Una Mamá Marciana Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Cómo prevenir las rabietas

Rabietas, esta terrible palabra que todos los padres temblamos al oír y que todos intentamos y nos invocamos a todos los dioses para no sufrir.

Nosotros por "suerte" durante los primeros 4 años de maternidad nos hemos librado de ellas, pero ha llegado Eme una vez más para ponernos patas arriba todas nuestra "sabiduría y experiencia maternal" y darnos un guantazo en la cara. Y es que cuando te dicen que no se parecen en nada un hijo a otro, ni una crianza a otra, hasta que no te das de morros con la verdad, no quieres darles la razón.
como-prevenir-rabietas-unamamamarciana.net


Os pongo en antecedentes, Jota nació en 2013, y nosotros vivíamos por y para él, es decir que no había más niños, ni en nuestra casa ni en la de los abuelos y tíos, y aunque nunca hemos sido muy permisivos y hemos puesto límites, con un niño solamente todo era más fácil. Los abuelos y los tíos íbamos todos a una, nada de dulces, nada de pantallas, jugar cuando toca, comer lo que haya en la mesa... Vamos que la crianza era todo un sueño.

Pero llegó Eme para desmontar todas las buenas cosas que habíamos conseguido, y ¿Por qué? Pues para proteger de la que se avecinaba a Jota, o eso creíamos.

Cada vez que Eme lloraba, íbamos corriendo no vaya a ser que despierte a Jota. Si pedía un juguete se lo dábamos no vaya a ser que molestase a Jota, así con todo, que lloraba porque no quería comer, pues que no coma, que lloraba porque le quitan un juguete, pues toma juguete, ... Y así con todo.

La verdad que mirándolo con perspectiva fue todo lo contrario la crianza de uno y de otro, bien porque habíamos "estudiado" más sobre el tema, bien porque cada niño es diferente y Eme era super demandante mientras que Jota era todo lo contrario.
Y porqué os cuento todo esto, pues primero para que nos os ocurra lo mismo, que con la excusa de que es el pequeño, pues siempre le consentimos más, tanto por parte de primos mayores, tíos, abuelos en incluso nosotros mismos. Para que seamos consecuentes con las acciones y que no os penséis de que porque es pequeño necesita más mimos que los demás, necesita la misma disciplina y educación aunque por supuesto adaptado a su edad.

En fín, aunque dicen que no sirve de nada mirar hacia atrás y lo mejor es pensar en futuro... Os voy a contar como hemos podido sobrevivir a esta situación y cómo va mejorando la cosa, ahora que llevamos unos meses trabajando.

Nuestro primer paso como casi siempre pasa fue darnos cuenta de la situación, la frase de "Es que no puedo oirlo llorar" que venía repitiendo en casa y en el entorno, venía respondida por mi casi siempre por un "Para que llore yo, que llore el" y me dolía en el alma pero había que ponerle freno a esa situación y aún era pronto.

Segundo paso, leer e investigar, justo en esa época conocía a @Unamadremolona, y ella estaba pasando por una situación parecida con su niño, me enseño la disciplina positiva y vamos que no es mano de santo pero para mí fue un antes y un después.

Yo odiaba decir NO a mis hijos, era como castigarles por ser niños, pero la verdad es que los límites son necesarios y los niños los piden a gritos (y llantos).
Ahora que llevamos casi 6 meses trabajando esta disciplina tanto con Eme como con Jota, puedo decir que no es mano de santo pero estamos más tranquilos, nos respetamos más y las rabietas, que aún las hay, son más leves y espaciadas en el tiempo.

Lo fundamental es trabajar día a día, intentar adelantarse a ellas conociendo a cada persona y sobretodo no querer imponer nuestro criterio como padres, ni intentar razonar como si fueran adultos.
Por ejemplo:
Situación anterior:
Niños escalando por el respaldo del sofá. tú le dices, "¡¡¡No te subas al sofá que te vas a caeeeer...!!!"
*Ellos no lo van a entender, tú te vas a enfadar, les vas a gritar, los vas a bajar (para que no se hagan daño) y ellos se van a enfadar y van a llorar porque nos los has dejado jugar a lo que ellos querían...

Situación actual:
Niños escalando por el respaldo del sofá: Tú les dices, "Parece divertido tirarnos por el respaldo del sofá, pero podría romperse, y no queremos eso, verdad? ¡¡Podríamos bajarnos del sofá y jugar a ..... los tres juntos!!
*De esta forma, no les has dicho que NO, pero has desviado su atención hacia otra cosa y te has implicado en el juego con ellos, en algo que sepamos seguro les gusta.

Pues aunque lo creáis IMPOSIBLE, luchando cada día por eliminar el NO, se consiguen muchísimas cosas y sobre todo la más importante confianza y tranquilidad entre todos los miembros de la familia.

Os invito a leer el libro de DISCIPLINA SIN LÁGRIMA, o el curso de escuela de bitácoras (además me han chivado que para el Black Friday hacen oferta de cursos).
disciplina-sin-lagrimas-unamamamarciana


curso-disciplina-positiva -una-mama-marciana.net


Espero que este post te haya servido de ayuda, y por supuesto si tienes alguna duda o quieres preguntarme lo que sea, nos leemos aquí y en Instagram :)
Fuente: este post proviene de Una Mamá Marciana, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Cómo prevenir las rabietas

Rabietas, esta terrible palabra que todos los padres temblamos al oír y que todos intentamos y nos invocamos a todos los dioses para no sufrir. Nosotros por "suerte" durante los primeros 4 a ...

VOLVEMOS A CINEBEBÉ

Ya es septiembre y con él vuelve CINEBEBÉ a Murcia. No sé si lo sabéis pero con esta ya van 4 Temporadas preparando sesiones para que papás y mamás disfruten del cine junto a sus bebés. Para los nue ...

Recomendamos

Relacionado

general educación y crianza gestionar rabietas ...

Las rabietas: ¿Cómo gestionarlas?

Las rabietas son protestas, escenas explosivas de rabia, ira o disgusto, son una manifestación del pensamiento, una forma de expresar la frustración y el enfado. A partir de los dos años el niño empieza a diferenciarse del adulto, ya no lo necesita la mayor parte del tiempo, pero aún no es lo suficientemente autónomo para poder gestionar solo sus sentimientos y emociones. Este proceso de separació ...

general educación salud-enfermedad ...

Cómo gestionar las Rabietas

Las rabietas de los niños parece que tocan al adulto más allá de un simple fastidio. Todos hemos sido pequeños y hemos tenido nuestras rabietas.  ¿A qué se debían? Pues parece que nuestro pasado se actualiza cuando estamos ante ese niño o niña que grita, llora, pierde el control. “Los niños son auténticos y espontáneos por tanto sienten sus emociones intensamente. Cuando las expresan es para ...

niños disciplina positiva talleres

Taller de Disciplina Positiva: limites y rabietas.

Nuevo taller de Disciplina Positiva con Criansana. Gestionando retos con Disciplina Positiva: Límites y Rabietas. 14 de Marzo del 2015. De 11:00h a 13:30h En la Biblioteca de Can Baratau, Tiana. Precio: 20??? por persona o 30??? por pareja. Facilitadoras: Elvira Sánchez, Judit Teixidor y Nuria Ortega. Será un taller en el que aprenderemos a gestionar los retos con herramientas de Disciplina Pos ...

Disciplina Positiva

Las rabietas de los padres

Hace ya un tiempo dedicamos un post para hablar sobre las rabietas de los niños.  Hoy vamos a hablar de nuestras rabietas, las rabietas de los padres. Los padres también tenemos rabietas. Pero no las mismas que tienen los niños que al fin y al cabo, no son más que explosiones emocionales que no pueden controlar porque su desarrollo no lo permite, porque están creciendo, porque tienen que aprender ...

crianza respetuosa niños felices rabietas infantiles

Las rabietas infantiles y el control de las emociones

Mucho se ha dicho sobre las rabietas infantiles, de lo normal que son y cómo deberíamos actuar los padres. Yo solo quiero compartir una de mis experiencias y mi propio punto de vista. Cada familia es diferente y cada persona (mamá o papá) tiene una manera distinta de abordar este tipo de situaciones. No quiero imponer mi forma de pensar, ni mucho menos juzgar a otras madres, porque estoy 100% se ...

cómo actuar frente a las rabietas infantiles rabietas infantiles pataletas ...

Cómo gestionar las rabietas infantiles

Consejos para tener una actitud de autoridad ante las rabietas de tus hijos evitando perder la calma y gestionando la situación con inteligencia emocional. Cómo actuar ante las rabietas Las rabietas de los niños, a veces, desbordan a los padres. Sin duda, la paciencia también se agota ya que además, el cansancio de la conciliación es un factor que influye en el propio ánimo. Para gestionar las rab ...

consejos crianza controlar las rabietas ...

Aprende cómo controlar las rabietas de tus hijos con estos sencillos consejos

La crianza puede ser un asunto problemático si tienes un hijo de carácter fuerte. Por eso, debes aprender cómo controlar las rabietas de tus hijos con estos sencillos consejos. Es frecuente ver como los niños entran en etapas de rebeldía y normalmente las personas tienden a asociar estas rabietas con problemas durante la crianza anterior a estos problemas. En muchos casos eso es cierto, pero por l ...

rabietas rabietas infantiles gestionar rabietas ...

Gestionar una rabieta es facilisimo

Me acaba de llamar una amiga contándome que su hijo Mike ya está empezando a tener las famosas rabietas. La situación de ver al niño gritando y pataleando en el suelo ha podido con ella y han terminado histéricos los dos. Las rabietas son comportamientos de lo más natural que comienzan sobre los 12 o 18 meses y disminuyen sobre los 4 años. Se producen por no poder conseguir lo que quieren o llevar ...

psicologia niños - psicologia adolescentes caprichos enojos ...

Tips para calmar las rabietas

Es normal que los niños de entres dos y tres años realicen rabietas, pero llama la atención cuando este tipo de enojo se extiende después de la primera infancia. Sabemos que los niños mayores también pueden tener problemas para manejar su enojo, su frustración. La mayoría de los niños solo pierden la calma de manera ocasional, otros parecen costarle más trabajo aceptar que las cosas no siempre sal ...

5 Desmadreando

Cómo afrontar las rabietas de nuestros hijos

Al ser padres escucharéis muchos consejos, podéis probar hasta que deis con la fórmula que calme a los pequeños ¡Sorpresa! Ese momento, en el que en décimas de segundo todo se tuerce, en el que te debates entre esconderte y disimular discretamente que ese que está ahí montando el numerito no es tu hijo o dejar que siga hinchándose la vena yugular y soltar un grito que no sabes en qué acabará. Difí ...