Cómo enseñar a los niños a meditar

Cómo enseñar a los niños a meditar

La meditación es fundamental para mejorar la concentración, además de relajar tensiones psíquicas y musculares. Por ello se recomienda hacerlo frecuentemente en especial en los días cargados de responsabilidades.

    La meditación además de mejorar la concentración, relajar y liberar estrés, reduce la ansiedad y previene episodios depresivos e insomnio, por lo que la meditación mejora el sistema inmunológico y la circulación sanguínea al controlar mejor el sistema nervioso.

     Algunas personas con dolores crónicos, canalizan el control del dolorcon la meditación. Por ello la meditación en niños es recomendablepor especialistas, en especial si son inquietos, con déficit de atención, inmunosuprimidos, con dolores crónicos o simplemente para crearles el hábito sano de relajarse.

Cómo enseñar a los niños a meditar. Cómo crear el hábito de meditación en los niños.

Antes de comenzar se le debe enseñar a eliminar tensión en hombros y cuello, con movimientos circulares de la cabeza y repeticiones de elevaciones lentas de brazos.

Una manera de motivarle es pidiéndoles compañía.Así recostados en el césped, un puf, una colchoneta, una cama, un sofá a manera de juego de cómplices comienzan a relajarse.

Es bueno los fondos de sonidos de la naturaleza, aire, agua, viento,acompañados de una voz tenueque le describe el viaje de la circulación sanguínea por su cuerpo, como un tren por sus rieles.

Hacer ejercicios de respiracióncon inhalaciones nasales, profundas y sostenidas, y exhalaciones por la boca, lentas y pausadas, al tiempo que imagina como sus dos pulmones se llenan de aire como globos y pierden el aire por igual.

     Los niños que meditan, enfocan mejor su atención, gracias al ejercicio frecuente de concentrarse en su propia respiración. Sin embargo ayudarle a fijarse en detalles como la caída de una hoja desde la rama de un árbol, para ellos es meditar, son simples ejercicios depaciencia, aislamiento y concentración.

     El dominio y control emocional, la calma, y la inteligencia emocionalacompañan desde niño al que es enseñado a temprana edad a meditar. Entrenarlos para mejorar su concentración es darles una herramienta que les servirá para toda la vida.

     Será menos impulsivo, canalizara la ansiedad y el estrés, creara un hábito que le hará más responsable y tendrá más cuidado por su organismo, lo que se traduce en un nivel satisfactorio de amor propio. Si se analiza con detenimiento, son características de un individuo con madurez emocional, lo que ayudara a sus relaciones con el entorno.

    No existe edad para el control mental, así como no existe edad para el enfado, enseñarles a temprana edad a canalizar sus energías, darse unos minutos para aislarse consigo mismo, es un legado que agradecerá a futuro. Las familias que van a la mesa juntas, permanecen juntas, es una frase que ha viajado tras generaciones.

       Es tiempo de seguir los buenos pasos del otro lado del hemisferio, y comenzar en estos tiempos cargados de responsabilidades y estrés a crear el hábito familiarde meditar en pareja, con los hijos, y toda la familia, eliminando tensiones y compartiendo paz y armonía.

Ya sabes cómo enseñar a los niños a meditar, para más artículos como este, puedes visitar la sección Consejos de Salud.




¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:

Relacionado

5+1 técnicas para desconectar sin meditarReconozcámoslo, meditar está de moda. Parece que todas las técnicas para desconectar la mente se centren en la todopoderosa meditación. La respuesta a todos aquellos que sufren de estrés, ansiedad o sobrecarga de trabajo está en la atención plena.Incluso me atrevería a decir que ya lo has intentado más de una vez. Déjame adivinar: apagas la luz de tu cuarto ...

En la vida, la competitividad está presente en todos los ámbitos. Aunque no debamos vivir por ella, siempre es bueno tenerla en consideración no para superar a los demás sino para superarnos a nosotros mismos y mejorar como personas. Como madre, quiero que mis pequeños tengan una vida lo más saludable posible, tanto física como mentalmente. Mens sana in corpore sano, dicen. Por ello, enseñar inglé ...

La lectura tiene grandes beneficios para los niños, entre ellos se encuentran la evasión creativa, la fantasía, el conocimiento del mundo y de los demás, la empatía y el fomento de su curiosidad. Además cuando se lee, se ponen en funcionamiento más de 20 funciones intelectuales y se fortalece la capacidad de concentración, con ello, los niños tendrán mayor facilidad a la hora de estudiar y por lo ...

Las actividades de meditación para niños es una de las herramientas más demandadas en Educación Emocional.Cada vez son más los padres y docentes que saben que los pequeños no necesitan estar constantemente entretenidos y estimulados y que ellos también pueden beneficiarse de unos minutos de meditación para conocerse, relajarse y disfrutar de un momento de calma. A pesar de esto, todavía es muy hab ...

Más que a comer, lo que hay que enseñarle a los niños es a hacerlo de una manera saludable. Enseña a tu hijo a comer como los franceses, esto va a reducir el riesgo de obesidad y a abrir un mundo de sabor. Cómo enseñar a los niños a comer saludable? Estás enseñando a tu niño a comer bien? Y no solo para estar sano, sino también para comer bien, se trata de disfrutar de una variedad de alimento ...

Entre los múltiples temas y conceptos que nuestros hijos deben aprender en sus años escolares se encuentran los números romanos. Unos números que se expresan con letras y que obedecen a unas reglas totalmente distintas a las que han aprendido inicialmente y con los cuales ya están mucho más habituados. Hoy hablamos de cómo enseñar este sistema de numeración y porqué es importante que lo aprendan. ...

Cuando alguien dice que es bueno mejorar la concentración, quizá lo primero que nos viene a la cabeza es seguro que los es  aburridisimo. Imáginate cuando hay un niño que corre de un lado para otro, y le decimos que tiene que aprender a concentrarse, lo que probablmente relacione con estarse quieto, y no le interese mucho. Pero ¿Se puede disfrutar desarrollando la concentración? Pues sí. En el blo ...