidad, puede acabar dando un disgusto. Cuanto antes se detecte y antes se elimine de la dieta, más fácil va a ser asumir la abstinencia a ese alimento y nos ahorraremos problemas futuros.

 

 

Dermatitis

La aparición de ronchas, urticaria, enrojecimiento de la piel o erupciones cutáneas en general es otra forma muy común de alergia. Si los alérgenos pueden afectar a las vías respiratorias o provocar congestión nasal, es igualmente posible (o más) que hagan reaccionar a la piel, el órgano más grande de nuestro cuerpo.

 

Aunque el polvo y el polen pueden tener algo que ver, suelen ser ciertas plantas, picaduras de insectos o incluso alimentos y medicamentos, los que provocan la reacción alérgica. Cada vez se detectan más sustancias químicas en productos de belleza o cosméticos que causan estas reacciones, por lo que habrá que tener cuidado con las cremas y lociones para niños, procurando que tengan elementos naturales.

 

 

Alergia a los medicamentos

Pese a lo que pueda parecer en un principio, esta es la tercera mayor causa de consultas alérgicas. No es cuestión de entrar en pánico porque un medicamento pueda provocar una reacción alérgica, ya que generalmente solo se trata de un cierto grupo de sustancias. Así, en la mayoría de casos los fármacos en cuestión son los antibióticos de penicilina y derivados, antiinflamatorios y anestésicos locales.

 

Por otra parte, y aunque se registren muchas consultas por alergia a medicamentos, no suele ser una de las principales causas de alergia entre los niños. Más bien afecta a un perfil adulto, de más de 40 años, cuando el uso de medicamentos empieza a ser más habitual y es más probable que surja alguna incompatibilidad.

 

                                       
medicamentos


 

Las investigaciones para el tratamiento de estas alergias apuntan a que la automedicación y el abuso pueden ser las principales causas. Ante fármacos inútiles para una enfermedad, el cuerpo puede acabar rechazándolos y sufrir una reacción alérgica.  

 

Agradecimientos: A back to basic, healthy life y allergy diagnosis, por las fotografías

 

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

Relacionado

reacción alérgica en bebés enfermedades de los bebés salud de los bebés ...

Alergias en bebés

Todo lo que debes saber

Las alergias son respuestas de nuestro sistema inmunológico, ante determinadas sustancias, denominadas alérgenos. Cuando el bebé entra en contacto con un alérgeno, su organismo se siente irritado , dando lugar a una serie de molestos síntomas. En el siguiente reportaje, te contamos todo lo que quieres conocer acerca de las alergias en los más pequeños.