Padres

El Rincón de mi recreo Idea guardada 4 veces
La valoración media de 8 personas es: Muy buena

La crianza, un camino nada fácil

En el momento en el que nos convertimos en padres crecen las responsabilidades, un camino a menudo, con muchas dificultades, sobre todo, cuando dejan de ser bebés, y tienes que guiarles y alejarlos de malos hábitos, conductas no adecuadas, y ayudarles a tomar el camino correcto.



Todos sabemos que cualquier acto o decisión que tomemos ahora afectará a nuestro hijo el resto de su vida. De ahí la importancia de que tomemos decisiones inteligentes y reflexivas.

En primer lugar, nada de golpes.  Aunque hace tiempo fuera lo más común, la típica torta o tortas, y se aceptaba como tal en la sociedad, son muchos los expertos que han demostrado que nada más lejos de ayudarles, este tipo de castigo, les traumatiza, hace creer a nuestros hijos que no son personas dignas. Aumentan sus dudas, ansiedad y les afecta en su vida en general.

Evito ceder a según que tipo de peticiones de mi/nuestro hijo. Intentando que comprenda que no se puede manipular, igual que tampoco lo hago yo. Una vez que entiende que un No es No, el berrinche desaparece, y acaba comprendiendo. Pongo como ejemplo el ir de la mano por la calle, para mi algo importantísimo, o que aprenda a esperar su turno…

Paciencia, muuuuuuucha paciencia. Con los niños no importa cuantas veces repitas algo hay veces que son muy persistentes en hacer las “cosas a su manera”.  Así que lo mejor es armarse de paciencia, que el enfado no se apodere de nosotros y no nos convirtamos en ogros. Ser pacientes es un buen ejemplo para ellos, y les ayuda en su proceso de aprendizaje.

Siempre que me dirijo a mi hijo le miro a los ojos. El contacto visual es primordial a la hora de trasmitir tu mensaje, si captas su atención nos pondrá las cosas muchos más fáciles. Le hablo claro y le hago saber que es importante que escuche.

Tener expectativas reales. Aliento sus logros y fomento su crecimiento, no ejerzo presión para que los desempeñe. Nadie mejor que los padres conocemos las limitaciones de nuestros hijos. Y saber esto nos es muy útil para que ayudarles a que alcancen su potencial. No coloco metas demasiado altas que le puedan provocar frustración.

Pasar tiempo de calidad con nuestros hijos, esto es IMPORTANTÍSIMO, HACER COSAS JUNTOS fortalece nuestro vínculo y nos abre puertas a la comprensión y comunicación. Participar en sus actividades, permitir que él participe en las nuestras. Demostrarle que lo que es importante para él lo es para mi/nosotros. Permitirle elegir a veces donde ir, qué hacer…

Lo más importante, HACERLES SABER CUANTO SE LES QUIERE, yo no dejo de decirle a mi hijo cuanto le amo cada día. Y aunque a veces no nos lo pongan fácil, los hijos son muy conscientes del amor que reciben, y es importante que cuando se de el caso, se les recalque que es un estado temporal y que nada cambia el amor que sentimos por ello.


Estos son, hasta ahora los pasos que estoy y estamos dando, cogidos de la mano de nuestro hijo. Dos  años y medio en los que no dejo/dejamos de aprender cada día a ser madre/padre, intentando criar a una persona feliz que sabrá como vivir la vida.

Pasky
Fuente: este post proviene de El Rincón de mi recreo, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Nueva gama Naturnes Bio

En Nestlé han desarrollado una gama de alimentos infantiles BIO , Naturnes Bio, especialmente seleccionados para bebés, una gama muy completa ya que cuenta con leches infantiles, papillas de cereales, ...

Recomendamos