comunidades

Bechamel con Harina Integral | Saludable y Nutritiva

Si no te gusta consumir harinas refinadas seguro que te gustará esta receta: bechamel con harina integral. Las salsas tradicionales —en su mayoría— se elaboran con harina de trigo común y con ingredientes refinados de los de toda la vida, como es el caso del azúcar blanco. Hoy en día, cada vez hay más personas que buscan alternativas más saludables, por lo que se hace necesario poder sustituir los ingredientes que se usan de antaño por otros más amables con nuestra salud: harinas integrales, azúcar de caña integral, sal marina natural sin refinar y un largo etcétera.

Esta bechamel integral posee una serie de ventajas con respecto a la bechamel convencional. Para empezar tiene un índice glicémico más bajo que la harina común, por lo que aportará a tu organismo más energía de absorción lenta; esto se traduce en que consigas saciarte con menos cantidad al mismo tiempo que permaneces saciado por más tiempo. Por otro lado —al utilizar harinas integrales—, la salsa bechamel se vuelve una opción mucho más nutritiva, con más fibra y más vitaminas y minerales esenciales, destacando vitaminas B y E, ácidos grasos, y minerales como el magnesio, manganeso, hierro, potasio y zinc. Esta bechamel resulta especialmente ideal para bebés, niños pequeños, personas mayores y gente a dieta o que quiere adelgazar.

 

Ingredientes de la bechamel con harina integral

Receta Bechamel con harina integral

Receta Bechamel con harina integral Yo suelo utilizar harina de espelta, pero puedes emplear cualquier harina integral: harina de avena (para una bechamel integral sin gluten), trigo, trigo sarraceno, centeno, tritordeum, escaña… La proporción más adecuada es la de 30 g de harina integral por cada 500 ml de leche; no obstante, te recomiendo que añadas la leche poco a poco para que puedas tener más control sobre la textura. Dependiendo de la harina que uses puedes necesitar más o menos leche para conseguir la textura deseada. También puedes sustituir la leche de vaca por cualquiera de estas bebidas vegetales.

500 ml de leche o bebida vegetal

30 g de harina integral

30 g de mantequilla (puedes sustituir por un aceite de oliva suave)

Una pizca de nuez moscada

Pimienta blanca o negra recién molida al gusto

Sal al gusto

Elaboración de la bechamel integral paso a paso

Salsa bechamel con harina integral

Salsa bechamel integral Hay mucha controversia acerca de si la leche se debe o no calentar para conseguir una bechamel sin grumos. En mi caso lo tengo claro: sí, la leche debe estar muy caliente. También es buena idea —sobre todo si usamos harina integral— tamizar la harina. Cuando la bechamel esté espesando, añade también el salvado y el germen que quedaron atrapados en el colador o tamiz.

Tamiza la harina y reserva. Reserva aparte el germen y el salvado que quedó en el colador.

Pon la leche a calentar hasta que hierva. Apaga y reserva.

Coloca la mantequilla en una sartén a fuego medio y cuando esté caliente incorpora la harina tamizada. Remueve constantemente durante un minutillo; es importante que la harina se cocine sin llegar a quemarse.

Vierte poco a poco la leche caliente al mismo tiempo que remueves con unas varillas o cuchara de madera. Remueve y sigue agregando leche hasta conseguir la textura deseada.

Baja el fuego y deja cocinar de 8 a 10 minutos a fuego bajo, removiendo de vez en cuando. En este momento la salsa espesará aún más.

Por último, salpimienta al gusto y condimenta con nuez moscada. Personalmente me gusta ser generosa añadiendo nuez moscada, pero te aconsejo que vayas añadiendo, probando y rectificando al gusto. Esta bechamel integral te servirá para acompañar pastas, lasañas, pasteles salados, verduras gratinadas… Si quieres preparar croquetas, puedes aumentar la cantidad de harina integral a razón de 50 g por cada 500 ml de leche. De este modo la bechamel será mucho más consistente y espesa. No olvides aumentar también la mantequilla o aceite a 50 g (mismo peso de harina que de grasa). Y si te gustan las alternativas saludables echa un vistazo a esta bechamel de coliflor, ¡te encantará!

Fuente: este post proviene de BABYCOCINA, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Levantarse y sostenerse sin ayuda es el mayor logro de los niños en el primer año de vida. Desde los primeros intentos de erguirse sobre las piernas de papá o mamá hasta que consiguen andar solos, tod ...

Recomendamos

Relacionado

Recetas de cocina Recetas de sopas cremas y purés ...

La salsa bechamel resulta perfecta para acompañar y aportar humedad a gran cantidad de elaboraciones BLW. Esta tradicional salsa, no solo te servirá de base para elaborar multitud de recetas para bebés —como, por ejemplo, la de croquetas infantiles—, sino que, además, acompañará con nota sobresaliente todo tipo de platos de pasta y gratinados que ofrezcas a tu bebé. ¿A qué edad pueden probar los b ...

baby-led weaning recetas de cocina recetas de pizzas ...

La harina de garbanzo —al igual que el resto de harinas de legumbres— es perfecta para elaborar platos sin gluten, nutritivos y ricos en proteína, una opción ideal para personas celíacas y para disfrutar de las bondades que nos ofrece este delicioso alimento, tanto a nivel alimenticio como a nivel de salud. Cuando descubrí los crepes de harina de garbanzo se abrió un mundo de posibilid ...

recetas de cocina recetas de pizzas pan y masas ...

Si has decidido desterrar el uso de harinas refinadas, seguro que andas buscando alternativas integrales a tus recetas favoritas, como es el caso de los crepes. Los crepes integrales son una opción mucho más nutritiva y saciante que los convencionales de harina blanca y —créeme—, si te gusta lo auténtico…, notarás que el sabor también es mucho más rico que el que se obtiene con ...

baby-led weaning recetas de cocina recetas para bebés ...

Aunque la tradicional tortita americana puede ser un desayuno nutritivo y muy completo, me gusta tener a mano una versión aún más saludable para prepararla a mis hijos en cualquier ocasión, de ahí que me haya aficionado a los pancakes de avena y plátano, unas tortitas de lo más sanas ideales para los más pequeños de la casa. La principal ventaja frente a la receta convencional es que podemos elabo ...

baby-led weaning recetas de cocina recetas de pastas y arroces ...

El arroz con leche es un postre que puede adaptarse fácilmente para que sea apto para bebés desde tan pronto como el inicio de la alimentación complementaria. Al cocinarse la leche o bebida vegetal durante un buen rato, los azúcares naturalmente presentes quedan más concentrados y su gusto resulta dulzón aunque no lleve azúcar —no recomendada para bebés y niños de cualquier edad, pero que ha ...

Recetas de cocina

Cocinar con niños nos ofrece la oportunidad de pasar un buen rato mientras los niños aprenden a comer de manera variada. Para acertar, lo mejor es elaborar los platos con ellos y usar ingredientes no demasiado habituales. La salsa bechamel (mejor si es bechamel con harina integral) resulta muy adecuada para mezclar con muchos alimentos. Puedes incorporarla en divertidos moldes o elaborar con tus h ...

Recetas aperitivo entrante ...

Este plato sirve de aperitivo, entrante o de segundo plato de cena. INGREDIENTES (Para 10 personas) 10 huevos 1 litro de leche 40 g de harina 40 g de mantequilla 1 paquete de mus de oca Martiko (vienen dos medallones) Patatas paja ELABORACIÓN Escalfar los huevos en agua hirviendo y reservar. Hacer una salsa bechamel: se derrite la mantequilla, se añade la harina y luego poco a poco la leche muy ca ...

general recetas molonas. croquetas ...

Hoy os traigo una receta que no había hecho antes hasta el otro día, croquetas de calabacín y queso. Me requetencanta el queso, algo que tengo muy limitado con el embarazo, ya que sólo puedo comer los que estén elaborados con leche pasteurizada, y aún así, hay que tener cuidado, por eso de no pilla muchos kilos dicen… ¬¬ Por otra parte, el calabacín es muy beneficioso para la salud, ya que n ...

bechamel coliflor hoy cocinamos ...

La coliflor es un alimento de esos que de pequeña no me entusiasmaban mucho. Creo que era el olor que desprendía cuando mi madre la hervía, que no me gustaba mucho. Pero es que de pequeña era bastante exquisita para comer yo, aunque con los años por suerte he mejorado mucho en cuanto a los gustos, y la coliflor es una de las verduras que más me gusta. Coliflor, imagen de Couleur en Pixabay Y adem ...

Recetas de cocina Recetas para bebés Bebés ...

Hoy le toca el turno a un especial de cenas para bebés de 1 año. A los 12 meses, la comida comienza a ser —si es que aún no lo era— mucho más divertida para tu bebé. Ya domina sus manitas y el agarre de pinza, por lo que quizá sea buen momento para comenzar a ofrecer la comida junto con sus primeros cubiertos. La Asociación Española de Pediatría (AEPED) aconseja no retrasar la presentación de alim ...