Padres

Blog de Mamadeverdad Idea guardada 7 veces
La valoración media de 1 personas es: Excelente

Taller educar sin gritar ejercicio 5


ejercicio-gratis-asertivo

by pixabay

El ejercicio de esta semana ¿cuántas veces dices no? me viene de perlas. Que no es la primera vez que Nuria me lo dice, además que cuando hice su curso fue uno de los temas que se tocaron pero aún así suspendo casi siempre, jeje.

Lo que explica sobre llevar las mochilas y chaquetas de los niños no puede ser más real, en mi caso. Es más, es que ya hasta soy yo quien las coge sin que ellos me las den. Pero eso con muchas cosas que ellos pueden hacer y hago yo por ellos, a veces por prisas, a veces porque me digo es que están cansados, a veces porque no me doy ni cuenta, el caso es que cargo mi propia mochila y al final llega un momento en el que me veo mal. Empiezo a notarme como ese enfado va tomando fuerza y voy a explotar en cualquier momento. Afortunadamente después de todos estos meses ya voy conociéndome y gestiono con las herramientas que tengo en mi mano esos sentimientos para no explotar con los niños y acabar pagando mi enfado con ellos.

El hecho de saber decir que no y no cargarnos más cosas sobre nuestra mochila no implica que tengamos que pasar de todo y ponernos agresivos y a la defensiva para dar un no por respuesta a todo. Significa que tenemos que conseguir un equilibrio para que nos sintamos respetados, lo que hará que tengamos una mejor autoestima y confianza en nosotros mismos.

Algo que sabemos, pero que muchas veces olvidamos, es que nuestros hijos imitan todo, absolutamente todo lo que hacemos.

Cuando son pequeños, por lo general dicen a todo que no, especialmente algunos niños. El mio de 3 años es "una máquina del no", cuando dice que sí a algo casi se me caen las lágrimas de la emoción, jeje. Pero eso no quiere decir que si a mi me ve cargando con todo el peso de cosas con las que él puede cargar como llevar su mochila o dejar su plato en la pila cuando termina, no vaya a copiarlo y haga lo mismo en un futuro. No me gustaría que me imitara y llenara su mochila como yo lleno la mía.

No quiero que mis hijos imiten mi comportamiento y que en su vida de adultos hagan lo mismo. No quiero transmitirles que mi comportamiento es el idóneo y que no se puede contradecir, dar tu opinión, no decir que no cuando realmente no quieres hacer algo. Si de pequeños nos enseñan a decir que no, de adultos podremos salir mucho más airosos de algunas situaciones.
No quiero que mis hijos digan que sí a todo lo que les pidan. Quiero que si algo no les gusta, no les parece correcto o simplemente no quieran hacerlo sean capaces de decir no, sin tener que sentirse culpables por haberlo dicho. Da igual que se equivoquen y si deciden no aceptar un puesto de trabajo que puede ser muy interesante, será un error o no será un error, pero será algo que han elegido y no algo por lo que se hayan dejado llevar. Prefiero ese no, a un sí, "voy a probar esta pastilla que me ofrece mi amigo que por lo visto es tan guay", porque no sé o no me atrevo a decirle que no.

Por lo tanto como nos imitan en todo y en mi caso no soy capaz de decir que no, no me queda más remedio que solucionarlo. Ya no sólo por el hecho de no sobrecargarme y acabar mal como os explicaba en este articulo en el que hablaba de la sobrecarga y el autocuidado, sino por el hecho de que mis hijos sean asertivos y respetuosos al mismo tiempo.

Ser asertivo no quiere decir que tengamos que perder el respeto por el contrario. Pero sí que es muy importante que nosotros mismos nos sentamos respetados.

Como os he dicho antes en este ejercicio suspendo, no soy nada asertiva, no sé decir que no. Sé decirlo como todo el mundo, pero sólo me lo digo a mi misma, en eso soy una experta.

Así que para realizar el ejercicio de Nuria me he propuesto a su vez unos ejercicios. Tengo claro que vivir en un estado de queja no me lleva a nada y lo mejor que puedo hacer es buscar la solución y poner remedio.
Son ejercicios "made in Ana", puedes hacerlos conmigo pero no han pasado por ningún registro de calidad, estás avisado, no vale reclamar jeje.

"Método made in Ana para ser más asertiva"

1. Reconocer que en el 99 por ciento de las veces digo siempre que sí.

2. Comprometerme conmigo misma a decir que no y bajar ese 99% a un 50%. Si digo que no la mitad de las veces estará genial.

3. Localizar los momentos en los que me ocurre. Con los niños, con mi pareja, en el trabajo....

4. Elaborar un plan de acción. Procesar los pasos a seguir en el momento en el que localice una situación en las que habitualmente digo sí. Elaborar este procedimiento haciéndome la pregunta en cada situación de las que he localizado en el punto 3 de ¿qué pasará si digo que no en este caso? y ¿qué pasará si digo que sí en este caso?

5. Reconocer ante los demás que estoy enfadada o molesta. No ocultar mis sentimientos. Expresarme con claridad. Por ejemplo, mi pareja no tiene porque saber que no me apetece comer en casa de sus padres si yo no se lo he dicho. Nos montamos nuestra propia película como si la otra persona lo supiera y encima nos enfadamos con ella cuando realmente con quien estás enfadado es contigo misma. 

6. Empezar con pequeñas cosas y poco a poco, para ir tomando conciencia y hacerlo un hábito. No se trata de decir ahora que no al ¿me pasas el pan?, tampoco es eso, que también se puede decir que sí.

7. Dejar se sentir culpa por decir que no. Tenemos derecho a decirlo.

Con elaborar plan de acción lo que quiero decir es que una vez localizadas las situaciones en las que rara vez digo que no, tengo que  tener el proceso claro en mi mente en el que me apoye para llevarlo a cabo.

Por ejemplo si toca comida familiar todos los sábados, por muy bonitos que sean los momentos o por muy bien que nos lo pasemos, tengo derecho a decir que no si un sábado por h o por b no quiero ir.

Eso sí hacerlo con respeto y buscando el equilibrio para que a la parte contraria no le afecte negativamente mi decisión de no ir.

Para elaborar este plan de acción es muy útil elaborar las listas que ha propuesto Nuria en su ejercicio. Así que aquí van mis confesiones, que no hay cosa mejor para comprometerse que hacer las cosas públicas.
Lista 1:Cosas que me molestan y hago a regañadientes

Encargarme siempre del baño de los niños.
Ser siempre la que lleve el control para ir a acostarlos, si no estoy pendiente se acostarían siempre tardísimo.
Estar pendiente de los juguetes que mi hijo se lleva a la calle para que no los pierda.

Lista 2: Cosas que puedo hacer para poner remedio

Hablar con el papá para que podamos turnarnos algún día. Nunca lo hago siempre voy, les baños y no digo nada.
Dejar de ser tan controladora, no tengo que tenerlo todo bajo mi control. Si mi entorno ve que tengo la situación siempre controlada y que siempre me encargo yo, no le hace falta hacerlo o tienen miedo a no hacerlo como yo lo hago, porque soy demasiado exigente. Como solución bajar mi nivel de exigencia y dejar a los demás participar. No pasa nada porque no se acuesten exactamente a la misma hora todos los días. Esto por cierto me lo enseño Nuria a través de su curso. Entendí esa faceta mía de controlarlo todo.
Dar responsabilidad a mis hijos. Si se llevan un juguete hablar con ellos y explicarles antes de salir de casa que son ellos los que tienen que estar pendientes de si lo pierden o no y que sean conscientes de las consecuencias que puede tener que lo pierdan para ellos. 

La lista puede ser mucho más larga y hay cosas a las que podría decir que no pero hay otras tantas a las que no me queda más remedio que seguir diciendo que sí. Para eso como siempre tenemos que cuidarnos, necesitamos nuestros momentos, tenemos que tener una válvula de escape para disfrutar de tiempo para nosotras y que nos haga recargar pilas para poder estar bien con nuestros peques. No toleramos igual ni tenemos la misma paciencia cuando estamos muy cansadas.
Resumiendo que se que me enrollo un montón, gracias por cierto por llegar hasta aquí leyendo, eso significa que tienes un compromiso fuerte:
Podemos decir que no, no es tan dramático como nos lo imaginamos. 
Nuestros hijos tienen que aprender a decir que no, vamos a enseñárselo.
Es más fácil si tenemos localizadas las situaciones en las que nos cuesta más decir que no, y realmente es lo que queremos.
Hacerlo poco a poco para que se haga un hábito y no nos cueste tanto.
Delegar, delegar y delegar que no se va a acabar el mundo.
Delegar, por si no lo había dicho :)
Aceptar ayuda, tampoco pasa nada por aceptar ayuda.

Si quieres información sobre el curso del que os he hablado "Atrévete a educar sin castigos", solo tienes que pinchar sobre la imagen.

 Atrévete a educar sin castigos


Puedes ver como ha hecho este mismo ejercicio con sus hijas Ilda en su blog, te servirá la experiencia.
Si te gusta lo que lees puedes suscribirte a mi blog pinchando sobre la imagen. Te llegará un mail para confirmar la suscripción. Si no lo ves revisa tu carpeta de spam


Fuente: este post proviene de Blog de Mamadeverdad, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Lasaña de calabacín y gambas

Hace poco que descubrí la masa filo y me ha encantado. Me parece práctica y original para darle un toque diferente a comidas habituales. Así que preparaos porque van a llegar varias recetas con esta m ...

Recomendamos

Relacionado

general dar las gracias talleres de disciplina positiva ...

Taller educar sin gritar ejercicio 4

Lo primero que quiero hacer en este ejercicio aprovechando que es para ello, es dar las gracias a todos y cada uno de vosotros por dedicar vuestro tiempo, vuestras ganas, vuestras energías y vuestra vida a mejorar la relación con vuestros hijos. Cada minuto que dedicáis a pensar en estos ejercicios, a explicárselo a vuestra pareja, a vuestros hijos, a pensarlo, a comentárselo a vuestra amiga del ...

general abrazos talleres de disciplina positiva ...

Taller educar sin gritar ejercicio 1

by pixabay Estoy encantada de participar en el taller educar sin gritar cambiando gritos por besos, que encima de ser bueno, es un taller gratis. Cuando Nuria me lo comentó, la verdad que sin saber de qué iba le dije que sí, sin ninguna duda porque sabía que iba a ser bueno, como todo lo que hace. Es mi mentora en esto y gracias a ella he aprendido todo lo que sé sobre disciplina positiva. Así qu ...

general educar con respeto educar sin castigar ...

Taller educar sin gritar ejercicio 3

Esta es la tercera semana del taller cambiando gritos por besos y abrazos, puedes ver el primer ejercicio "Abrázame" y el segundo "Háblame bajito" si estás empezando ahora. Tengo que confesar que cuando vi el ejercicio 3 "Todos tenemos cualidades" tuve que hablar con Nuria de alumna a profesora y que me explicara. Me ha costado un poquito hacer las listas porque hice ...

general escucha activa talleres de disciplina positiva ...

Taller educar sin gritar semana 6

El ejercicio que nos propone Nuria esta semana " Lo mejor del día" aparentemente puede parecer muy sencillo pero a la hora de la verdad no somos conscientes del todo de ello. Vamos con nuestra rutina diaria y preguntamos a nuestros peques ¿qué tal el cole? pero muchas veces no hacemos una escucha activa. Ellos nos responden "muy bien mamá, mira que dibujo he hecho" y nosotros c ...

general educar sin castigar taller gratis ...

Taller educar sin gritar semana 9

Este último ejercicio del taller "Cinco minutos para ti" lo considero casi el más importante. Hay mucho que podemos hacer por mejorar la relación con nuestros hijos para llegar a tener esa armonía que tanto buscamos. Digo armonía no perfección. Si vamos en busca de conseguir ser madres perfectas que quieren tener hijos perfectos no lo vamos a conseguir. Además de ser imposible no comete ...

general talleres de disciplina positiva educar con respeto ...

Taller educar sin gritar semana 7

El ejercicio de esta semana "Te quiero y miles de besos más" cuando lo vi en principio pensaba que iba a ser muy parecido al primero de los abrazos, bueno de hecho cuando damos un abrazo muchas veces va unido al "te quiero". Esta claro que dar afecto a nuestros hijos y a quien queremos es algo fundamental y básico para que las cosas funcionen bien. Cuando uno no se siente quer ...

general talleres de disciplina positiva educar sin castigar ...

Taller educar sin gritar ejercicio 2

Para este segundo ejercicio del taller cambiando gritos por besos he tenido que darle muchas vueltas para poneros un ejemplo. Tengo que decir que hace bastante tiempo que ya no grito. No, no grito. No es que siempre hable entre susurros y de vez en cuando no se me vaya un poco el tono, pero no, no les grito, ya no soy gritona. Puntualmente si me pasa que mi tono se convierte en ese tono brusco car ...

bebés entradas la leche reblogueados que nos encantan ...

Educar sin gritar, ni castigar ¿es realmente posible?

Originalmente publicado en EducaOrientaOcio: Me canso de leer artículos en los que se habla de saber educar a los hijos sin gritos y sin castigos. Pero, ¿eso el realmente posible?, ¿somos malos padres si gritamos o castigamos a nuestro hijos? Soy una madre con mucha paciencia, me conozca la teoría “al dedillo”, no tengo el…

general disciplina positiva educación respetuosa ...

TALLER CAMBIANDO GRITOS POR BESOS Y ABRAZOS. EJERCICIO 5

Otra semana más, y ya van cinco siguiendo el taller de Nuria "Cambiando gritos por besos y abrazos". Lo estáis siguiendo? Notáis alguna diferencia en la relación con vuestros peques? Me gustaría saber cómo os va, si os sirven los ejercicios o si tenéis dudas. Estaremos encantadas de ayudaros. Antes de empezar con el ejercicio de esta semana, os recuerdo que os dejé pendiente la práctica ...

niños crianza con apego disciplina positiva ...

Taller: Cambiando los gritos por besos y abrazos. Educa sin gritar. Introducción.

Taller cambiando gritos por besos y abrazos. Hoy te traigo una nueva iniciativa que me he propuesto: Un mini taller on-line de 9 semanas, gratuito y a través del blog para acercarnos a la educación desde el amor y alejarnos de los gritos y los castigos. ¿Por qué educar sin gritar? No sé si sabes que participo en el grupo de facebook "En casa ya no se grita" como moderadora. En este gru ...