Criar Jugar Amar Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Adaptando nuestra casa a Montessori

¡Hola familia! ¿Habéis oído hablar del Método Montessori? Hace unos meses descubrí esta maravillosa pedagogía que me cautivó, después de mucho leer e informarme en que consistía, descubrí que esta era justo la manera en que quería educar y transmitir los valores a mi hijo. No me gusta demasiado llamarlo método, ya que para mi es más bien un estilo de crianza o una filosofía. He de decir que soy una novata que acaba de aterrizar en montessori, por eso no seré yo quien ose explicaros en que consiste, pero si tuviera que definirlo en una frase lo resumiría (muy muy muy resumido) en que es un método educativo y de crianza que se basa en el respeto al niño y que está enfocado en la creación de un ambiente preparado en el que el éste pueda desarrollar su autonomía y su propio método de aprendizaje. Los niños aprenden jugando y manipulando de manera natural y espontánea, de la misma manera que aprenden a hablar, a gatear o a caminar pero siempre son ellos quienes marcan el ritmo y deciden qué y cómo quieren aprender.
Esta filosofía se puede aplicar también en casa pero para ello es necesario crear un ambiente adecuado para que nuestros hijos puedan ser lo más autónomos posible y no necesiten depender siempre de un adulto. Si os interesa este tema os recomiendo que visitéis blogs especializados como por ejemplo Montessori en casa, Tigriteando o Pequefelicidad, entre otros. Los dos primeros ofrecen unos cursos de iniciación gratuitos, nosotros los estamos haciendo y son geniales para empezar a familiarizarnos con el método y para poner orden a todos los conceptos (que desde luego no son pocos).

Cuando nació mi hijo Marc no habíamos oído hablar de esta filosofía y no fue hasta los seis meses cuando lo descubrimos. Estoy segura que a muchas familias os ha pasado lo mismo que a nosotros: compras todos los muebles para la habitación del bebé, la cuna, estanterías, juguetes, ... y cuando ya lo tienes todo montado de repente... ¡zas! aparece en tu vida montessori, te enamoras de su filosofía y entonces te preguntas ¿y ahora qué? ¡No puedo tirar todos los muebles y volver a montar una habitación nueva!¿como puedo adaptar el mobiliario que tenemos para crear un ambiente Montessori? Pues bien, lo que os quiero enseñar es justo esto, quiero mostraros como estamos adaptando nuestra casa y nuestros muebles a Montessori.


Si habéis decidido aplicar este método en casa, antes de que empecéis a comprar materiales y a redistribuir vuestro hogar, os aconsejaría que leyerais y os informarais muchísimo sobre en que consiste esta filosofía, ya que no solamente se trata en crear un entorno adecuado para que los niños puedan moverse libremente, si no que, todo tiene un porque y se hace de una manera concreta por una razón. Quiero ser muy muy cauta al hablar y aconsejar sobre montessori por que como os he comentado antes solamente soy una novata fascinada con esta filosofía que aun se pasa el día leyendo y aprendiendo sobre ella.

Ahora sí, ya no me ando con más rodeos, bienvenidos a mi casa:

Esta es la habitación que compramos hace unos meses para la llegada de nuestro hijo Marc:

habitacion infantil, montessori, maternidad


Cómo veis aun no habíamos llenado demasiado la estantería, pero nuestra idea era poner cestos en toda la parte de abajo y guardar ahí todos sus juguetes, disfraces, encajables, etc.

Ahora que estamos re-adaptando la habitación para crear un ambiente preparado, hemos descartado la idea de poner tantos cestos y en su lugar le hemos colocado solo los juguetes que por el momento despiertan su interés. Éstos están siempre bien ordenados para que al verlos diferencie un juego de otro y pueda coger el que le apetezca en cada momento. Como sabréis los niños pasan por un período sensible al orden que abarca desde el año y medio hasta los 4 años aproximadamente, por eso es fundamental mantener un orden tanto físico como en las rutinas diarias ya así ayudamos al niño a conocer su entorno y a sentirse seguro en él, fomentando así su independencia.

Por otro lado, en los hogares donde se aplica montessori no es habitual ver cunas de barrotes si no camas de suelo. En nuestro caso como ya la teníamos comprada hemos decidido que por ahora, como nuestro pequeño aun no sabe andar, mantendremos la baranda y en cuanto aprenda se la quitaremos y le pondremos un escalón para que pueda subir y bajar el solo.

Para aprovechar la baranda que tiene la altura regulable, durante el día bajamos los barrotes hasta el suelo de manera que pueda agarrarse a ella y ponerse en pie si lo desea. Esto le hace mucha gracia y la verdad es que muestra mucho interés se pasa el dia intentando alzarse. ¡Pronto lo conseguirá, estoy segura! Si en vuestro caso la baranda no se baja, venden unas barras que sirven justo para esto.

montessori,


Otro cambio que haremos en cuanto camine será quitar el cambiador, en la foto no se aprecia pero está encima de la cajonera que hay después de la cama, estos 3 cajones son un módulo independiente que se puede quitar y ponerlo por separado. La idea que tenemos es poner la cajonera a parte y en ese espacio crearle un sillón para que pueda sentarse para leer, jugar o vestirse. No se si me explico... pero si no, no os preocupéis, ¡cuando hagamos el cambio os lo enseño!

Conforme vaya creciendo también re-organizaremos el armario y todos los cajones de su habitación para ponerle a su alcance su ropa, sus zapatos, etc para que pueda vestirse el solo y elegir que ropa se quiere poner.

Esto es lo que por el momento hemos hecho en su habitación. Otra zona que también hemos hecho cambios es en el comedor. Así es como lo teníamos hasta hace bien poco (¡el árbol de navidad lo confirma!)



Pasadas las navidades decidimos cambiar su zona de juego del comedor y adecuarlo al ambiente preparado de montessori. Lo primero que hicimos fue quitar la cuna de viaje ya que a Marc no le gustaba demasiado estar allí encerrado, en ese momento empezaba a gatear arrastrándose por el suelo y ahí metido no podía hacerlo por que enseguida había llegado al final del parque. Por eso decidimos dejarle el espacio abierto para que pudiera moverse libremente. Además pusimos un colchón (el mismo que el de la cuna de viaje) para que pueda acostarse cada vez se sienta cansado. Hemos puesto un zona de foam con una alfombra por encima para delimitar un poco la zona de juego y actividades y para evitar algún que otro chichón, aunque tengo que decir que ahora que se pasa el día gateando juega por todas partes menos en esa zona.

ambiente preparado, montessori, metodo montessori, espejo de seguridad


Cómo veis también le hemos puesto un espejo de seguridad para que pueda verse. Són muy beneficiosos ya que al verse reflejados adquieren consciencia de si mismos y conocimiento de su entorno, además también ayuda en el habla o la coordinación, entre otros. Este espejo lo hemos hecho nosotros mismos, hace varias semanas expliqué aquí como lo habíamos fabricado.

Como veis en el comedor no guardamos juguetes prácticamente, si no que los vamos a buscar a su habitación y nos los llevamos a la zona de juego, cuando acabamos la actividad devolvemos el juego a su sitio.

Conforme se vaya haciendo mayor iremos adaptando el entorno según las necesidades de cada momento, poniendo una mesa y una silla a su altura, una zona de arte, un cajón en la cocina con sus utensilios, etc.

De momento estos han sido los cambios que hemos hecho en casa. Como veis hemos adaptado un poco lo que ya teníamos. He de decir, que desde que hemos cambiado el ambiente, sobre todo la zona del comedor que ha permitido que Marc pueda libremente y a su antojo, ha hecho un cambio espectacular en cuanto a psicomotricidad gruesa. No se si será casualidad o no, pero en tres semanas Marc aprendió a darse la vuelta, a sentarse y a gatear...

Por cierto, si hay alguien experto en montessori que me quiera corregir o aconsejar en algún aspecto estaré encantada de que me asesore! :)

¿Alguien más está adaptando su casa a este maravilloso método?

Fuente: este post proviene de Criar Jugar Amar, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Vuelvo a la carga!

He estado una buena temporada desaparecida, pero necesitaba un descanso. Mi día a día ha cambiado, empecé a trabajar después de mucho tiempo y el cambio fue duro en muchos aspectos. Para los que no m ...

Las presentaciones en Montessori

En la pedagogía Montessori cuando se muestra por primera vez un material al niño, el adulto le hace una presentación de como se debe utilizar éste. Si tuviera que definir la esencia de las presentaci ...

Las buenas y las malas madres

Hace tiempo que tenía ganas de escribir sobre la rivalidad que existe entre las madres. Cuando empecé mi camino en la maternidad, hace ya un par de años, me di cuenta que existe una rivalidad y una co ...

Recomendamos