comunidades

“Mamitis” nocturna

mamitisnocturna2.jpg


Sé que este post va a gustar mucho a los incondicionales de “esa niña lo que está es enmadrada”, la frase de manual que analizamos hace algunas semanas. Lo sé y les voy a dar el gusto. Para que luego tengan algo sobre lo que cuchichear:

- ¿No ves? Si ya te lo dije yo. Todo el día con la madre. Esa niña al final va a estar enmadrada.

- Se veía venir. Pero bueno, ya se apañarán ellos. No será que no se lo estamos diciendo…

O algo parecido.

Desde hace unas semanas, cuando llega la noche, y en concreto cuando llega la hora de acostarnos, la pequeña saltamontes empieza a mostrar una dependencia mayor de la mamá jefa. Cosa que al papá en prácticas le parece absolutamente normal, ya que Maramoto cada vez es más consciente de la importancia que tiene su madre como fuente de alimento y ayuda en la conciliación del sueño. Durante el día, por el contrario, nuestra peque sigue mostrando una actitud de lo más normal. Nunca rechaza mis brazos (ni los de nadie), me la puedo llevar de aquí para allá sin necesidad de que esté viendo a su mami,  y siempre tiene una sonrisa guardada para derretir un poco más a su papá.

Cuando llega la hora de irse a la cama, sin embargo, la peque no puede separarse de su mamá. Si está ella en la cama, no hay problema. Mama un poquito, se gira con su sonrisa picarona esperando que su papá en prácticas le diga cualquier tontería, retorna a la teta, vuelve a buscarme con su mirada… Y así entramos en un bucle hasta que por fin se duerme. Pero como a Diana se le ocurra moverse, las sonrisas cambian de forma inmediata por unos pucheritos que me tengo que contener para no comérmela. Así que la mamá jefa no tiene más remedio que lavarse los dientes en la habitación, para que la peque no la pierda de vista. Y si es menester, nos vamos a acompañarla mientras se enjuaga y hace pipí. No habrá intimidad para las madres.

Antes de escribir este post, por mera curiosidad, he buscado por la red algún tipo de información al respecto. Y aunque la mayoría de resultados de la búsqueda son algo confusos, he encontrado un artículo en la web Dormir sin llorar que habla de una supuesta fórmula que ellos han bautizado como “Plan Padre”, en un juego de palabras que engloba a la figura paterna y a la acepción mejicana de padre como sinónimo de muy bueno. Allí dan unas pautas para que los bebés asuman con más normalidad la figura paterna durante la noche, ya que al parecer lo que le pasa a Mara, como ya me imaginaba yo, es algo bastante habitual entre niños lactantes y que practican colecho. Os resumo a continuación las cuatro claves de este “plan padre”, aunque podéis consultarlas con más detalle si queréis en la web que os mencionaba.

Implicar al papá en las tareas propias del día a día como cambiar pañales, el baño, el juego o los mimos. En nuestro caso esta primera clave está superada.

Llevar esa implicación al momento del sueño. Es decir, que una vez comido y con la barriga llena, sea el papá el que se encargue de dormir al bebé en sus brazos. Esto, en lo que a mi respecta, lo he conseguido en contadas ocasiones, ya que en la mayoría de los casos la peque prefiere la teta de su madre para encontrar el sueño.

Intentar probar, poco a poco y cuando el bebé esté confiado en presencia de los dos, que la mamá abandone la habitación. Para ir viendo sus reacciones.

Todas estas claves, por supuesto, hay que llevarlas a cabo respetando en todo momento los ritmos del bebé. Es decir, que si llora estando en brazos de su padre o pone pucheros al quedarse a solas con él, es importante que la madre intervenga de inmediato para tranquilizarlo.

 

Yo os las copio aquí porque me ha parecido curioso y creo que igual pueden servir a alguien, aunque en mi caso de momento no tengo prisa ni me preocupan estas reacciones de la pequeña saltamontes. Como os he comentado antes, me parecen de lo más normales. Bendita mamitis.

Y a vosotr@s, ¿os ha pasado lo mismo con vuestros bebés?

 

Fuente: este post proviene de Un Papá en Prácticas, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Modificado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

Relacionado

general andanzas baby led weaning ...

Las cacas de los bebés son un tema recurrente. Y no es que seamos escatológicos y nos encante abordar con frecuencia el maravilloso mundo de las mierdas. Que también. Lo que sucede es que las cacas de los bebés dan mucho juego por su constante evolución y sus continuos cambios. Y más todavía por los desastres naturales que son capaces de desatar en casa cuando el pañal que las debe contener cede o ...

general andanzas paternidad ...

Este post me lo ha inspirado Lydia, que en su blog Padres en Pañales ha iniciado una sección tan recomendable como simpática sobre las incompatibilidades de la maternidad/paternidad. Vaya por delante que no cambio por nada del mundo a Maramoto, y a mi situación actual como papá en prácticas, pero que tire la primera piedra aquel padre o madre que en algún momento de debilidad no eche en falta aque ...

general andanzas aprendizaje bebés ...

Recuerdo, porque provengo de una familia más que numerosa y tengo primos hasta debajo de las piedras, muchos de ellos menores que yo, que los bebés crecen muy rápido. Y que aprenden incluso a mayor velocidad. Y ser papá en prácticas y poder vivir esa (r)evolución diaria de una bebé no ha hecho otra cosa que confirmar esa percepción de rapidez que muchas veces uno tiene la sensación de que no deja ...

general andanzas bebés ...

Vaya por delante que este post no está respaldado por ningún estudio científico, pero había que ponerle un título para captar la atención del personal. Marketing lo llaman. Como os comenté la semana pasada, la pequeña saltamontes mostraba un rechazo absoluto por la sillita del coche. Hasta el punto de apenas poder sentarla en ella. Sin embargo, y fruto de un trabajo concienzudo de la mamá jefa, de ...

general andanzas bebés doble personalidad ...

Hoy os vengo a hablar de una faceta que Maramoto está desarrollando mucho en las últimas semanas: La doble personalidad. Sí, como escucháis. La pequeña saltamontes no se aclara. Y si al comenzar el día dice que blanco, al cabo de unas horas está con que es mejor negro. Y después otra vez blanco. Y luego volvemos al negro. Y así hasta el infinito. O hasta que logramos, a eso de las once de la noche ...

Recursos

Ya no queda nada para el 19 de marzo. Para muchos papás será su primer Día del Padre, una fecha muy especial en la que se estrenarán como papás oficialmente, por lo esta ocasión merece un regalo también muy especial. Algo que perdure como recuerdo de los primeros meses de paternidad, sin duda, una etapa maravillosa. Si todavía no sabés qué regalarle, no te agobies, aquí te dejo 10 ideas de regalos ...

general para debatir

Recuperamos hoy una de las secciones con más seguidores de este blog, la de las frases del gran manual de la crianza que escuchamos el 90% de los padres. Creo que por eso tienen tan buena acogida. En ellas todos nos podemos ver más o menos reflejados porque todos (o casi todos) hemos tenido que pasar alguna vez (o muchas veces) por el mal trago de escucharlas y tener que escupir sangre para no lan ...

general andanzas bebé ...

No sé si es el cansancio acumulado que me invita amablemente a delirar, pero lo cierto es que desde que soy un papá en prácticas mi napia parece tener mucha más utilidad más allá de oler y respirar. Será que tengo una nariz poderosa (por no decir grande), pero lo cierto es que la pequeña saltamontes ha visto en ella una curiosa fuente de entretenimiento. También en la de la mamá jefa, que tampoco ...

general bichos miedos ...

¿Quién no se ha despertado alguna vez muert@ de miedo en la cama, en mitad de la noche?. Sí, puede parecer algo muy de niños, pero de adultos estoy segura que a más de un@ le pasa. Que levante la mano si hay algún/a valiente en la sala. Yo la primera. Hay noches que me despierto sin ser capaz de asomar un dedo fuera del colchón. Pero de lo que vengo a hablar es de los miedos de los niños, sobre to ...

Andanzas

Como os comenté al regreso de las vacaciones, durante el verano a Maramoto se le ha soltado la lengua. Su vocabulario, sin embargo, aún es escaso, así que entre palabra y palabra se nos cuelan un sinfín de sonidos que aún no hemos sido capaces de interpretar (tenemos a sueldo a un grupo de expertos en lengua Dothraki para que nos subtitulen las conversaciones). En las últimas semanas la mamá jefa ...