Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Mamá, ¿me lees un cuento?

Hoy no traigo receta. Hoy traigo alimento para el alma, que también hace falta.

Cuántas veces habremos oído de nuestros cachorritos aquello de "mamá, ¿me lees un cuento?" Los cuentos antes de dormir, esos de media tarde para pasar el rato... A los niños les encanta que los padres les lean y, además, es algo que les beneficia un montón aunque ya sepan leer. Aprenden a entonar, aprenden "lecciones" y aprenden que los papás también disfrutamos (y mucho) pasando este ratito tumbado con ellos en la cama o cogiéndoles en brazos cuando "ya son mayores" con la excusa del cuentito.

Sobre las lecciones que enseñan los cuentos, especialmente los clásicos, tengo muchas reticencias: princesas que solo son felices cuando encuentran a su prícipe azul, padres que se van a trabajar dejando a las mujeres al cuidado de la casa, niñas incluso muy pequeñas que se hacen cargo de sus padres viudos. No me gustan los mensajes que se transmiten.

También en las relaciones entre padres e hijos: padres que se van de viaje dejando a los hijos solos en casa, niños que se crían tomando el biberón en la cuna, sin unos brazos amorosos que los arrullen, madrastras que maltratan... los ejemplos son interminables.

Por eso hoy quiero presentaros unos cuentitos muy especiales escritos por una amiga muy especial: Elena es periodista, pero trabaja como doula y asesora de lactancia y porteo en Brasil y escribe un blog sobre estos temas, MamaÉ me mima.

Pero voy a dejar que sea ella misma quien os hable:

Como madre, siempre sentí falta de poder contar a mis hijos cuentos infantiles en los que ellos se pudieran ver reflejados o identificados. Cuentos con niños que toman teta, cuentos donde los bebés no nacen rodeados de un equipo quirúrjico, cuentos en los que gestar, parir, criar, dormir, alimentar... sean actos naturales del ser humano.




Trabajo hace seis años como doula de puerperio en Brasil, donde vivo. Soy asesora de lactancia y de porteo, y por suerte estoy siempre en contacto con familias que también ven y practican todos estos procesos como algo natural. Para todas vosotras, que también sentís falta de esta forma de criar en la literatura infantil, parí estos cuentos  junto a dos maravillosas ilustradoras. Aquí tenéis el resultado!! (Envios a toda España).



 ¿Cómo entró la hermanita en tu barriga?

Elena de Regoyos / Daniela Magnabosco

¿Cómo entró la hermanita en tu barriga, mamá? ¿Cuándo va a salir? ¿Y cómo? ¿Podrá tomar teta, como yo? ¿Dónde va a dormir?

Todo un mundo de interrogantes antes la creciente barriga de mamá y lo que eso significa.

Precio: 15â?¬






Yo también soy un mamífero

Elena de Regoyos / Ana Grasset

Con un simple vistazo al mundo animal observamos que gestan, paren, amamantan, protegen e, incluso, cargan a sus crías naturalmente. Así se lo indica su instinto, y así lo hacen.

Nosotros, humanos, tenemos la oportunidad de ejercer de mamíferos con nuestras crías. Es lo que somos. Es lo que ellas necesitan. ¡Hagámoslo!

Precio: 12â?¬

Yo he tenido estos cuentitos de Elena en mis manos y son preciosos. Las ilustraciones realizadas también por auténticas artistas y unos textos muy cuidados con un lenguaje al alcance de los mas peques; pensad que Elena es mamá de tres preciosos cachorritos con los que habla mucho. Algunas de sus conversaciones están plasmadas en estos cuentos.

Os aseguro que serán un regalo perfecto para estas navidades. No os lo penséis mucho y contactad con ella en su dirección de correo electrónico: mamaedoula@gmail.com o en facebook.

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Solomillo de cerdo ibérico a la naranja

Cuando piensas en productos de cerdo ibérico, siempre se nos viene a la mente los ibéricos curados: un buen bocata de lomo o una ración de jamón rico rico. Pero hay mundo más allá del jamón ibérico y, ...

Roscón de reyes de calabaza {sin lactosa}

Una de las cosas que más me gusta de la navidad son los roscones de reyes. Adoro los dulces hechos con masas levadas y me gusta mucho hacerlos en casa, así que hablando de roscones, no podía ser menos ...

5 recetas de turrón casero {de chocolate}

Recién empezado el mes de diciembre, toca empezar a pensar en las navidades. La cuenta atrás comienza el día 1 de diciembre con los calendarios de adviento. Si te gustan, puedes ver aquí el nuestro y ...

Etiquetas: ocio y actividades

Recomendamos

Relacionado

contar un cuento a los hijos contarle cuentos hasta qué edad contarles cuentos ...

Mamá, papá, ¿me contáis un cuento?

¿A que muchos de vosotros escucháis esta frase varias veces, incluso, al día? A casi todos nos gusta leer, ya sea de vez en cuando, o todos los días, un ratito, para desconectar de nuestra rutina. Está demostrado cómo si en el hogar existe un ambiente de lectura, los niños serán más proclives a adoptar esta rutina como hobbie, y que se convierta en algo más que una mera asignatura o deber académic ...

embarazo crianza cuentos ...

Mamá de día y de noche vuelve con el 2º Curso de Literatura Infantil

Hoy tenemos una invitada de lujo en la Vera Donna, se trata de Ely, Mamá de día y de noche. Os invito a conocerla y a no perderos del 2º Curso de Literatura Infantil. ¡Buenos días! Estoy encantada de estar en este rinconcito al que me ha invitado Vero. ¡Gracias por tu amabilidad y por dejarme un espacio para hablarles a tus lectores de la segunda edición del curso online de literatura infantil! A ...

Rincón lector #avuillegim #hoyleemos ...

Hoy Leemos – Lo que faltaba

Volvemos con un libro más de Mar Pavón, tras el éxito que tuvo en casa Querido Maxi. En esta ocasión, la historia es distinta, pero las pequeñas terremoto reconocieron en seguida las ilustraciones y me preguntaban porqué el protagonista no se llamaba Maxi. Te presento esta nueva historia que llega al Rincón Lector. Lo que faltaba! Nosotras tenemos el cuento en catalán, pero está también en castell ...

inteligencia emocional crianza con apego disciplina positiva ...

La niña que no se sentía querida...

"Había una vez una niña que no se sentía querida. Su razón le decía que todos los padres del mundo querían a sus hijos, era lo normal, pero su corazón no tenía suficiente con el cariño que recibía. Quería más, y especialmente de su mamá. Era una niña sensible, dulce, y siempre se portaba bien. ¡Por nada del mundo quería defraudar a sus padres, y sobretodo, a su madre! ¿Cómo sino iba a lograr ...

juegos y juguetes 150 palabras

Mini cuento con moraleja: El glotoncillo y los bombones. #150palabras

Para los glotoncillos de la casa. Había sido el cumpleaños de mamá y le habían regalado una caja enorme de bombones. "¡¡¡Ummmm bombones, buenísimos!!!"  Es lo que yo pensaba mientras mamá habría la caja. Como mi madre ya me conoce, me dijo que antes de comer no podía comer bombones, y que tampoco después podía comer demasiados porque me dolería la barriga. "¡Ja!" Pensaba yo, &q ...

general tips para padres actividades con niños ...

Mamá, ¡me aburro!

Seguro que mi hija no es la única que dice esto de vez en cuando, ¡pero mucho más en vacaciones!Durante el curso escolar logramos un ritmo fluido en el que con las horas que pasa de juego libre en el cole y la rutina de las tardes, no son tan habituales estas explosiones de enfado "porque se aburre". Pero en vacaciones, ¡perdemos el ritmo! Ella y yo. Chicosolitario no tanto porque tiene ...

embarazo apego crianza ...

Mamá leona, mamá osa

Hace unos días mi esposo me decía que había cambiado de mamá leona a mamá osa, la verdad es que su explicación fue tan científica y a la vez tan compleja, que no supe muy bien como encajarlo, me quería hacer una halago pero no se explicó muy bien. En ocasiones, muchas personas quieren hacernos algún comentario sobre la lactancia, crianza o maternidad, pero carecen de tacto, sensibilidad, o son de ...

general maternidad

Ya no me puedo enfermar, ahora soy mamá

Mi hija la segunda trajo uno de los virus más fuertes que he visto en los últimos tiempos. El virus del mal fue tan fuerte que contagió a sus hermanos, su papá, la nana, la chica de cocina, la primita que siempre viene a jugar y hasta el perro. Sí, no miento, mi pobre perrita también cayó. Todos cayeron menos yo. Estaba feliz, pues la enfermera oficial de la casa soy yo y al estar sana pude cumpli ...

embarazo gracias papá y mamá

Gracias mamá y papá

Nunca podremos resarcir todo lo que nuestros padres han hecho por nosotros, claro que estoy hablando de aquellos que merecen ser llamados padres, y es que ese esfuerzo no lo entendemos al 100% hasta que la vida nos presta a esos seres maravillosos llamados hijos y ese día comprendemos su importancia y decimos desde el corazón ¡gracias, papá y mamá!. Tal vez las gracias no vayan en cada caso a mamá ...