Un Papá en Prácticas Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

De papá a mamá: Bebés con doble personalidad

mamitispapitis.jpg
Hoy os vengo a hablar de una faceta que Maramoto está desarrollando mucho en las últimas semanas: La doble personalidad. Sí, como escucháis. La pequeña saltamontes no se aclara. Y si al comenzar el día dice que blanco, al cabo de unas horas está con que es mejor negro. Y después otra vez blanco. Y luego volvemos al negro. Y así hasta el infinito. O hasta que logramos, a eso de las once de la noche (¡Hemos conseguido ganar una hora al día! Aunque no siempre…), que concilie el sueño. Así que sus papás en prácticas están en estado de esquizofrenia constante y pasan de la alegría al llanto (entiéndase la exageración) en función de las decisiones de una bebé de nueve meses. Ahí es nada.

No me gustan nada las expresiones “mamitis” y “papitis” (ya hablé sobre ello en un post hace unos cuantos meses), pero hoy las voy a utilizar para hacerme entender. Y si ya de paso posiciono en Google, pues mejor. Que seguro que muchos padres primerizos han indagado alguna vez en el buscador de buscadores en busca de alguna referencia sobre la “mamitis” o la “papitis”. Yo os juro que no lo he hecho. De verdad. Lo prometo. Que sí. Bueno… Quizás alguna vez…

En fin, que Maramoto está ahora mismo en una fase en la que pasa de la mamitis a la papitis sin solución de continuidad. Y lo que es peor, esté en el bando que esté, lo defiende como si de verdad sintiese los colores y no fuese una chaquetera que se arrima a la sombra del árbol que más cobija (Había un refrán sobre esto, ¿no?). La pequeña saltamontes se puede levantar un día y a primera hora no querer estar más que con su papá en prácticas. Si la coge la mamá jefa, llora. Si la dejamos en el suelo, llora. Sólo le valen los brazos de su papá. Y su nariz, labios, brazos y pecho, que son un lugar ideal para practicar el arañazo perfecto. Oye, y a mi me hace gracia. Aunque entiendo que a la mamá jefa no tanta…
:-)


Una hora después, sin embargo, cambian las tornas y es la mamá jefa la que sonríe. La peque ya no quiere saber nada de mí (no sé qué hago mal para que se cansen tan pronto de mí las mujeres…) y solo tiene brazos y carantoñas para su mamá. Aparentemente yo no le he hecho nada para que me aborrezca, pero es intentar cogerla y ponerse a llorar. Ahora es del equipo de mamá, así que al enemigo ni agua. Y así, cada equis horas, la personalidad de Maramoto va mutando de forma incesante entre el amor por su papá y la devoción por su mamá. Y todo ello sin causa aparente que explique este comportamiento.

Dentro de nuestra esquizofrenia diaria solo tenemos una cosa clara. Cuando se acerca la noche, todos somos del mismo equipo. Y en ese equipo no hay otra capitana que la mamá jefa (como no podía ser de otra forma).  Mara sabe perfectamente que ella la llevará al sueño feliz. Yo, a esas alturas del día, me conformo con ser un maravillado actor secundario.

Fuente: este post proviene de Un Papá en Prácticas, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

Relacionado

general andanzas lenguaje de signos ...

Los primeros signos: Un sorprendente inicio

Como os comenté hace un tiempo, a finales de junio asistimos a un taller de lenguaje de signos impartido por Ruth Cañadas, de la web Otanana, que, además de suponernos el primer resfriado de Maramoto, nos resultó muy interesante. Lo cierto, sin embargo y si somos sinceros, es que empezamos muy fuerte pero pronto fuimos perdiendo constancia. El agotador ritmo que nos marca el día a día y el hecho d ...

Andanzas

Los cinco tipos de personas que habitan el mundo de mi bebé

Como os comenté al regreso de las vacaciones, durante el verano a Maramoto se le ha soltado la lengua. Su vocabulario, sin embargo, aún es escaso, así que entre palabra y palabra se nos cuelan un sinfín de sonidos que aún no hemos sido capaces de interpretar (tenemos a sueldo a un grupo de expertos en lengua Dothraki para que nos subtitulen las conversaciones). En las últimas semanas la mamá jefa ...

general andanzas bebé ...

3 cosas para las que nunca imaginaste que serviría tu nariz cuando fueses padre

No sé si es el cansancio acumulado que me invita amablemente a delirar, pero lo cierto es que desde que soy un papá en prácticas mi napia parece tener mucha más utilidad más allá de oler y respirar. Será que tengo una nariz poderosa (por no decir grande), pero lo cierto es que la pequeña saltamontes ha visto en ella una curiosa fuente de entretenimiento. También en la de la mamá jefa, que tampoco ...

general andanzas bebés ...

“Mamitis” nocturna

Sé que este post va a gustar mucho a los incondicionales de “esa niña lo que está es enmadrada”, la frase de manual que analizamos hace algunas semanas. Lo sé y les voy a dar el gusto. Para que luego tengan algo sobre lo que cuchichear: - ¿No ves? Si ya te lo dije yo. Todo el día con la madre. Esa niña al final va a estar enmadrada. - Se veía venir. Pero bueno, ya se apañarán ellos. No ...

general andanzas baby led weaning ...

Los dos filtros gastronómicos de Maramoto

Cómo ya os he comentado en alguna ocasión, nuestra pequeña saltamontes no mostró demasiado interés por la comida en un primer instante. Con el tiempo, su interés ha aumentado y también su capacidad para coger alimentos, sean del tamaño que sean, y tragárselos. No podemos decir que sea una glotona, ni mucho menos. Más bien podríamos decir que come como un pajarito. Pero lo cierto es que podemos afi ...

Andanzas

Paternidad y vínculo: Una cuestión de tiempo

En estos últimos meses en los que he tenido menos tiempo del deseado para actualizar el blog han cambiado algunas cosas. La más importante de ellas es mi vínculo con Maramoto. No es que antes no existiese. Diría que ahora, tras un largo proceso, se ha fortalecido y consolidado. Puede que algunos padres y madres, especialmente los primeros, con bebés de características similares a Mara se sientan i ...

Andanzas

La Teoría de la Evolución humana según Maramoto

En un país como el nuestro, cada vez más aconfesional, como demuestra el descenso sistemático en el número de bautizos, comuniones y bodas por la Iglesia (y pese al poder y la capacidad de influencia que sigue manteniendo la institución eclesiástica), no es de extrañar que los niños nos nazcan ya resabiados y desechen de buenas a primeras toda aquella literatura propia de la Biblia respecto a la c ...

Andanzas crianza niñez

Cuando tu bebé se hace mayor

Es difícil precisar cuándo sucede, en qué momento exacto tu bebé se hace mayor. Y no me refiero a mayor de crecer unos centímetros, sino a mayor de sensaciones, de hacer cola en el peaje que conduce a la niñez, en esa frontera difusa que separa a las bebés de las niñas. Maramoto llevaba ya tiempo dándonos señales de ese cambio, de ese salto vital a una nueva etapa. Ha sido con la mudanza y la lleg ...

general para debatir bebé en brazos ...

Frases de manual (#7): “Vosotros la habéis acostumbrado a eso…”

Vaya por delante que tenemos una hija que es una terremoto. Maramoto, para ser más exactos, la ha renombrado la mamá jefa. Una niña que para nuestra suerte, por la noche duerme más o menos bien. Y digo para nuestra suerte porque durante el día no pega cabezaditas de más de 15 minutos si no estás tumbado junto a ella. Y se pasa las horas en movimiento. Brazos y manos por aquí, pies inquietos por al ...

Andanzas adoslescencia crianza

Tierra, trágame

Cuando nuestros hijos empiezan a dominar el lenguaje los padres entramos de lleno en una fase tan divertida (ya comenté en un post reciente, por ejemplo,  las simpáticas conjugaciones que hacen de los verbos irregulares) como tensa, porque a la vez que ellos hablan por los codos, lo hacen sin filtro alguno, disparando a discreción sin atender a las consecuencias. Por regla general, éstas consecuen ...