comunidades

Cuando te convierte en mamá y todo cambia.

"Cuando tienes un bebé la vida te cambia por completo" Es una frase que todo el mundo te suele decir, algunos parece incluso que te lo dicen como una advertencia. Es cierto, pero no lo descubrimos hasta que lo vivimos, yo, personalmente no me imaginaba para nada todo lo que mi vida iba a cambiar.

Cada persona es diferente, y cada uno le damos más importancia a unos aspectos de nuestras vidas que a otros, pero lo cierto es que con la llegada de un bebé nos suele faltar tiempo para todo y la tendencia a dejar "nuestras cosas" para lo último no ayuda para adaptarnos a esta nueva etapa de la vida de un modo equilibrado. Para muchas mujeres, y me imagino también que para muchos hombres, este cambio resulta muy duro y llegan a sentirse desanimadas, agobiadas, inseguras....y se agrava aún más con la culpabilidad por creer que no deberían sentirse así teniendo a lo que más querían en sus brazos.

Esto ocurre porque muchas de las áreas de nuestra vida sufren cambios ante la llegada de un hijo: el trabajo, dinero, el ocio, la salud, el cuidado personal, la pareja, la familia y el desarrollo personal. Cuando no cuidamos de estas áreas como nosotros necesitamos, nuestro equilibrio emocional se ve afectado. 

Suena muy tópico decir que cuando eres mamá te tienes que cuidar más que nunca, pero lo cierto es que es la verdad. Ducharnos relajadamente, leer un libro, comer sin prisas y a una hora similar cada día, ver la T.V, escuchar la radio..... se convierten en " Misiones imposibles" para muchas mamás ( ¿te suena? para mi lo fueron). Es obvio que no vamos a poder vivir exactamente igual que antes ni a hacer las mismas cosas, pero sí podemos pensar en qué cosas son las más importantes para nosotros de cada área de nuestra vida y cuidarlas como oro en paño.


(imagen de encabezadostwitter.com)
¿Y como conseguir cuidar de todas esas cosas que nos proporcionan bienestar si nos falta tiempo hasta para pestañear? Pues creo que no existe una fórmula única para todas las mamás y los papás, pero os voy a explicar lo que yo hice para recuperar mi equilibrio y que me funcionaron.

Estas estrategias se basan en el autoconocimiento personal, en nuestra personalidad, en nuestras necesidades, en lo que queremos hacer y en nuestras prioridades.

QUIERE TE MUCHO.

Elige siempre lo que quieres hacer en cada momento, no fuerces tu cuerpo y tu mente haciendo cosas por obligación ( limpiar cuando estás cansada, aceptar invitaciones que no te apetecen, etc).
Piensa en qué actividades te resultan más gratificantes y necesarias para ti. No hace falta que pienses en cosas que ocupen mucho tiempo, solo en acciones del día a día con valor para ti, por ejemplo: "Ducharme todos los días a la misma hora", " Ver una serie en la TV en concreto" o "Leer un poco cada día". Estas pequeñas cosas son tus momentos: ¡No renuncies a ellos! 
Haz una lista con todo lo que te gustaría hacer y que te ayudaría a sentirte mejor. Establece prioridades entre todas esas cosas y una periodicidad; por ejemplo: "Hacer deporte dos días a la semana", " Salir con mi pareja a solas una vez cada "x" meses", " Apuntarme a clases de baile", etc. Agrupa lo que te gustaría hacer diariamente, semanalmente, mensualmente, y piensa en días y horas concretas. En caso que no puedas realizar todo lo que quieres por horarios familiares, por cansancio o por lo que sea, prioriza aquellas actividades que consideras más importantes PARA TI. 
Busca ayuda. Con el bebé, con la limpieza de la casa, para realizar las actividades que te hayas propuesto, ya sea pidiendo ayuda a familiares o contratando a profesionales. 
Descansa lo máximo posible, sobretodo si tu bebé despierta todas las noches y tu no llevas bien la falta de sueño. Intenta echar la siesta, acuéstate temprano algunos días a la semana, haz turnos con tu marido para levantaros a atender al peque o realiza colecho si es una opción con la que te sientes a gusto (tienes un artículo sobre el colecho aquí) Se trata de que encuentres el modo de descansar lo máximo posible que mejor vaya contigo. 
Olvídate de las presiones sociales: Haz las cosas a tu manera y no como todo el mundo dice que hay que hacerlas o "como manda la tradición". 

APLICA UNA RUTINA.

Todos hemos escuchado que las rutinas en los bebés les proporcionan seguridad, les ayudan a regular su reloj biológico, además les encantan y gozan repitiendo una y otra vez los mismo juegos y acciones. Es cierto, y a los adultos también. Tenemos tan automatizadas nuestras rutinas que no nos damos cuenta de que existen, pero si nos faltan, lo notamos ( aunque quizá no identifiquemos el motivo de lo que nos pasa). Y cuando llega un bebé, lo primero que nos pasa es que perdemos nuestras rutinas. ¿Quién no se ha encontrado a las 4 de la tarde, todavía en pijama y sin comer?

Lo que propongo es que crees una nueva rutina para ti en base a las rutinas de tu bebé,  para que puedas organizar tu día a día y establecer los momentos que dedicarás a hacer tus cosas. Aunque los bebes sean imprevisibles, si  también intentas que él siga unas rutinas, eso te ayudará a prever situaciones y a realizar planes; en definitiva, te ayudará adaptarte a tu nueva vida como mujer y mamá. (Puedes leer dos artículos que aún no he traspasado de mi antiguo blog sobre cómo crear una rutina aquí y aquí)

Crear una rutina para un bebé no se consigue en un pis pas, sobretodo porque los peques están en continuo crecimiento y pasan por cambios evolutivos constantemente, pero una vez que se ha conseguido todo son ventajas.

No quisiera extenderme mucho aquí pero sí quiero realizar algunas observaciones sobre qué es lo más importante cuando queremos establecer una rutina con nuestro bebé o niño:

Lo más importante es la secuencia de las actividades que forman la rutina ( por actividades me refiero a dormir, comer, jugar, la hora del baño, cambio de pañal, etc). El objetivo NO es establecer un horario; dentro de unos límites razonables conviene olvidarse del reloj y centrarse en el orden de lo que hacemos. Por ejemplo, el bebé come, le cambiamos el pañal, duerme, despierta, juega, come, cambio de pañal, duerme....Así sucesivamente.

Es muy útil que la rutina contenga elementos que identifiquen las actividades que van a ocurrir a continuación. Para esto la música y las canciones son muy útiles. 

Por último, es importante que las rutinas estén pensadas para satisfacer las necesidades del bebé, teniendo en cuenta su carácter, su edad y su propio ritmo de sueño y vigilia, y que se adapten al momento evolutivo en el que se encuentre el peque. 

Esto es lo que yo he hecho para poner en orden mi día a día, volver a ducharme a la hora que a mi mas me gusta, comer más o menos a la misma hora o no encontrarme a las 12 de la mañana en pijama sin desayunar ( cosas que para mi son importantes para sentirme bien pero que para ti pueden no serlo. Lo importante es que busques lo que te hace sentir bien a ti cada día).

¿Y tú, sigues una rutina con tu peque? ¿Te ha resultado útil para organizarte en tu día a día?

¡Te espero en los comentarios!

Fuente: este post proviene de Educar para el futuro, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Te presento: El Pack Maternity

Si me sigues en el blog, habrás visto que desde hace mucho tiempo puedo escribir personalmente. Debo confesar que tengo mucho trabajo últimamente y que priorizo el tiempo con la familia y el trabajo a ...

Quiero ganar dinero, mamá.

El dinero, un tema tanto o más tabú que el sexo, es un tema que intento tratar con mis hijos del modo más neutro, natural y abierto posible. Desde hace unos meses mi hijo quiere ganar dinero y así me ...

Recomendamos

Relacionado

enseñaconamor redfacilisimo

Rutinas para niños en el hogar

Ser mamá es un cambio increíble. Dejas de ser esa niña y te conviertes en la mujer que todo lo puede, capaz de defender a ese pequeño bebé. Todo esto tan maravilloso, también trae un mundo de responsabilidades que ni pensábamos. Ahora es estar al pendiente del reloj, pues es la hora de bañar al bebé, de comer, de dormir y podría seguir mientras van creciendo. Muchas no conocemos el porqué debemo ...

Cosas de Mamá Hijos Maternidad

7 cosas graciosas de la maternidad por @May_del_Carmen

Blog: La Guardería de Mamá-Panamá 7 cosas graciosas de la maternidad 1. Los primeros cambios de pañal: jamás en la vida había visto tanta caca junta!! 2. Salir vomitada a todos lados: justo antes de salir mi hija me ponía esa perfume natural(esto podría entrar en otro listado, pero ahora que lo pienso es gracioso ). 3. Sus caritas: los recién nacidos hacen caritas que emboban y que causan tanta ...

maternidad niños vida ...

Cuando te separas por primera vez

Termina el verano y en mayor o menor medida todos volvemos a nuestras rutinas , aunque para mí comienza una nueva rutina. Mi bebé, mi pequeño entra hoy en la guarde. Llevo un año y medio más los nueve meses de gestación sin separarme de él. Es muy diferente a mi hija, independiente, observador, terco como él solo y a la vez dulce, inquieto y risueño, ya si os menciono que es la cosa más bonita que ...

general

Cuando el desorden se convierte en arte

Un día normal, en un rincón cualquiera de mi casa, estas imágenes son de lo más común. Aún así, no me acostumbro, y cuando lo veo pienso... ¿Pero no estuve yo haciendo varias lavadoras esta semana y aún doble cuatro secadoras hace tan sólo dos días? ¡¡Pero que desagradecida es la labor de limpiar una casa!!. Nunca sabes por donde empezar, y cuando empiezas, sabes que nunca terminarás.... Ayyyyyy ...

estilo de vida

7 formas de ser una mamá más feliz

Ser madre trae muchas alegrías, pero aun así probablemente algunos días pueden no ser los mejores, simplemente el cansancio puede ponerte fácilmente de mal humor. A toda mamá le vienen bien algunos consejos para ser una mamá más feliz. 1. HAZ ALGO DIVERTIDO La diversión propia es algo que muchas veces no se considera cuando te conviertes en mamá, y esto puede ser porque no tengas una niñera que cu ...

Feira Franca bañador la pepita ...

Ser madre te cambia la vida, y la mía también

Habrás escuchado montones de veces que ser madre te cambia la vida. Y así es, cambian tus rutinas, tus salidas, tus días y sobre todo tus noches. Pero hay algo más que te cambia, ya que tu interior se revoluciona y hace que tus prioridades sean otras. No hago más que leer o escuchar historias de mujeres que, tras tener a su bebé en brazos empiezan a darle vueltas a la cabeza por su trabajo. No se ...

mamás que trabajan Entradas

¿Qué hacer cuando a mamá le duele el corazón?

Me gustaría tener la medicina a la mano, pero la medicina sólo la podrás elaborar tu misma: Paso #1 Acepta la situación. Por el motivo que sea...TRABAJAS...esa es tu realidad en este momento, no malgastes energías pensando en lo que podría haber sido si no tuvieras que hacerlo. Evita frases como: Que mala suerte la mía, que mala madre soy, pobre mi hijo, etc, si esto te lleva a alguna parte bien, ...

baby shower bebé nacimientos ...

Soy Mamá me cambió la vida !!

Soy Mamá me cambió la Vida !! La vida siempre cambia, a veces no para mejor o peor, sino que solo cambia. Convertirse en padres es uno de los mayores cambios que puede experimentar un ser humano y que trasciende y te marca para el resto de la vida.   Ya no eres el más importante. Al tener a tu bebé entre tus brazos e ir lo conociendo día a día te das cuenta que eres capaz de dar la vida por él. Ya ...

Bebé Cambios Cariño ...

La vida (no) sigue igual (1ª parte)

Cuando te quedas embarazada todo el mundo (principalmente los que ya son Superpapis) te dice: “Ya verás cómo te cambia la vida”. Pues efectivamente, al contrario de lo que canta Julio Iglesias, la vida NO sigue igual. Todo cambia desde el mismo momento en el que aparecen las rayitas moraditas en el test de embarazo. Tener un bebé significó para nosotros darle un giro completo a nuestro mundo. Nos ...

general la leonera

40 Largos de Piscina ' Te quiero Mamá'

Era el primer día del año y yo conducía mi coche hacia el hospital de Cruces. Habían llamado a la hora del desayuno - Dicen que mamá no pasa de hoy. Puede morirse en cualquier momento. Ven enseguida.- El cielo estaba despejado y el sol del invierno bajo se reflejaba en todo. En el corto trayecto me cruzaba con los supervivientes de los cotillones de fin de año que volvían a sus casas o quién sabe ...