Padres y Madres de Hoy Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Reflexiones de una madre: "¿Nos damos permiso para estar donde hay que estar?"

¿Cuándo es el momento de disfrutar de los nuestros, de nosotros?

Hace unos días leí un post en Facebook de Piedad Castellanos que me hizo reflexionar como madre, en el que contaba lo siguiente:

“Anoche, acostada en una tumbona ochentera con vistas a las estrellas, vi una estrella fugaz.

Al ratito apareció uno de mis hijos asustado porque no me encontraba por la casa.
Me vio, respiró, me abrazo.
-¿Qué haces?
-Estaba aquí, mirando las estrellas, ¿te quedas conmigo?
(a él no le gusta mucho mirar las estrellas, me lo ha dicho en varias ocasiones, nunca el porqué)
-Vale, aunque mirar las estrellas me pone triste
-Y eso cariño, por qué te pone triste?
-No sé, porque están como secuestradas, sin poder moverse, siempre en el mismo sitio…. Me da pena.

Nunca cuando he mirado las estrellas las he visto así… Mientras le escuchaba con admiración y ternura… siguió diciendo sin apenas pausa con la anterior reflexión…

Estrellas


-¿Sabes que cuando una estrella muere se convierte en agujero negro?
-Eso dicen, contesté a su pregunta.
-¿Sabes que las estrellas sirven para orientarte y para eso es bueno que “estén” en el mismo sitio?
-Eso dicen, respondió. Me recuerda al campamento.

Nos tapamos un poco más con la toalla de piscina recién quitada del tendedero y entonces le conté que antes de que llegara había visto una estrella fugaz.

-¿Pediste un deseo?
-Sí. Y esta vez, pedí un deseo para mi
-Está guay que ese deseo haya sido para ti.
-Gracias cariño, Sí, si lo es. Si se cumple muchas otras cosas se cumplirán, pero este deseo era para mí.
-Adiós mamá, me meto en casa, tengo frío. ¿Te metes?
-Ahora voy”.

Piedad Castellanos
A Piedad tuve la suerte de conocerla personalmente en un evento organizado en la escuela de negocios que dirige Ana Belén Arcones, cada vez que asisto a este lugar conozco a personas realmente estupendas, cercanas, llenas de talento.

Piedad fue una de ellas, de esas personas a las que te apetece tener cerca, por su forma de ver y vivir la vida y de compartir sus experiencias.

Dicho esto y retomando el contenido inicial de esta reflexión, comenté en el post de Facebook de Piedad que estás conversaciones tan especiales suelen darse más es esta época del año, en la que tenemos un poco más de tiempo para nosotros, para los nuestros y que debería ser un punto de inflexión para empezar el nuevo curso y destinar muchos momentos de estos a lo largo de todo el año.

Piedad me sugirió que escribiera un artículo hablando de ello y tome prestadas sus palabras para convertirlas en titular de este artículo:

¿Nos damos permiso para estar donde hay que estar?

Recorrida ya más de la mitad del verano en el que aún nos queda tiempo para reconectar con lo realmente importante, he querido escribir unas líneas para compartir con vosotros la experiencia de vivir y disfrutar de momentos con los nuestros, sin horarios, sin limites, sin prisas, dándonos permiso para estar donde hay que estar.

Reflexiones de una madre


Este año, después de muchos sin unas vacaciones de verdad, de las que desconectar al 100%, decidimos tomarnos un tiempo para nosotros, sin smartphones (lo justo para orientarnos y hacer fotos) tiempo para hablar, para conocer la historia de otras ciudades y para hacernos un poco niños de nuevo, esta para mi fue la mejor parte.

Reconecte con mi hijo de 13 años, que como muchos a estas edades les importa más lo que dice el youtuber de moda, los likes de sus publicaciones en Instagram y los videojuegos como Fortnite que tienen encriptados a estas nuevas generaciones.

Sus juegos, sus frases (propias de su edad, todos hemos pasado por allí) fueron parte de mi vocabulario esos días, lo que causo entre todos muchas risas, carcajadas, momentos irrepetibles que quedarán en nuestra memoria para siempre.

Durante el viaje nos tomamos tiempo para caminar, entre 18 y 20 km diarios, para descansar en una plaza tomando algo viendo pasar a la gente, las palomas, los pájaros, sentir el ambiente, los sonidos, las costumbres era sin duda otro tema de conversación, para crecer, para aprender, para ver lo bueno, lo que no lo es tanto y todo lo que podemos mejorar como personas y como ciudadanos.

Momentos para compartir


Mi reflexión tras este viaje de reencuentros me dejó como aprendizaje que el trabajo, por mucho que te apasione o te deje poco tiempo para compartir momentos con los tuyos, debe quedarse allí, en el trabajo, en la oficina o en el lugar que dediques para este.

Busca un tiempo para disfrutar con quien realmente te importa, tu pareja, tu familia, tus padres, tus hijos, tus amigos, con esas personas importantes que con el estrés diario a veces olvidamos, aunque en mi caso sean mi motor y mi fuerza, dedico menos tiempo del que se merecen y del que yo merezco para estar con ellos.

Casualmente me llego esto por internet, esas recomendaciones que nos deja caer Youtube dependiendo de nuestras preferencias de navegación y no puedo estar más de acuerdo:

“Los niños no coleccionan horas de reloj, los niños coleccionan momentos” Lucía Galán. Pediatra.



Me encantaría leer tu mejor historia del verano con tus hijos, con tu familia Aún queda tiempo para crear esa colección de momentos que en el futuro tendrán tus hijos para contar.

¿Nos damos permiso para estar donde hay que estar?

Si te ha gustado también te puede interesar:

Carta de una madre a sus hijos para la vuelta al cole

Educar con amor

Reflexión de una madre respecto al uso de la tecnología
Redacción: CMC

Fuente: este post proviene de Padres y Madres de Hoy, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

Relacionado

EMBARAZO MATERNIDAD VIDA ...

Ropa de madre

Es curioso lo rápido que se nos olvidan algunas cosas y lo que perduran otras. El otro día colgué una foto en Instagram con un mono anudado al pecho (podéis ver la foto en la portada de este post). Es bonito, pero desde mi punto de vista actual no es (o era) apto para madres. Yo me lo sigo poniendo porque me encanta, y aunque corro el riesgo de algún día de estos enseñar más de la cuenta, no tengo ...

REFLEXIONES DE UNA MAMA AGOTADA

Este post es una pequeña reflexión sobre la vida y la capacidad de adaptarnos a las circunstancias que a veces retrasan nuestros planes. Es una historia de una mamá un tanto agobiada, agotada y con los planes trastocados. (primera interrupción) Pues si porque hasta la planificación mejor estructurada y hecha se derrumba ante un simple estornudo. ¿Verdad? En un post que escribí hace unos meses os h ...

aborto crecimiento

Reflexiones de cambio

Últimamente me encuentro en una situación de especial reflexión sobre mi vida. No es que planee cambiar nada (a menos a corto plazo) ni que no me guste o no aprecie lo contrario (en realidad lo aprecio mucho) pero ha habido varios cambios a mi alrededor que me han hecho plantearme cómo he llegado hasta aquí. Ya digo que no escribo desde la tristeza ni la melancolía porque los cambios de los que ha ...

amistad amor cariño ...

Hay que

Hay que: Llegar siempre a tiempo...no vaya a ser que nos perdamos de algo realmente bueno. Ser limpios en cualquier aspecto de la vida, tanto como el físico como en lo moral para no infectarnos de nada ni de nadie. Gozar de lo que te haga feliz. Prevenir como va a ser el futuro para no lamentarse después. Amar sin medida y sin esperar nada a cambio. Ir al cine, al teatro, al parque, afuera hay muc ...

cachete cachete a tiempo educación respetuosa ...

REFLEXIONES DE UNA LECTORA SOBRE EL "CACHETE A TIEMPO"

La semana pasada escribí un post sobre los cachetes, que se llamaba "El cachete a tiempo no existe, son los padres". Para mí un post y un tema muy necesario, hay que hablar mucho de ello hasta que cambiemos el chip de una vez por todas y nos demos cuenta de que el cachete no es un recurso, no es la solución. Y una de mis lectoras se sinceró, escribió unas líneas que me llegaron a lo más ...

diario de mamá salir con niños soy mami

"Si hay que aburrirse juntos, nos aburrimos" by Arantxa...

Si no has muerto a la hora de pagar la cuota de las colonias, campamentos, escuelas de verano, o tus padres/madres/suegros o suegro no te han matado ésta mañana al dejarle los niños eres de l@s mí@s y estas en el club de: Verano con niños!! Y como superar éste verano y no morir en el intento? pues la barita mágica no la tengo, ojalá, pero me he propuesto hacerlo sin salir desquiciada y con el obje ...

general leoncito maternidad ...

Malas noches y falta de sueño

Cuando anuncias que vas a ser madre, una de las primeras cosas que te dicen es "aprovecha para dormir, que luego ya no podrás". Y por un lado es cierto, ya que el sueño cambia muchísimo, pero por otro ¡no es acumulativo! Ojalá todo lo que dormí en el embarazo pudiera recuperarlo ahora, o lo de los primeros 8 meses... porque sí, durante los 8 primeros meses dormimos de lujo. Bueno, el pr ...

maternidad humor libros mágicos ...

La madre que nos parió (con sorteo)

Hace tiempo que no me rio tanto con un libro, de verdad, pero a carcajada limpia. Esa risa que te hace estremecerte de arriba a abajo. Es que este libro es brillante. De un humor terapéutico. Un cómic en el que ves plasmada la realidad de la maternidad, sin mentiras, la cruda realidad pero presentada de una forma ilustrada y burlesca que hace que te partas de risa. ¿Has oído decir alguna vez que e ...

Adolescentes (12-18) Infancia (0-6) Niños (6-12)

7 Consejos de una mamá mayor a una mamá joven

Si le preguntamos a una mamá de 60 años que le hubiera gustado saber cuándo ella tenía 30 y los niños aún pequeños, probablemente nos hubiera contestado lo siguiente: 1. No dejes pasar ciertos momentos Probablemente, si le preguntas a tu madre una de las cosas que cambiaría cuando tú eras pequeña, ella te responderá el haberte dedicado más tiempo en tu día a día.  Nuestro ritmo de vida conlleva tr ...