comunidades

¡Papá, cuánto duele crecer!



"Duele crecer. ¡Qué duro es hacerse adulto!" Esto me decía hace unos días mi hija pequeña, que con 25 años lucha independiente por su futuro y por sus sueños batallando con el día a día.

Trabajo, casa, facturas, pagos, decisiones, defensa de sus intereses, hacerse oír, revelarse ante las injusticias, además de la multitud de acciones y decisiones que requieren los problemas o simplemente la actividad diaria con los obstáculos que presenta, dificultando el camino recto y fácil que todos querríamos.

Pero todos hemos pasado por ello y solo nos damos cuenta de lo que hacían nuestros padres, cuando salimos de la comodidad del hogar y nos toca construir nuestra morada.

Sin embargo esos momentos de desánimo y de inquietud de mi hija y sus vicisitudes —aunque también me duelen—, para mí significan valentía, fuerza, lucha, constancia, determinación, propósito y un revelarse ante lo que parece imposible, convirtiéndolo en posible.

Ella misma mira a sus hermanos más mayores y comprende —aceptando más su inquietud e impaciencia—, cuando a semejanza de ella con las cosas del día a día, se le suman los adicionales que además traen los hijos, guarderías, colegios, pediatras, sueño...

La paciencia es una virtud que raramente se pasea entre la juventud, porque son los años los que te hacen saber esperar y saber que la confianza en uno mismo, es la que te hace lograr los propósitos en el tiempo y en el momento necesarios.

La paz interior es difícil pero no imposible y va ligada estrechamente a la paciencia, ganándose con la seguridad que te da el andar, el caminar, el tropezarse y sobre todo el saber que siempre uno puede levantarse y seguir.

El desánimo no debe venir al no ser capaz de hacer cosas grandes, porque las cosas grandes solo vienen cuando no se renuncia a hacer cosas pequeñas. Las cinco mil piezas del puzle nunca se pueden colocar a la vez, sino de una en una hasta que uno ve la imagen definitiva y el sueño realizado.

En la vida uno tiene que ir quemando etapas, como leía en este blog de meditación: "En la vida es frecuente quemar etapas. Pensamos que cuando las hacemos arder es que no va a ser necesario cruzarlas. ¡Pero qué equivocados estamos! La vida es un puente quebradizo formado de tablones de madera enmohecidos, que crujen cuando caminas y que son incluso más inestables que uno mismo. «Avanza y no tengas miedo, dirígete hacia el otro extremo confiadamente porque en el otro lado Alguien te espera con los brazos abiertos»".

Como padre, me duele ver a mis hijos caminar por ese puente y padecer los tropiezos que tiene madurar, pero como padre también me enorgullezco al verlos revelarse contra ellos mismos no esperando que las cosas sucedan sino haciendo y poniendo su empeño en que sucedan.

Yo también siento impaciencia porque quiero que no sufran y porque quiero ver a cada uno allá donde se merecen. Pero mi paz interior llega con la seguridad de ver cumplidos sus deseos viendo que sus dones y capacidades trabajan para cumplir su misión en el mundo. Una misión, un proyecto y un sueño que sin duda verán realizado, porque en cada caída no han dudado ni dudan en levantarse.

Tengo que decir que ellos han leído mi libro "Cierra el paraguas y mójate" y que se han mojado sin miedo, porque solamente se vencen los miedos cuando uno se enfrenta a ellos dispuesto a vencer, sabiendo que la fuerza viene de la valentía, del esfuerzo, de la fe y de la confianza en uno mismo.

Madurar duele y mucho, pero ese dolor y las grandes raíces que genera, es lo que te hace crecer y que tus ramas sean muchas y cada vez más fuertes para soportar el posible peso de los muchos frutos que te va dando ese crecimiento.

Muchas gracias por estar aquí y no te olvides compartirlo, es importante y aporta granitos de arena para llenar el mundo de alegría y felicidad.

Fuente: este post proviene de El podio de los triunfadores, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

Relacionado

Embarazo

O lo que es lo mismo…bebé a término! Lucía ya pesa (según medidas) 2.980. Se acabó el hablar de prematuro, no sabéis la tranquilidad que me da! En cuanto a mí, cada vez me encuentro más cansada, no por tener una gran barriga, que no tengo, pero el dolor de costillas no cesa, la espalda me duele todo el día y ya hay ganas de verle la cara a mi princesa. Empieza a hacer mella en mí la impacie ...

Educación Infantil educación con coherencia educación infantil ...

El cachete asusta, duele y no educa. Cuantas veces habremos visto a esos padres o a esos abuelos dando cachetes en el culete a los pequeños. Pues bien tengo que deciros que el cachete asusta cuando se da. Además duele y no es nada educativo. ¿Por qué no es educativo? muy sencillo; porque no enseña nada. Por el contrario, es un comportamiento agresivo y autoritario. Los niños muchas veces se portan ...

El postparto Lactancia materna Maternidad ...

Yo iba super concienciada al hospital, creyendo que tendría una lactancia tan buena y fácil como la de mi hermana, pero no fue así. Me había grabado a fuego que “dar el pecho no duele“, pero desgraciadamente en mi caso duele… y mucho. Un comienzo difícil Después de un parto muy largo, lo primero que hicieron no fue colocarme al bebé encima, sino llevárselo para comprobar que esta ...

general duelo gestacional embarazo ...

Desde hace dos años el mes de octubre es especialmente doloroso para mí. Parece que fue ayer cuando, pocos días después de enterarme de que estaba nuevamente embarazada, tuve que salir corriendo a urgencias a causa de un fuerte sangrado que desató todas las alarmas. Ni siquiera sabía que llevaba gemelos porque aún no había ido a la primera revisión con el ginecólogo. Pero aun así nada te prepara p ...

Todas hemos escuchado mil y un consejos (y unas cuantas historias de terror) sobre la lactancia. Que si duele, que si salen grietas, que si no la puedes combinar con biberones… Esta información heredada en ocasiones puede provocar que tomemos decisiones diferentes a las que hubiéramos querido, por eso es importante desmitificar la lactancia, para que tu bebé y tú vivan esos primeros meses como sea ...

general fe amistad ...

¿Que hago con el corazón?¿Que hago con mi corazón hoy que me duele tanto? ¿Cómo puedo quitarle las penas a las personas que quiero? ¿De donde saco mas fé para rezar mas fuerte? No, no me mal interpretes, fe tengo, pero a veces siento que no me alcanza... Soy demasiado empática, de verdad me afecta mucho, hoy me siento enferma y cansada, han sido muchas malas noticias en cuatro semanas, dos propias ...

crianza natural amor blog

Muchos me dijeron no vas a poder sola, que esto no será fácil, y tenían razón no pude sola porque tu siempre estas conmigo, nada es fácil en la vida pero realmente lo disfrutó a diario. Tú eres quien cambio mi vida, quien desde ahora tiene las riendas de esta carrera. Puedo quejarme muchas noches, pero disfrutar todo el día. Contigo he aprendido a reír de verdad y llorar con fundamento. Yo soy tu ...

Pequeñas cosas fracaso oportunidad ...

“Dime que me quieres, aunque sea mentira” es una de esas sentencias gloriosas que sólo se escuchan en el cine. Fuera de la pantalla casi nadie osa pedir que le engañen a cara descubierta; pocos andan tan sobrados de valentía, desesperación o instinto suicida. En la vida real lo habitual es aceptarlo con resignación y sin palabras, como quien no quiere la cosa o no se acaba de enterar. ...

Crianza en Positivo

Tomar decisiones es una habilidad. Pensar sobre lo que debe hacerse es una habilidad. Aprender a hacer buenas decisiones es una habilidad. Algunos niños intuitivamente aprenden estas habilidades, pero la mayoría de ellos necesitan ayuda. Las familias influencian este proceso. Los niños pequeños aprenden a tomar decisiones con su familia. Este proceso empieza desde que nacen. Aprender a calmarse, u ...

Mi maternidad Infertilidad bioquimico ...

Como conté en uno de mis primeros post: Mi infertilidad – FIV/ICSI, tuve un embarazo bioquímico durante los tratamientos. Ayer, 15 de octubre, Día Mundial de la Muerte Gestacional y Perinatal, quería hacer hincapié en lo que duele y lo que supuso para mí de cara a las siguientes transferencias y cómo me afectó en el embarazo de Eloy. Después de la transferencia Después de someterme a mi prim ...