comunidades

Castigos ¿Sí o no?

¿El castigo como recurso para educar es adecuado?

En casa no somos de aplicar castigos prácticamente nunca, aunque eso no significa que vivamos sin normas y que algunos actos no tengan sus consecuencias.





¿Qué diferencia hay entre castigo y consecuencia?

Es una línea fina, no nos vamos a engañar; al final, lo normal es que los castigos sean también consecuencia de algunos actos o situaciones; no obstante, un castigo normalmente es un ataque a la moral o a los sentimientos de la persona que lo sufre (y la mayoría de las veces también supone un sentimiento de culpa al que lo impone) y es algo muy tajante. Muchas veces, además, no tiene relación con el hecho que ha provocado ese castigo. Las consecuencias, en cambio, son actos que se derivan de acciones concretas y conocidas, normalmente a partir de unas nombras establecidas (ya sabes que si no recoges no podrás mirar la tele). Además, las consecuencias nunca van a ser tan duras o agresivas como un castigo; como no se ha cumplido una parte del trato establecido, no se puede tener algo.

Muchas veces los castigos van de la mano de las amenazas, de las que ya os hablé hace algunas semanas; las consecuencias, en cambio, vendrán precedidas por avisos que informen del incumplimiento de las normas.

Hemos visto en algunos casos que hay gente que abusa del castigo: te quedas sin merienda, no puedes jugar, te vas a una habitación solo a pensar en lo que has hecho (¿?). Si ya de normal pensamos que son poco efectivos, si se producen de forma continuada aún lo serán menos… total, al final van a acabar castigados hagan lo que hagan. Creemos que esto hace que los niños tengan menos respeto a las normas.

Los castigos no nos parecen una herramienta adecuada, pero eso no quiere decir que nunca los hayamos usado; las contadísimas situaciones en las que hemos puesto en práctica algo del estilo ha sido tan traumático para nuestra hija que no hemos sido capaces de llevarlo hasta al final. Simplemente con tenerla sentada en algún sitio 5 minutos es ya una humillación tan grande que lo pasa fatal. No vemos necesidad en que pase por esas situaciones para que aprenda la lección.

Acostumbrémonos a hablar, a explicar las cosas; no olvidemos que muchas veces estamos tratando con pequeños seres humanos que pueden no estar entendiendo todo lo que les estamos pidiendo; tengamos paciencia y aplaquemos los nervios como podamos. Y, si no podemos, dejemos que gestione la situación otra persona o desahoguémonos 2 minutos en el lavabo encerrados, pero intentemos que la ira que puede desatarse en algunos momentos no nos haga hacer cosas de las que nos podemos arrepentir.

Ojo! Aquí únicamente he estado hablando de los castigos verbales... si ya me parecen crueles poco adecuados éstos, imaginaos qué pienso de los físicos: Una atrocidad.

Y vosotros, conseguís usar las consecuencias? O acabáis castigando?

Fuente: este post proviene de Blog de yanopadrenovato, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos

Relacionado

autoayuda padres psicólogo online ...

Castigos vs Consecuencias: Enséñale a tu Hijo/a la Diferencia

Al practicar una disciplina saludable con nuestros hijos es necesario diferenciar entre Castigos Vs Consecuencias. No es lo mismo agotarnos gritando, o rompernos la cabeza para darles un castigo merecido, que lograr que piensen en las consecuencias de sus actos. Cuando trabajo con padres de adolescentes, nuestras conversaciones inevitablemente se van hacia la disciplina: “¿Cómo consigo que ...

Crianza con apego Entrevista crianza con apego ...

Educar sin castigos. Entrevista a Mireia Long

La crianza de los hijos/as es una de las cosas más bonitas que nos pasan en la vida, pero sin duda, nadie dijo que fuera fácil. A menudo, muchas madres y padres, nos encontramos con situaciones que nos desbordan y no siempre sabemos como afrontar. Una de las preocupaciones más comunes de las familias es adquirir herramientas para Educar a nuestros hijos/as sin castigos, amenazas ni gritos. Por ell ...

¿Es bueno castigar para educar?

Si te estás preguntando esto vas por buen camino a la hora de educar a tus hijos. Seguramente de pequeño te educaron mediante castigos y premios y piensas que estuvo bien y que eres una persona educada gracias a ello. A pesar de esto aún te preguntas ¿Es bueno castigar para educar? ¿Es el castigo un método efectivo? Tal vez piensas que sí. Pero, si eres sincero contigo mismo, muchos de esos castig ...

general paternidad gañán

Educar Sin Premios Ni Castigos 'El Dichoso Pijama'

La semana pasada acudí a un curso de la Escuela de Padres y Madres que organiza gratuitamente el ayuntamiento de Barakaldo. Son unas charlas que van itinerando por las salas que les ceden los colegios del municipios. La temática de los cursos es variada y yo conseguí cuadrar mi agenda para ir a la primera sesión del que se titulaba "EDUCAR SIN PREMIOS NI CASTIGOS". De todas manaras en ...

Comunicacion respetuosa Consejos para padres y madres Experiencias reales

Refuerzo positivo o alternativa al castigo

En su libro “Como hablar para que los niños escuchen y cómo escuchar para que los niños hablen” Adele Faber y Elaine Mazlish explican que en muchos de los grupos de padres que ellas gestionaban, surgía a menudo el tema del castigo. “Pero ¿por qué castigas a tu hijo/a ante determinada conducta?” preguntaban ellas a esos padres confundidos. – Porque si no castigo, el niño trata de salirse con ...

general educación educación emocional ...

Una alternativa a los castigos y las amenazas

¿Qué padre no se ha desesperado por repetir tres o cuatro veces seguidas a su hijo que haga (o no haga) una cosa sin resultado? ¿Y quién no ha echado mano de la posibilidad de un castigo, de un premio, de un grito o de un pequeño chantaje emocional? ¿Pero es posible educar de otra forma? Hay una alternativa que defiende la pedagoga, orientadora y formadora familiar Leticia Garcés, de Padres Formad ...

general tips para padres crianza ...

En esta casa no castigamos

Antes de ser madre estaba convencidísima de cómo iba a educar a mi hija: La dejaría llorar en la cuna, en su habitación, para que no se acostumbrara a los brazos y aprendiera a dormir. Le daría biberón para que su alimentación no dependiera solo de mí y aprendiera a relacionarse con los otros desde bien pequeña. Y también, y casi lo más importante, moldearía su comportamiento con un sistema clar ...

aprendizaje crianza natural inteligencia emocional ...

SI la palabra 'límites' no te gusta, prueba con esto, con tus hijos

Con o sin limites

La palabra límites no me gusta. Siempre la he sentido relacionada a castigo, a normas estrictas. Siempre me ha sonado opuesta a libertad. Por ello, cuando leía la revista Edúkame de este mes, me sorprendía la frase: ” Los límites aportan seguridad para aprender con libertad” Lo primero que aprendo al empezar a leer es que la palabra disciplina, que me gusta tan poco como límites, viene ...

La mamá que quiero ser Maternidad y Crianza criando con respeto ...

Criar sin premios ni castigos

Unas semanas atrás asistí a un taller de disciplina colaborativa para padres. El titulo me llamaba la atención: La disciplina colaborativa. Educar sin castigos ni recompensas La parte del castigo creo tenerla ya hace tiempo dominada, porque fue de las primeras cosas que de forma consciente descarté en mi crianza. Entender las consecuencias sí, castigar no. Pero el tema de los premios y las recompe ...