Una mamá del montón Idea guardada 2 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Lactancia materna y trabajo: consejos muy prácticos



La lactancia materna y trabajo es tu siguiente preocupación después de las 16 semanas de permiso por maternidad. Es posible que hayas pasado por dificultades al principio pero, por fin, conseguiste una lactancia materna exclusiva después de todo.

Quizá tengas suerte y puedas acumular las horas de lactancia y ampliar un mes más el disfrute de tu bebé. Incluso es posible que tengas sentimientos encontrados entre el deseo de volver a trabajar y el de estar con tu bebé.

Como sabéis, soy una fiel defensora de la LME y de sus beneficios, siempre que las circunstancias lo permitan. Por eso, nunca he dudado es seguir ofreciendo a Telma mi leche en exclusividad durante al menos sus 6 primeros meses de vida tal y como recomienda la OMS, a pesar de mi incorporación laboral.

A partir de esas 20 semanas comenzaremos con la alimentación complementaria que tal y como indica su nombre y sobre todo al principio, es eso, un complemento de la leche, materna en este caso, que seguirá siendo durante unas cuantas semanas más el alimento base y fundamental para el crecimiento de nuestros bebés.

No queda otra, con la incorporación laboral llega el momento de los malabarismos para que nuestros bebés continúen recibiendo nuestra leche. Muchas de las lactancias maternas actuales terminan cuando las mamás vuelven al trabajo y es que la desinformación sobre la lactancia materna sigue siendo un handicap que pesa mucho.

Lo importante es tener claro el camino a seguir (y ganas, muchas ganas) y yo esa parte la tenía cristalina, lo que no tenía claro del todo era la manera de proceder. Bendita Silvia, que se cruzó en mi camino para terminar de iluminarlo con sus conocimientos y consejos. Ella es logopeda, maestra de PT, asesora de lactancia y educadora de Disciplina Positiva, una crack. Puedes conocer más sobre ella en https://mihijonohabla.com

Su ayuda me ha venido fenomenal, y como compartir es vivir, os dejo a continuación todos sus consejos sobre extracción, conservación y demás información necesaria relacionada con este mundo de la lactancia materna diferida.

Lactancia materna, horarios y lugar de trabajo

Calcular las horas de separación con tu bebé

En primer lugar, no es lo mismo pasar 4 horas lejos de tu bebé que 10. En función de eso, tendrás que planificar el número de tomas de tu bebé. La cantidad depende de cada uno pero es muy posible que cada dos o tres horas como mucho necesite tomar leche. Por lo tanto, si vas a estar más de 5 horas lejos de tu bebé es recomendable que vayas haciendo un pequeño banco de leche en tu congelador.

Jornada partida o jornada continua

La lactancia materna y trabajo se ven influidas por el tipo de jornada. Una jornada partida puede ser larga pero también puede posibilitar que la madre se acerque al bebé y le pueda dar pecho directamente.

Distancia entre la madre y el bebé

Es posible que la madre trabaje cerca de casa. O que el bebé vaya a una Escuela Infantil cerca del centro de trabajo de la madre. En este caso, la madre seguramente pueda dar alguna toma de manera directa a su bebé.

Sacarse leche en el trabajo

Unir lactancia materna y trabajo significa hacerse con un buen extractor de leche o sacaleches. Los más rápidos y cómodos son los eléctricos que pueden ir conectados a la corriente o con pilas. Dentro de estos, tenemos los simples y los dobles. Como podrás imaginar, con los dobles se tarda la mitad de tiempo en extraer la leche del pecho, aunque sean más caros. Si te va a costar arañar tiempo para poder vaciar tu pecho, lo más recomendable es un sacaleches eléctrico doble. En este caso, venden en distintas tiendas tanto españolas como asiáticas sujetadores para mantener el sacaleches en su sitio y las manos libres. Normalmente se puede regular la intensidad de la succión del sacaleches. Y nunca debe doler. Si duele es porque quizá el embudo no sea del tamaño adecuado a tu pezón y debes cambiarlo.

Sin embargo, es probable que los primeros días te sientas extraña al sentir el tacto frío del extractor en tu pecho unido al ruido de la máquina mientras funciona. Así que para estimular la prolactina y la oxitocina y que la leche fluya puedes masajear el pecho previamente. También ayuda mucho ver vídeos y fotos de tu bebé en el móvil mientras el sacaleches hace su labor. No olvides aclarar con agua y jabón al terminar el embudo y los tubos del extractor.

Conservar la leche materna en el trabajo y en casa

Puedes juntar la leche que te hayas extraído durante 24 horas. Pero es importante que se mantenga refrigerada. Por ello es imprescindible que consigas una neverita portátil y 4 o 5 acumuladores de frío o bloques de congelar, por lo menos para el trayecto del trabajo a casa.

Es posible que en tu lugar de trabajo dispongas de una nevera y puedas meter la leche ahí hasta tu hora de salida. Si te da vergüenza que el resto de tus compañeros vean tu leche, siempre puedes guardarla en dentro de una bolsa opaca. Dicho esto, lo más recomendable es que en casa la guardes la leche separada en cantidades de 50 ml. Puesto que la leche que haya tocado el bebé no se le puede volver a dar, así nos aseguramos de aprovechar la mayor cantidad posible. Si tu bebé toma seguro más de 100 ml en cada toma, puedes guardar la leche en cantidades de 100 ml.

Lo ideal entre lactancia materna y trabajo es llegar a casa y meter la leche extraída en la nevera para poder dársela al bebé al día siguiente. El día previo a dos o tres días de descanso puedes dejarla igualmente en la nevera hasta que te toque volver a trabajar. Te dejo una tabla sobre la conservación de la leche materna tomada de la AEP:

tabla


Si uno de los días sobra alguna bolsita o bote de la leche que llevaste, puedes congelarla.

Cómo dar leche materna si no está la madre

Puedes intentar que tu bebé se acostumbre a tomar tu leche de otra manera la semana previa a tu incorporación. Pero generalmente, esto se convierte en un sufrimiento tanto para ti como para tu bebé y la persona que le intente dar la leche. La realidad es que ellos acaban asumiendo que cuando no está mamá sigue siendo necesaria la leche y que se puede tomar de otra manera.

El método para dar la leche materna va a depender principalmente del cuidador de tu bebé. Seguramente hayas oído que darle leche materna con cuchara, vaso o jeringa apenas interfiere en la lactancia. Pero puede pasar que el cuidador no se apañe o, si está en una escuela infantil, no puedan por razones de tiempo y organización. Lo ideal es un biberón donde el flujo solo salga cuando el bebé succiona. Aquí puedes ver qué biberón es mejor. No obstante cada bebé y cada madre y/o cuidador/a es un mundo. Así que si optáis por otro biberón, te recomiendo que pruebes a enseñar al cuidador el método Kassing para darle tu leche, y así mantener la lactancia materna más fácilmente.

Calentar y/o descongelar la leche materna es muy fácil. Simplemente calientas un recipiente con agua y metes el biberón o la bolsa con la leche dentro. Puedes calentar un tazón con agua en el microondas o ponerlo bajo un chorro de agua caliente, aunque esto implica más gasto de agua. Tras unos minutos en el agua caliente, la leche estará lista para que la tome tu bebé.

Qué hacer con la leche materna que no vale

Es posible que tu bebé se haya dejado gran parte de la leche en alguna toma, o que no se haya tomado la leche descongelada en el tiempo esperado. Incluso que se haya estropeado el congelador y tengas que deshacerte de tu banco de leche (da rabia pero pasa con relativa frecuencia, por desgracia.

Puedes tirarla pero también puedes aprovecharla. Por ejemplo, puedes echarla en el agua del baño de tu bebé para hidratar su piel. Puedes hacer recetas de bollería con ella, jabones e incluso joyas de leche materna si te pones en contacto con alguna artesana que las haga.

Conclusiones

Las primeras semanas pueden ser un poco caóticas hasta que madre y bebé os acostumbréis al nuevo ritmo diario. Mientras mantengas la lactancia a demanda cuando vuelvas a estar con tu bebé, no tiene por qué haber interferencia entre lactancia materna y trabajo. Recuerda que, una vez introducida la alimentación complementaria, debes ofrecer el pecho primero puesto que es el alimento principal por lo menos hasta el año. No obstante, en tu ausencia, la alimentación complementaria puede sustituir alguna toma.

Si más adelante deseas que tu bebé tome papillas de cereales cuando tu no estés, recuerda que se pueden preparar con agua perfectamente. Por lo tanto, no es necesario que utilices leche artificial para ello o que te tengas que extraer una cantidad añadida de leche materna.

Es muy posible que tu bebé se tome de diferente manera tu ausencia. Por ejemplo, que desee estar pegado a ti por la noche, compensando así las horas que pasas fuera de casa y la leche que no haya tomado durante el día, o que parezca que te rechaza. Es temporal y todo pasa. Eso sí, no olvides cuidarte y pedir ayuda para descansar tú de vez en cuando.

Imagen: Foto de Negocios creado por freepik – www.freepik.es

Fuente: este post proviene de Una mamá del montón, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Telma cumple 6 meses

Telma acaba de cumplir medio año de vida y es increíble lo rápido que ha pasado. Cierto que es una afirmación constante entre las mamás, pero si cuando tienes tu primer hijo el tiempo vuela, con el se ...

Recomendamos

Relacionado

bebés embarazo lactancia ...

Lactancia Materna

Como ya dije, quería ampliar la temática del blog y compartir experiencias propias relacionadas con la maternidad. Voy a ponerme cómoda y a tomármelo con calma, porque quiero hablar sobre la lactancia materna. Los protagonistas de ésta foto somos Bernat y yo,una foto sin misterio alguno, simplemente una madre dándole el pecho a su bebé, así es como lo veo yo. He leído muchos blogs de maternidad y ...

Bebés cuidados del bebe Para mamá

10 mitos sobre la lactancia materna a examen

La OMS y la Asociación Española de Pediatría, entre otros agentes, recomiendan la lactancia materna exclusiva durante los 6 primeros meses de vida y posteriormente, junto con otros alimentos, hasta los 2 años o más. Sin embargo, aunque la mayoría de los bebés inician lactancia materna al nacimiento, sólo el 30% la mantiene de manera exclusiva a los 6 meses en nuestro país. Hoy, 20 de noviembre, es ...

Blog Lactancia

Yo pase de complementar a lactancia materna exclusiva por Vanessa Rodríguez

Hola Gabi! Queria compartir con vos mi experiencia personal respecto a la lactancia materna. Mi precioso bebé nació el 20 de Enero y desde antes que naciera mi plan era darle leche materna exclusivamente. Me instruí de la mejor manera, lei libros & blogs, me reuní con expertos y asesores en lactancia (incluyéndote!). Después de que mi bebé naciera por cesárea (historia para otro momento) pasaron u ...

general actividades lactancia ...

Lactancia Materna: ¿Qué puedo o no comer durante la lactancia?

Acabo de dar a luz hace unas semanas a mi segunda bebé, y todavía recuerdo las sugerencias de mis familiares acerca de no comer cebollas o fréjoles o brócoli durante la lactancia materna.  ¿Pero qué hacen en México con sus fréjoles, o en Tailandia con su curri súper picante?  ¿Es cierto que hay cosas que no podemos comer durante la lactancia?  Aquí hemos recopilado 10 puntos que considerar acerca ...

bebés alimentación bebé ...

Lactancia Materna

Aprovechando que es la semana mundial de la lactancia materna, me gustaría dar mi opinión personal al respecto. En estos últimos años, básicamente desde que me quedé embarazada en 2013, he leído muchas cosas sobre la lactancia materna, y debo decir, que no todas me han gustado, o mejor dicho, no estoy de acuerdo con todo lo que se comenta. En mi caso, cuando tuve a mi hijo, la lactancia materna o ...

Bebés cuidado infantil cuidados del bebe ...

¿Cómo elegir el Sacaleches más adecuado para ti?

La lactancia materna es, sin duda, la mejor opción para nuestro bebé. Nadie, hoy en día, puede cuestionar los innumerables beneficios que supone la lactancia aunque no siempre es posible. No obstante, siempre que no exista ningún impedimento la OMS y la Asociación Española de Pediatría, entre otros agentes, recomiendan la lactancia materna exclusiva durante los 6 primeros meses de vida y posterior ...

general embarazo y lactancia

MI EXPERIENCIA CON: LACTANCIA MATERNA

Hoy os voy a contar mi experiencia con la Lactancia Materna. En primer lugar deciros, que yo soy defensora  de la lactancia materna mientras se pueda y la madre quiera.  En mi caso, con mi primera hija , en el hospital recibí la visita de varias integrantes de la Liga de la Leche para informarme de los beneficios de la leche materna. Los primeros días los recuerdo como un auténtico estrés. Parece ...

bebés entradas la leche

lactancia materna: todo ventajas

Giuli: Me ha gustado mucho esa entrada, súper “reblogueo” Originalmente publicado en neuronas en crecimiento: La semana mundial de la lactancia materna El 82% de las madres eligen amamantar a sus hijos, a los 6 meses sólo el 46% sigue haciéndolo y la cifra disminuye hasta el 22% cuando el niño cumple el año de edad. Cuando la supervivencia del bebé no está comprometida por la falta de ...

bebés banco de leche incorporación al trabajo ...

LACTANCIA Y LA INCORPORACIÓN AL TRABAJO

Como ya sabéis, estoy dando lactancia materna exclusiva, mi baja maternal se acabó hace 4 días, y mi permiso de lactancia en unos 17... y ya estoy volviéndome loca desde hace unas semanas pensando en la vuelta al trabajo y en cómo voy a apañarme con cachorrito y la lactancia... Nos planteamos varias opciones: Incorporar leche de fórmula en su dieta mientras yo esté trabajando y seguir con el pec ...

niños

Lactancia materna

La mejor alimentación para el recién nacido es y siempre será la lactancia materna. Es entonces cuando la alimentación de las mamás cobra un importante papel (ya hablaremos de ella en otra entrada). Por ello, la OMS (Organización Mundial de la Salud) recomienda que los recién nacidos sean alimentados exclusivamente con leche materna hasta los seis meses de vida, pues aportará numerosos beneficios ...